latercera.cl

15 de noviembre de 2008

MUNDO

Cristina Fernández veta la ley de protección de glaciares

La prensa argentina sostuvo que la medida favorece el proyecto Pascua Lama.

DPA


14/11/2008 - 15:26

La Presidenta de Argentina, Cristina Fernández de Kirchner le ordenó al Congreso la revisión de la ley de protección de los glaciares, que había sido votada por unanimidad y prohibía la exploración y explotación minera o petrolífera donde se encuentren estas masas de hielo.

Kirchner firmó una "observación" en el decreto 1837/2008 que impide la entrada en vigencia de la ley 26.418, sancionada el 22 de octubre pasado, y la envía al Poder Legislativo para su nuevo tratamiento.

La jefa de Estado sostuvo que de acuerdo a los argumentos de la Secretaría de Minería de la Nación, "el establecimiento de presupuestos mínimos no puede limitarse a la absoluta prohibición de actividades".

"En este sentido ­afirmó­ la prohibición de la exploración y explotación minera o petrolífera, incluyendo aquellas que se desarrollen en el ambiente periglacial saturado en hielo, daría preeminencia a los aspectos ambientales por encima de actividades que podrían autorizarse y desarrollarse en perfecto cuidado del medio ambiente", agregó el documento.

Según informa hoy el diario Crítica, la decisión "favorece un negocio de tres mil millones de dólares", en referencia al emprendimiento minero Pascua Lama, uno de los yacimientos a cielo abierto más grandes del mundo, operado por la multinacional Barrick Gold, en la frontera entre Chile y la provincia argentina de San Juan.

Una fuente "inobjetable de la industria" explicó al periódico que "detrás del veto está el gobierno sanjuanino".

"Es muy concreto: la norma impedía cualquier tipo de operación por encima de un glaciar y Pascua Lama necesita detonar y trasladar de un lado a otro los glaciares que está explotando en San Juan. Es lógico: no se iban a perder el negocio minero más grande de Sudamérica, una fortuna de tres mil millones de dólares", señaló la fuente citada.

En la provincia de San Juan existen más de 180 proyectos mineros de los cuales el 90 por ciento está ubicado en zonas de glaciares.

La ley, además de prohibir trabajos sobre la superficie helada, se proponía en sus artículos 3, 4 y 5 realizar un inventario de cada uno de los glaciares del país, para poder fotografiarlos y controlarlos por satélite.

Sin embargo, el decreto, utilizando argumentos de Cancillería, sostuvo que "la gran mayoría de los glaciares que están ubicados en el territorio continental argentino se encuentra en las adyacencias del límite internacional con la República de Chile, en áreas que se encuentran aún pendientes de demarcación, y la inclusión o exclusión de glaciares en el inventario puede tener efectos en relación con los trabajos de demarcación en curso".

No obstante, según señala Crítica, Chile inventarió hasta 2007 cerca de 1.835 glaciares repartidos en una superficie de 15.489,8 kilómetros cuadrados, de acuerdo a trabajos del Laboratorio de Glaciología.

Con el decreto, los glaciares argentinos quedaron sin protección jurídica, por lo que la ley deberá ser tratada nuevamente en el Congreso.

Norberto Ovando, experto de la Comisión Mundial de Areas Protegidas de la Unión Mundial por la Naturaleza, sostuvo que el objetivo de la Ley "era proteger el agua".

"El agua vale más que el oro y sobre los glaciares pende la amenaza de un daño irremediable de llevarse a cabo los proyectos mineros", concluyó el especialista.