latercera.cl

3 de mayo de 2008

MUNDO

Insulza advierte que conflicto en Bolivia podría "dividir el país"

"Ninguno se atreve a decirlo, pero es así", afirmó el secretario general de la OEA ante el Consejo Permanente de la organización, reunido expresamente para estudiar el conflicto boliviano.


02/05/2008 - 22:45

El secretario general de la OEA, José Miguel Insulza, advirtió hoy que el conflicto entre el gobierno y algunos prefectos departamentales en Bolivia podría "conducir a la división del país".

"Ninguno se atreve a decirlo, pero es así", afirmó Insulza ante el Consejo Permanente de la Organización de los Estados Americanos (OEA), reunido expresamente para estudiar el conflicto boliviano y que se fue a un receso sin la existencia de un consenso sobre una resolución.

La división en el seno de la OEA consiste en si el conflicto en Bolivia es interno o no.

Estados Unidos, Canadá y los países caribeños, agrupados en el CARICOM, rechazan que la OEA emita una resolución que vaya más allá de un llamamiento a la calma, según explicaron fuentes de la organización.

Para ellos, el conflicto entre el gobierno boliviano y los prefectos de varios departamentos del oriente del país es un problema interno en el que la institución panamericana no debe intervenir.

Por el contrario, todos los países sudamericanos y México, que forman el grupo ALADI, y los países centroamericanos, en el SICA, apoyan una resolución de apoyo al gobierno boliviano, según explicó el embajador venezolano, Jorge Valero.

La resolución propuesta por Bolivia, y aceptada con escasas modificaciones por ALADI y SICA, reafirmaría la supremacía de la Constitución boliviana, el ordenamiento jurídico e institucional del país y la soberanía e integridad territorial de Bolivia.

Durante el Consejo, Insulza propuso una solución de consenso que incluya tres puntos: reafirmar la integridad territorial de Bolivia, apoyar la democracia del país y hacer un llamamiento para que no se desate la violencia.

El secretario de la OEA para asuntos políticos, Dante Caputo, advirtió que la amenaza de la violencia sigue siendo real en Bolivia. Insulza añadió además que "puede durar mucho tiempo y dejar huellas imborrables".

En la reunión del Consejo Permanente el canciller boliviano, David Choquehuanca, pidió al organismo que se pronuncie inequívocamente en favor del gobierno.

La OEA "no puede cerrar los ojos" ante la "acción separatista" de los prefectos, afirmó Choquehuanca, que es "incompatible con el Sistema Interamericano y la Carta Democrática Interamericana".

Choquehuanca insistió en que el referéndum sobre el estatuto de autonomía que el departamento de Santa Cruz celebrará el domingo es "ilegal" e "inconstitucional".

El de Santa Cruz es el primero de una serie de referendos que pretenden realizar también los departamentos de Beni, Tarija, Cochabamba y Pando. Los cinco departamentos forman la llamada "media luna" oriental, que acumula la mayor parte de las riquezas del país.

DPA

EL DÍA