latercera.cl

2 de julio de 2008

NACIONAL

Río Mapocho ya no tendrá aguas servidas para el 2009

Comenzaron los trabajos del proyecto de Aguas Andinas, Mapocho Urbano Limpio.

Angélica Baeza Palavecino


01/07/2008 - 12:37

Un río limpio para el 2009. El ambicioso proyecto de la empresa Aguas Andinas, "Mapocho Urbano Limpio", pretende cerrar las 21 descargas de aguas servidas que aún tiene el río de Santiago, construyendo un colector de alrededor de 28,5 kilómetros de largo.

El trabajo consiste en construir un colector que va entre los 2 a 4 metros de diámetro, de forma paralela al río, "ese colector se construye mediante piques de 500 metros, el tubo va a interceptar todas las descargas de aguas servidas, entonces en lugar de caer esas aguas al río, lo hacen en el colector y se trasladan hacia nuestras plantas en el sector poniente, en La Farfana y El Trebal", explicó el jefe de comunicaciones de Aguas Andinas, Cristián Esquivel.

El conducto comenzará en la Rotonda Pérez Zujovic, atravesando nueve comunas de Santiago, para terminar en las plantas de Maipú y Padre Hurtado.

Este mismo tratamiento tuvieron las aguas del río Maipo y Zanjón de la Aguada, los que ya han aumentado el porcentaje de saneamiento de aguas en la capital. La empresa sanitaria, dentro de su plan de desarrollo tiene la meta de llegar a un 100% de saneamiento de las aguas servidas para el Bicentenario. En la actualidad hay un 70% completo, lo que aumentará a un 85% cuando termine este proyecto.

En cuanto a los posibles imprevistos con los que se podrían encontrar los trabajadores al construir el colector en el sector de Santiago Centro, Esquivel sostuvo a La Tercera.com, que "se ha hecho todo tipo de trabajo previo, esto tuvo una participación ciudadana previa, hubo un estudio de impacto ambiental, se están haciendo todo tipo de sondajes, donde están los piques, etc. Esta es una obra que no va a tener problemas para la ciudadanía en ningún caso".

PLAZOS Y COSTOS
Para fines del 2009 comenzaría a funcionar el nuevo proyecto de Aguas Andinas. "Serán 18 meses de trabajo y el costo que tendrá serán de alrededor de 113 millones de dólares. El gasto que tendrá esta iniciativa para los usuarios serán de 15 pesos por metro cúbico. "Este es el cambio de historia, el río históricamente ha tenido aguas servidas y en el futuro no habrá", dijo Esquivel.

Sin embargo, el color de las aguas no cambiará, debido a que su tono turbio es otorgado por el afluente que recibe del Maipo y de otras corrientes. "Los beneficios son que tendremos un río sin aguas servidas, no va a haber contaminación en niveles de fecas, el río solamente tendrá lo que son aguas naturales y no va a cambiar su color, porque éste se lo da el río Maipo y el canal San Carlos. Los olores van a disminuir ostensiblemente y se podrá recuperar la flora y fauna que hoy día está destruida", sentenció Esquivel.


EL DÍA