latercera.cl

2 de agosto de 2008

TENDENCIAS

Expedición de la Nasa descubre miles de fósiles en desierto de Atacama

El hallazgo de restos animales se produjo en forma inesperada mientras científicos recorrían cavernas en la Reserva Nacional Los Flamencos.

Débora Gutiérrez /Ricardo Acevedo


01/08/2008 - 09:03

"Cuevita de huesos": La pared descubierta de fósiles fue hallada a 37 metros de profundidad. Ahí los expertos se toparon con lodo.

Fósiles de animales: Numerosos huesos y cráneos fosilizados fueron encontrados en la caverna Chulacao, ubicada en el Valle de la Luna.

Sumergidos a más de 37 metros de profundidad, escalando entre los intrincados muros de una caverna en pleno desierto de Atacama, un grupo de científicos estadounidenses fue testigo de un inesperado hallazgo. Tras escalar sin cuerdas ni accesorios por más de cuatro metros en busca de una zona horizontal donde poder caminar, los expertos descubrieron "cientos de miles" de huesos fósiles de animales mezclados con ramas de árboles empotrados en una pared.

Se trata de la caverna Chulacao, ubicada a 12 km de San Pedro de Atacama, en el corazón de la Reserva Nacional Los Flamencos (II Región). Aunque el hallazgo es preliminar y aún no existe análisis de los fósiles encontrados, el científico Judson Wynne, del Instituto Seti de la U. de Arizona del Norte (EE.UU.), describe en su blog que el equipo está muy entusiasmado con el descubrimiento.

GENTE PREHISTÓRICA
"No tengo certeza si estos animales fueron arrojados a los túneles de esta caverna por gente prehistórica o si éstos quedaron atrapados debido a  una antigua inundación en una porción de sedimento no consolidado de la cueva. Cualquiera sea el mecanismo que explique por qué están ahí, para nosotros es un hallazgo increíble", escribe Wynne en su blog (http://jjudsonwynne.blogspot.com).

La expedición, financiada por la Nasa y que dirige el experto estadounidense, tiene un fin muy distinto al descubrimiento de huesos. "Ellos buscan detectar cavernas con determinados métodos -infrarrojos y térmicos- para simular la exploración en Marte. Obviamente no se pueden realizar estos experimentos en ese planeta, por lo que se buscan escenarios que se parezcan, como nuestro desierto", explica el profesor Guillermo Chong, geólogo de la U. Católica del Norte y la contraparte chilena de la investigación.

En un artículo publicado en el portal LiveScience, Wynn explica que en Atacama se realizan pruebas de varios instrumentos, los que podrían servir para detectar cuevas en Marte que eventualmente preserven rastros de vida pasada o sirvan de refugio para astronautas.

BUSCADORES DE CAVERNAS
Los científicos en Atacama pretenden entender qué buscar en un ambiente similar en el  terreno marciano y cómo hacerlo. La idea es detectar la existencia de cuevas en Marte utilizando imágenes infrarrojas. Las huellas del calor de una cueva son diferentes del calor circundante, por lo tanto, esto permitiría incluso identificarlas desde el espacio.

Según Wynne, el aire alrededor de la entrada de una cueva puede ser más caliente o más húmedo de lo que están las rocas a su alrededor. En efecto, otro hallazgo del equipo científico en la cueva Chulacao en el turístico Valle de la Luna fue encontrar rastros de humedad e, incluso, lodo a 37 metros de profundidad.

"Es sin duda el desierto más seco del mundo y hemos detectado agua en una cueva lejos de cualquier fuente de agua conocida", dice el experto. El profesor Chong, sin embargo, dice  que ocasionalmente se puede encontrar agua en este tipo de cavernas, ya que son en realidad formaciones que surgen producto de la acción del líquido subterráneo. "Estas cuevas son de génesis hídrica", concluye.

EL DÍA