latercera.cl

8 de noviembre de 2008

CULTURA

Versión de Metrópolis que podría ser original se descubrió en Cineteca de la U. de Chile

Una versión del clásico alemán estuvo décadas guardada. En un formato obsoleto, pero que podría ser cercana al original. Se mandará a Alemania para verificar su duración.

Jorge Letelier


07/11/2008 - 08:45

Hace algunos meses una versión que se creía perdida de Metrópolis encontrada en Buenos Aires remeció a los fanáticos de todo el mundo. Hoy, un nuevo capítulo puede agregarse a esta historia digna de la mejor Ciencia Ficción, pero con sabor local: una copia posiblemente original del filme fue encontrada en la Cineteca de la Universidad de Chile.

Hallada en formato 9,5mm, la copia del clásico de Fritz Lang permaneció durante décadas en las bodegas de la Cineteca y recién en el 2005 se descubrió que se trataba de una versión posiblemente muy similar al montaje que circuló en Alemania para su estreno comercial de 1927.

"Las latas sólo decían Metrópolis", explica Luis Horta, restaurador y encargado técnico de la Cineteca. "Chequeamos y vimos que era una rareza ya que se trataba de una versión en 9,5 mm, formato que está obsoleto, y que tiene una perforación al medio y no al costado como el 35mm. Eso hace que sea imposible proyectarlo", cuenta sobre el hallazgo que la próxima semana partirá -por mediación del Goethe Institut- hacia Alemania, a la Fundación Murnau (dueña de los derechos del filme) para su verificación.

El formato de 9,5mm era casero y destinado al consumo privado. "El problema del 9,5mm era que la fábrica Pathé se fue a la quiebra porque surgió el 8mm de la Kodak, aunque se sigue haciendo hasta los años 40, pero de manera reducida", explica Horta.

La razón por la que recién hace poco tiempo se descubrió esta versión, es que para el Golpe Militar el director de la Cineteca universitaria, Pedro Chaskel, cambió los rótulos de algunas películas para evitar que fueran destruidas por los militares. Así, esta rara versión pasó "disimulada" y así fue como también se descubrió hace poco el primer corto de Raúl Ruiz, La Maleta.

La historia recomienza el 2005, cuando Chaskel retoma su puesto de director de la Cineteca de la U. de Chile, que había tenido que abandonar tras el Golpe Militar. Unos diez años antes, parte de las 2.000 latas (unos 800 títulos aprox.) habían pasado a la Fundación Imágenes en Movimiento, donde nadie las clasificó ni revisó. Ese año regresaron a la Cineteca y el 2006 se produce el descubrimiento.

Para determinar de cuál versión se trata, Horta explica que "las películas tienen huellas, y cada vez que haces una copia esta va quedando ahí. Si viene de un negativo se puede determinar por sus marcas de inicio, de final y sus códigos. Además, que sea en idioma español es otro dato importante porque venía de España, por lo tanto es una edición europea. En los años veinte los alemanes sacaban ediciones para Europa y de ahí partían para otras partes. Dicho de otra forma, las marcas que encontré en la película son de una generación. No podemos asegurar su autenticidad pero sí podemos decir que viene de negativos originales".

Horta se refiere a la versión comercial que circuló de Metrópolis en Alemania, que tenía cerca de 170 minutos. Las confusiones respecto a las diferentes versiones del filme de Lang son legendarias ya que esta duración fue reducida por el propio Lang de los 210 minutos de su premiere del 10 de enero de 1927.   A los pocos meses, el estudio hollywoodense Paramount compró los derechos para EE.UU. y redujo la duración a 120 minutos. Ya a esa altura, la versión "alemana" había salido de cartelera (fue un fracaso comercial) y esta versión se extravió supuestamente para siempre. En el 2001, la propia Fundación Murnau hizo una restauración en base a varias copias y logró agregarle algunas escenas, los que aumentaron su duración a 147 minutos.

Al parecer, esta copia correspondería a la versión comercial de 1927 (170 minutos) y que podría ser similar a la versión encontrada en Buenos Aires. Este dato es difícil de corroborar, ya que la proyección en esos años era de 18 cuadros por segundo (hoy es a 24), lo que sumado a la inexistencia de proyectores en 9,5mm, redunda en que sólo en la Fundación Murnau podrán determinar la duración exacta y a que versión pertenece. Según estima Horta, el proceso de verificación oscilará entre los seis meses y un año.

El descubrimiento no se hizo público el 2006 porque la prioridad de la Cineteca fue recuperar filmes de Raúl Ruiz, Helvio Soto y Miguel Littin, como La Maleta, corto de Ruiz presentado en el Festival de Valdivia. El descubrimiento tomó cuerpo en una conversación con la presidenta de la Federación Internacional de Archivos Fílmicos, donde Horta mencionó que poseían una copia en 9,5mm del filme, y de inmediato la personera lo contactó con la Fundación Murnau. "Ellos quedaron impactados. Nos dijeron por favor mándenos la película, por favor envíe información, nosotros pagamos todo".

Metrópolis corresponde a una de las tres películas con que la Cineteca de la U. de Chile empezó a funcionar en 1960. Donada por un particular, se sumó a El gabinete del Doctor Caligari (1919, que luego fue robada) y la monumental versión de Napoleón de Abel Gance (1927), proyectada en su momento en tres pantallas simultáneas. Pero no es la única rareza que posee la Cineteca. Hay películas de una popular actriz danesa del periodo mudo, Asta Nielsen, por la que también han empezado a intercambiar información con la Filmoteca danesa, ya que ellos están preparando un lanzamiento de los filmes de la actriz, y es posible que esta cinta no esté en su país de origen.

También están trabajando en un filme llamado El león de Mongolia, de Jean Epstein. "Nosotros hicimos un trabajo con la Cinemateca Francesa. Ellos la tenian en blanco y negro, y nosotros tenemos una copia en 9,5mm pero en colores. Ahí se está haciendo un trabajo de chinos, sacando fotografias a cada fotograma, para que ellos puedan volver a ponerle color a la versión que tienen", explica Horta.