latercera.cl

5 de agosto de 2008

ESPECTÁCULOS

Agitado primer día de nuevos animadores del Festival

Esta mañana, Felipe Camiroaga y Soledad Onetto fueron presentados oficialmente ante la prensa, como los nuevos anfitriones de la Quinta Vergara.

Andrea González, Viña del Mar


04/08/2008 - 17:28

Se acabaron las especulaciones. Hoy se oficializó la dupla que estará a cargo de la conducción de los 50 años del Festival de Viña del Mar.

Se trata del Felipe Camiroaga y la periodista Soledad Onetto, quienes esta mañana llegaron hasta el Salón Pacífico del Casino de Viña del Mar para ser presentados ante la prensa, por la alcaldesa Virginia Reginato y el productor ejecutivo del certamen, Paulo Ramírez.

"Estoy segura que fue una buena elección" afirmó la edil, quien además aprovechó la oportunidad para desear "la mejor de las suertes a esta maravillosa dupla".

"Estoy muy feliz, estoy totalmente dichosa. Hoy ha sido un día de tremendo entusiasmo, y si bien no nos está acompañando el sol, para mí y para Canal 13, y espero que también para canal 7, haya salido un sol esplendoroso con la elección de esta pareja. Creemos que lo vamos a hacer estupendamente bien", expresó la animadora que subirá al escenario de la Quinta Vergara junto a a Camiroaga.  

"Partner, de aquí en adelante comenzamos a trabajar", agregó la periodista, refiriéndose al conductor de Buenos Días a Todos, y quien animadamente respondió "entonces, reunión en mi casa hoy en la noche. Ya tengo muchas ganas de estudiar".

Con respecto al bullado beso que cada año protagonizan los anfitriones del espectáculo como parte de la apertura de la primera jornada, el Halcón de Chicureo afirmó que este año será difícil sobrepasar la valla que dejaron sus antecesores Tonka Tomicic y Sergio Lagos, y anticipó que "no besaré" a Soledad Onetto. "Soledad está casada y yo nunca he besado a una mujer casada y jamás lo volvería a hacer", bromeó Camiroaga. Onetto, en tanto, aseguró que "el único miedo que tengo es el beso con Felipe. Eso es lo único que me asusta", agregó la también conductora de docureality de la señal católica, Cásate Conmigo.

Sobre la opción de Rafael Araneda que fue declinada por TVN, Camiroaga aseguró que la decisión de los ejecutivos podría no haber sido la más acertada. "Ellos (ejecutivos) siempre se equivocan. No conversé con Rafael Araneda y tuve el teléfono malo el fin de semana, así que no tuve contacto. Pero lo importante es que quiero hacerlo lo mejor posible".

En tanto, la conductora de noticias, quien lució muy sobria en el vestuario y con bastante calma, aseguró estar un poco nerviosa por la gran apuesta que Canal 13 hizo en su elección. "Me tomo el desafío de Viña como algo muy importante en mi carrera", explicó.

Mientras, durante la tarde, la nueva dupla del Festival asistió a un almuerzo con los ejecutivos de ambas casas televisivas, en un prestigioso restaurante de la Ciudad Jardín, para luego regresar a Santiago y continuar con las actividades que desde hoy, deberán realizar ambos animadores.

Trascendió que la producción del evento, pagará  más de 100 millones de pesos entre ambos animadores. Onetto llegó a un acuerdo de 40 millones por su participación en el certámen, mientras que Camiroaga lo hizo en 65.

 

EL DÍA