latercera.cl

29 de septiembre de 2008

ESPECTÁCULOS

Los excéntricos requerimientos de 50 Cent para su show en Chile

El hip hopero que actúa el 30 de octubre en el país, se alojará en la Suite Presidencial del Hotel Sheraton y entre sus exigencias destacan 18 litros de agua vitaminizada y mesas con manteles de lino.

La Tercera.com


28/09/2008 - 14:07

Es una de las figuras más destacadas de la escena hip hop mundial. La vista de 50 Cent junto a Lloyd Banks y Tony Yayo, sus compañeros de G-Unit, el próximo 30 de octubre en el Arena Movistar, salda una deuda con el público seguidor de este estilo en Chile, donde la visita de grandes cultores del género casi no ha existido. 

El músico multiplatino más cotizado del momento, varias veces número 1 en los rankings de Bilboard, cuenta con 10 Discos de Platino y 5 de Oro a su haber y ha sido alzado por la revista Forbes como el rapero con más dinero del planeta, gracias a una fortuna calculada en 150 millones de dólares que le permite ser dueño de un sello, la línea de ropa G-Unit, su propia marca de agua mineral, protagonizar un juego de Play Station, aparecer en un capítulo de los Simpson y tener una destacada carrera en el cine, donde acaba de estrenar su última cinta Righteous Kill, protagonizada por Al Pacino y Robert de Niro.

Todas estas facetas que demuestran el ojo empresarial del artista y también sus gustos, que en su visita a nuestro país ha hecho expresa a través de los "excéntricos" requirimiento a los que las grandes estrellas acostumbran.

Sobre esto, el artista que viene con un staff de 22 personas, entre las que se cuentan su personal trainer y su barbero personal, se alojará en la Suite Presidencial del Hotel Sheraton, que con sus 300 metros cuadrados tiene un valor cercano a los 3 millones de dólares. De igual forma, pidió un menú compuesto por pechugas de pollo sin hueso ni piel, Filete Mignon bien cocido, papas al horno con crema ácida y queso americano acompañado todo de un surtido de verduras al vapor y servido en vajillas de porcelana al estilo buffet, a la temperatura adecuada y en mesas con manteles de lino.

Además, pidió frutas enteras y trozadas, 18 litros de agua vitaminizada de diferentes sabores, 12 latas de Coca Cola, 12 de Sprite y una buena cantidad de envases de agua mineral, jugos orgánicos de manzana y naranja, bebidas energéticas Red Bull, cervezas Heineken y una caja de coñac Hennesy.

Como buen estadounidense, las golosinas no faltan y el músico exigió una buena dosis de Jolly Ranchers, Twizzlers, Snickers, Kit Kats y chicles sin azúcar.

Otro de los puntos importantes relacionado con sus requerimientos es el camarín, el que entre otras cosas debe tener varios espejos, baño privado, dos sofás, decoración en las paredes, 12 toallas blancas nuevas, 12 de color oscuro, alfombras y un "Boom Box", radio gigante con casete y cd que usan los hip hoperos.

La empresa encargada de la visita a Chile de "El Joven César", apodo que le dieron en su adolescencia, evalúa además la posibilidad de hacer una fiesta luego del concierto, por expresa petición del músico.

El precio de las entradas varía entre $ 9.000 y $ 36.000 pesos y se pueden adquirir a través del sistema Ticketmaster.