latercera.cl

12 de noviembre de 2008

Fútbol

Los Obama llevan el fútbol a la Casa Blanca

El presidente electo de los Estados Unidos disfruta del deporte rey y sus dos hijas lo practican con gran pasión.


12/11/2008 - 12:14

Barack Obama llega a la Casa Blanca con la promesa de un giro total a la cuestionada administración de George W. Bush. Un cambio que también abarcará al deporte dominante en el domicilio de presidentes de los Estados Unidos.

Los Bush representan a la típica familia conservadora de la zona centro de la potencia del norte, cuyo deporte favorito es el béisbol, de hecho, el actual mandatario fue dueño de los equipos de la liga, los Texas Rangers.

Claro que ahora el béisbol dará paso al fútbol con la llegada de los Obama a la cabeza del gobierno, según afirma el diario español As. "Con la salida de George Bush de la Casa Blanca se marcharán con él las botas vaqueras y llegarán los botines de fútbol", afirma la publicación.

Esto porque las dos hijas del presidente electo de los EE.UU. son fanáticas del balompié y los practican regularmente. "Malia y Sasha juegan en la AYSO, la organización nacional de fútbol aficionado más grande de Estados Unidos".

Según As, el ex senador por Illinois acompaña constantemente a sus hijas en los partidos, incluso, siguió clases para instruirse de las reglas y constantemente ensaya con Malia y Sasha la forma cómo mejor pegarla al balón.

CUESTION DE RAICES
El deporte preferido para el presidente electo es el blásquetbol, incluso llegó a ser campeón estatal en Hawai, pero cuando vivió en Indonesia se impregnó de la pasión del fútbol.

De ahí viene el gran apego de las hijas Obama por el balompié. Por el momento, y pese a la ajustada agenda que tendrá después que asuma, Barack ya se comprometió a mantener la tradición de ir a cada partidos de sus hijas y de ser su más cercano entrenador.