El básquetbol pierde la cabeza

Inicio del sexto partido entre Ancud y Valdivia.

El descontrol es grande: a la manga ancha a la violencia se suma la renuncia a cuentagotas de su directiva.


Los incidentes en camarines tras el partido entre Ancud y Valdivia, por la Liga Nacional de Básquetbol, develan cada vez más problemas en la competencia. La aparente desidia con que las autoridades reaccionan ante eventos disciplinarios podría tener en la propia organización su origen: hoy el directorio de la LNB funciona con apenas la mitad de sus miembros, pues el resto renunció hace algunas semanas. Y los que quedan ya enviaron a los clubes una carta notarial con su dimisión, que se hará efectiva en junio.

¿Por qué junio? Ese mes se termina el reconocimiento provisorio que le dio el IND a la directiva. El organismo estatal no ha logrado que la Liga demuestre que Universidad de Concepción era una institución acreditada al momento de las elecciones… y el presidente elegido, Juan Manuel Bravo, precisamente, representa a ese club. Bravo, quien no quiso referirse al tema, es funcionario de Lotería y el club nunca presentó el Certificado de Vigencia, el que, según indican desde el IND, aún están esperando. Así, la Liga pidió una prórroga para extender la vigencia del directorio, con el propósito de convocar a nuevas elecciones.

Irán Arcos, presidente de la Federación y ex timonel de la Liga, comenta que el lío por ahora afecta poco, pues las selecciones se relacionan directamente con los clubes: “La Liga Nacional funciona de forma autónoma, son dueños de sus decisiones y de sus problemas. Se manejan de forma autónoma, solamente tienen el reconocimiento de la federación”.

Fue hace unas semanas cuando se alejaron dos miembros del directorio, sin mayor aviso. El ex vicepresidente, Arturo Viveros, explica que no se referirá aún a los motivos. “Ya habrá un momento oportuno, después de la asamblea, seguramente. Prefiero manejarlo internamente”, dice el directivo de ABA Ancud.

Precisamente el gimnasio isleño fue donde se dieron los últimos incidentes, entre el local Pedro Sandoval y el valdiviano Erik Carrasco. Las partes ya preparan sus alegatos ante el Tribunal de Disciplina de la Liga, basando su defensa en videos: el de Sandoval corriendo hacia Carrasco y el otro, el del valdiviano gritando insultos en la puerta de camarines, que habría sido el origen de la pelea. Ambos videos, eso sí, se encuentran convenientemente editados por cada parte. Desde ABA aseguran que la grabación completa, proveniente de una cámara instalada después de incidentes anteriores como parte de un plan integral de seguridad, sólo será mostrada al Tribunal.

Seguir leyendo