Otra estrella para Quintanilla

El motociclista fue distinguido como el mejor de 2016 por su gran campaña para ganar el título mundial FIM. El rallista se manifestó feliz con la noticia. El premio incluye un incentivo de 11,5 millones de pesos.

Fue campeón del mundo del rally cross country de la FIM en 2016. Fue uno de los mayores logros del deporte nacional ese año, en conjunto con un nuevo título planetario de la patinadora María José Moya. Pablo Quintanilla se ponía a la altura de Carlo de Gavardo y Francisco Chaleco López, el piloto sanantonino era campeón del mundo.

Los galardones no faltaron, pero desde ayer se puede considerar reconocido como el mejor deportista chileno de esa temporada, pues se anunció que es el elegido Premio Nacional del Deporte 2016.

“Estoy muy contento por haber ganado el premio, es un reconocimiento a mi trayectoria, al esfuerzo, trabajo y a mi compromiso con el deporte de toda una vida, finalmente”, señala el piloto. El ex motocrosista agrega: “Me siento muy orgulloso de tener la posibilidad de representar a Chile en el extranjero, en la élite del motociclismo. El año pasado gané el Campeonato con mucho sacrificio, y este año nuevamente revalidé el título y puse otra vez la bandera chilena en lo más alto”, señala el piloto.

Exactamente. El reconocimiento premia lo que Quintafondo hizo en 2016, pero este año también tuvo una destacada participación en la Copa del Mundo y revalidó su corona.

Una vez en la vida

El Premio Nacional del Deporte consiste en un diploma de Distinción Deportiva y un estímulo de 245 UTM (unos $ 11 millones y medio), pues se trata de un deportista (son 367 UTM a repartir si es un equipo). Está establecido que se da una sola vez en la vida.

Quintanilla consiguió la corona 2016 tras subirse al podio en todas las fechas del Campeonato Mundial a las que asistió (ver tabla). Además, fue tercero en el Dakar Argentina-Bolivia.

“Le doy gracias a mi familia por creer en mí desde niño, al equipo Rockstar Husqvarna por darme una moto para ganar, a las marcas que han apoyado este enorme desafío económico de correr el Mundial y a los chilenos que no pueden viajar conmigo al desierto, pero que me alientan todo el año a través de muchas formas o en las redes sociales”, complementó Quintanilla.

Esfuerzos personales

En la comisión a cargo de elegir al ganador estaba el ministro del Deporte, Pablo Squella, quien manifestó tras dar la noticia que “de forma unánime determinamos que el Premio Nacional del Deporte 2016 recae en el motociclista Pablo Quintanilla por su gran actuación en el Mundial de Rally Cross Country. Pablo es un deportista que además de tener las virtudes como piloto, es una gran persona, merecedor con creces de este premio”.

Jorge Pizarro (ex rugbista), quien representó al Senado en la comisión, aseguró que “esto es un reconocimiento a los deportistas que con mucho esfuerzo personal representan a Chile en competencias internacionales de distinto nivel. En el caso de Pablo Quintanilla, también es un reconocimiento a su trayectoria, y espero que sirva de ejemplo para los jóvenes que aspiran llegar a lo más alto del deporte”.

El Premio Nacional del Deporte se instauró en 2002, cuando ganaron la Selección de fútbol Sub 23 y los remeros Christian Yantani y Miguel Cerda, campeones del mundo.

Quintanilla releva al pesista paralímpico Juan Carlos Garrido, ganador el año pasado, por lo hecho en la temporada 2015, mientras que se convierte en el tercer deportista motor en ser galardonado, tras Carlo de Gavardo, en 2004, y Chaleco López, en 2007. Los tres, motociclistas de rally cross country.

Seguir leyendo