Pizzi da explicaciones

Antes del inicio de la práctica, Macanudo se reunió con los refentes del plantel para justificar su decisión de marginar a Marcelo Díaz de la Selección. Por cerca de 30 minutos, Claudio Bravo, Arturo Vidal, Mauricio Isla, Jean Beausejour y Gonzalo Jara escucharon al DT. No comparten su determinación.

Juan Antonio Pizzi intenta ordenar el camarín. A menos de 72 horas del vital partido ante Ecuador, que puede meter o sacar a Chile del camino al Mundial, el DT tuvo su primer encuentro con la mayoría del plantel después de la polémica marginación de Marcelo Díaz de la lista de convocados que enfrentará la doble fecha eliminatoria.

Pizzi está preocupado. Asume que existe incomodidad en el plantel por su decisión. Sin embargo, no quiere que situaciones extradeportivas afecten a un grupo que viene a la baja y al que le urgen los buenos resultados para no borrarse de su tercer mundial consecutivo. Más aún cuando este domingo, Mauricio Isla, en su arribo a Santiago, hizo evidente su malestar por la ausencia de Carepato. “ ¿La ausencia de Díaz? Es una noticia terrible, porque es un jugador muy importante. En esta generación hay jugadores top como Alexis, Vidal y Bravo; jugadores importantes, como Medel, Aránguiz, Marcelo Díaz y Vargas, entonces me sorprendió, yo hablé con el entrenador y jamás hablamos si Marcelo iba a estar o no citado”, dijo el Huaso. El ambiente volvía a tensionarse.

Ayer, en Juan Pinto Durán, el plan de Macanudo se puso en marcha. Esta vez, estuvo lejos de emitir conceptos técnicos o de realizar un detallado análisis de los movimientos del próximos rival. Pizzi, en uno de sus últimos intentos por salvar su proyecto, se encerró con los referentes de la Roja por cerca de 30 minutos para intentar justificar su decisión de sacar al bicampeón de América de la nómina y, de paso, pedirles que mantengan la unión y la ilusión de poder conseguir los pasajes a Rusia 2018.

Claudio Bravo, Arturo Vidal, Mauricio Isla, Jean Beausejour y Gonzalo Jara escucharon atentamente al santafesino, quien junto a sus ayudantes Rolando Carlen y Manuel Suárez y el preparador físico Alejandro Riccino, les pedían el último esfuerzo. Ambas partes hicieron sentir su voz. El que más dudas manifestó sobre la determinación del cuerpo técnico fue Isla. El lateral, siempre de perfil muy bajo, sacó la voz. No está de acuerdo con la decisión de prescindir de Carepato en una parte trascendental de las Eliminatorias.

El escenario elegido por el cuerpo técnico fue la sala de reuniones que se ubica en el segundo piso de JPD. En ese mismo balcón, muchas veces se han grabado los entrenamientos de la Selección.

Pizzi, en tanto, no escondió su incomodidad por las declaraciones del capitán en Manchester, en las que aseguró que el equipo había perdido la esencia y la humildad. En su última conferencia, el DT se encargó de desmentir al portero y todos los dardos de la prensa lo apuntaron por las declaraciones de uno de sus valores más importantes. Alexis se ausentó de la cita, pese a estar considerado en un principio. El tocopillano prefirió someterse a una terapia, luego de informarle al cuerpo médico que arrastraba una dolencia (ver página 36).

El resto del plantel sólo esperó con calma, al igual que la prensa, que tenía acceso a los primeros 15 minutos de la práctica. Pese a que los futbolistas estaban citados a las 11.30 para iniciar los trabajos, sólo empezaron a precalentar a las 12.00. Para matar la espera, Felipe Gutiérrez hizo dupla con Eric Pulgar para medirse en tenis fútbol con Paulo Díaz y Guillermo Maripán. A un costado, Mauricio Pinilla, José Pedro Fuenzalida, Pablo Hernández y Jorge Valdivia, sentados, escuchaban atentamente a Esteban Paredes. Un poco más cerca de la cancha, Leonardo Valencia se reía con Eugenio Mena.

El entrenamiento de Pizzi, ayer, apuntó la mente de sus referentes. No quiere un plantel quebrado y hoy, en JPD, poco importa la táctica. En la cancha, sólo unos trabajos físicos para distender el ambiente. Macanudo apuesta a lo sicológico.

Seguir leyendo