Turquía atrae a las figuras

Principalmente con su poder económico, la emergente Superliga recibe a afamados futbolistas, en busca de nuevas aventuras, o bien en el epílogo de sus carreras.


Para los chilenos, el mercado de fichajes en el fútbol europeo dejó como conclusión la relevancia que alcanzó Turquía. Un destino tan exótico como desconocido acoge a cinco representantes nacionales: Gary Medel, Mauricio Isla, Cristóbal Jorquera, Gonzalo Espinoza y Junior Fernandes. Los dos primeros, piezas insignes de la Selección, recalaron esta temporada en clubes relevantes en ese fútbol. Si la historia pesara, tendrían que luchar por ser campeones.

La liga local no está dentro de las principales del Viejo Continente. Según el ranking de coeficientes para competencias de clubes de la UEFA, es la décima, superada por torneos como el ruso, el portugués, el belga y el ucraniano. No obstante, se las ha arreglado para llenarse de jugadores de gran cartel, unos que están rozando el fin de sus carreras u otros que buscan nuevas aventuras y revitalizarse, como Medel e Isla. En ese sentido cuentan, como principal carta, con poder económico. Es cosa de echar un vistazo a los equipos turcos para encontrarse con nombres muy conocidos.

Según el portal Transfermarkt, el Besiktas posee el plantel con mayor valor: 114 millones de euros (134 millones de dólares). Eso sí, no fueron los que más invirtieron para la temporada 2017-2018 (US$ 9,3 millones). Las Águilas Negras, que entraron al radar del hincha chileno por el arribo del Pitbull, dieron uno de los golpes del mercado interno fichando al portugués Pepe (34), quien cerró un ciclo de 10 años en el Real Madrid. Además de Medel, tienen al ariete Álvaro Negredo, quien busca ganarse su puesto en un ataque liderado por Ricardo Quaresma y el holandés Ryan Babel, los extremos del entrenador Şenol Güneş. “Tenemos que ser extremadamente cautelosos y listos para poner un esfuerzo extra. Debemos mantener nuestra forma actual porque la liga es un largo maratón”, ha declarado el DT de 65 años.

Luego de ocho jornadas de la liga (ayer partió la novena), el puntero es el Galatasaray con 22 puntos. Estos últimos fueron los que más gastaron para la campaña: US$ 47 millones. El meta uruguayo Fernando Muslera, el volante Fernando (ex Manchester City), el rústico holandés Nigel de Jong, el argelino Sofiane Feghouli y el galo Bafetimbi Gomis son sus elementos más reconocidos.

Si de figuras se trata, el Fenerbahçe tiene varios de un extenso y laureado currículum. Armaron un interesante plantel, aunque ya suman un fracaso: un equipo de Macedonia los eliminó en la fase previa de la Europa League. Además de Isla, llegaron el camerunés Carlos Kameni, el francés Mathieu Valbuena (el mismo de la polémica con Benzema por un supuesto chantaje de un video sexual) y el hispano Roberto Soldado, quienes se unieron a un plantel liderado por Robin van Persie.

“El fútbol turco siempre se ha caracterizado por traer a figuras de las grandes ligas, que han tenido un nombre en Europa. Obviamente, lo primero es la oferta económica. Por otro lado, hay equipos como el (Istanbul) Basaksehir que hace dos o tres años no era un club grande, pero cambió su equipo y está peleando por las copas europeas. En ese sentido, quieren copiar a otros equipos para disputar una copa internacional”, afirma Rodrigo Tello, exjugador del Besiktas. En efecto, el Basaksehir cuenta con el togolés Emmanuel Adebayor y el lateral Gael CIichy. Accedieron a la fase previa de la Champions League, perdiendo con el Sevilla.

La ciudad de Antalya, en la costa mediterránea, rodeada de montañas, es uno de los principales atractivos turísticos de Turquía. El equipo local, Antalyaspor, revolucionó el torneo fichando a Samir Nasri (30), por quien pagaron cuatro millones de dólares. No teniendo cabida en el City de Guardiola, se fue a compartir camarín con Samuel Eto’o (36), gloria camerunesa, figura en el Barcelona y el Inter, actual capitán del club. En las postrimerías de su carrera, sigue teniendo poder de fuego. En la liga pasada hizo 18 tantos, siendo el tercer máximo anotador.

Tello, quien jugó ocho años en ese país, sentencia que la forma de vivir también influye para atraer a estrellas: “Turquía es menos que China (en lo económico), pero jugadores como Nasri y Eto’o ganan cerca a lo que ganaban en otras ligas, 5 ó 6 millones de euros. Turquía hace la diferencia con otros países en el estilo de vida. Antalya es una ciudad espectacular y Estambul es muy occidental. Influye la ciudad en donde viven”.

Seguir leyendo