La Tercera

Kate Upton da detalles del acoso sexual que sufrió con el cofundador de Guess

Kate Upton. Foto: AFP.

La modelo y actriz Kate Upton contó finalmente su experiencia de acoso sexual con el cofundador de la marca Guess, Paul Marciano. Hace una semana, la artista usó sus redes sociales para denunciar al empresario por mala conducta sexual. “Es decepcionante que una marca icónica para mujeres como Guess todavía le dé poder a Paul Marciano como su director creativo. #MeToo”, publicó Upton, sumando el ya famoso hashtag para denunciar acoso y abuso en la industria del entretenimiento. Y continuó: “No se le debería permitir usar su poder en la industria para molestar a mujeres sexual y emocionalmente”.

La estrella de 25 años advirtió que pronto daría más detalles sobre sus acusaciones, las que finalmente fueron publicadas en un artículo de revista Time. La joven contó que fue acosada por el ex director ejecutivo de la marca desde que hizo su primera campaña con Guess, cuando tenía 18 años. “Después del primer día de rodaje de la campaña Guess Lingerie (el 25 de julio de 2010), Paul Marciano dijo que quería verme. Tan pronto como entré con el fotógrafo Yu Tsai, Paul vino directamente hacia mí, agarró mis pechos por la fuerza y ​​comenzó a sentirlos, jugando con ellos en realidad. Después de empujarlo, dijo: ‘Me estoy asegurando de que sean reales'”, relató.

Kate Upton para Guess.

Marciano habría continuado con sus manoseos, tocando sus piernas y acercándose cada vez más a ella. “Luego le dijo a Yu Tsai que nos dejara en paz. Pude enviar un mensaje de texto rápido a Yu Tsai pidiéndole que se quedara. Lo hizo, pero eso no detuvo los manoseos constantes de Paul. Estaba muy conmocionada, sorprendida y asustada”, aseguró la modelo.

Luego, Marciano habría intentado besarla a la fuerza. “No quería decir ‘quítate de mí’ porque no quería abrir la boca y que él pudiera poner su lengua en mi boca. Tenía dos opciones: hacer todo lo posible para alejarlo y evitar su persecución, o golpear al CEO de Guess. Así que decidí simplemente alejarme”, explicó. Cuando el empresario le ofreció acompañarla a su hotel, el fotógrafo a su lado intervino y la modelo logró salir de esa situación.

Kate Upton para Guess.

Un mes después, Marciano volvió a hostigarla: antes de la sesión fotográfica, ella llegó a la habitación de su hotel, mientras recibía constantes llamados del magnate para ir a conocer su pieza. “Él continuó insistiendo. Dijo que ya estaba en el lobby del hotel. Incluso llamó a mi habitación desde la recepción. Después de varias negativas, apagué el teléfono. Estaba aterrada”, cuenta. “Al día siguiente, me enteré de que había sido despedida de la sesión. Alguien había llamado a mi agencia para decirme que había engordado y que no me iban a necesitar en el set. Estaba devastada”, reconoció.

Pero eso no terminó su relación con la empresa, y fue convocada a otras sesiones. Por ende, siguió experimentando el acoso de Marciano. Su gran apoyo, cuenta, fue el mencionado fotógrafo, Yu Tsai, quien prometió cuidarla del acoso. Pero su amigo fue despedido de la siguiente sesión. “Los comportamientos de Paul se volvieron mucho más agresivos sin Yu Tsai allí como un amortiguador. Mis negaciones a Paul tuvieron que ser mucho más directas”, relató.

Paul Marciano. Foto Instagram @paulmarciano.

 

Su última sesión para Guess fue en mayo de 2011, pero a esas alturas, Marciano había cambiado su actitud hacia ella. “Fue rudo y degradante todo el tiempo. (…)  Luego me dijeron que me fuera porque Paul había dicho: ‘saca ese cerdo gordo de mi set’“, contó.

La compañía, no obstante, volvió a llamarla para una campaña en 2012, ofreciéndole un sueldo de US$ 400 mil, superior a lo que la marca acostumbraba a pagar. Pero Marciano habría comenzado a poner condiciones, como que Upton no llevara a su novio a la sesión fotográfica. La modelo desistió de ese empleo.

La artista cuenta que esta experiencia afectó “mi confianza y la autoestima. Yo quería dejar de modelar. Siempre me culpé a mí misma después de lo que sucedió“. Pero hoy reflexiona: “Paul utilizó su poder para hacerme sentir insegura e impotente, pero no dejaré que me intimide más. Estos hombres piensan que son intocables, pero los tiempos están cambiando”.

Luego de los mensajes que Upton publicó en Twitter, Marciano se pronunció públicamente, negando las acusaciones.  “Esas alegaciones con falsas. Nunca he tocado a Kate Upton. Nunca he estado a solas con ella. Nunca me he comportado de forma inapropiada con ella”, aseguró.