Festival Viña 2018

Miguel Bosé recibe homenaje y alista show con invitados

La alcaldesa de Viña, Virginia Reginatto y el cantante Miguel Bosé.

El cantante, que hoy inaugura la fiesta, llegó ayer hasta el Sheraton Miramar para recibir un tributo por sus diez presentaciones en Viña.


24 horas antes de subirse una vez más al escenario de la Quinta Vergara e inaugurar otra edición del Festival de Viña, Miguel Bosé llegó a uno de los salones del Hotel Sheraton Miramar para participar de un evento privado junto al presidente ejecutivo de Chilevisión, Jorge Carey, la alcaldesa de la ciudad, Virginia Reginato, y otras autoridades.

¿La razón de tanta solemnidad? La lógica: todo fue armado como un gran homenaje al español y a su récord absoluto en el Festival, ya que esta noche materializará diez veces en el certamen. Un tributo especial para el clásico mayor de esta nueva edición de la cita, que comenzó a las 20.10 horas con la introducción de Macarena Pizarro, seguida por el grupo de cuerdas Cuatro Estaciones y la joven cantante Isidora Guzmán, quienes interpretaron Te amaré.

“Tú has sido amigo de Viña y juntos hemos hecho historia”, dijo luego Rafael Araneda, quien se sumó a la ceremonia junto a Carolina de Moras, para presentar un clip que justificó sus palabras: en las pantallas, un repaso por las nueve veces que el hombre de Linda ya cuenta sobre el escenario chileno. Una marca que motivó a la Municipalidad a declararlo Hijo ilustre de Viña del Mar -según un decreto leído por la entidad-, como antesala del premio Icono del Festival que recibirá esta noche.

Tras la solemnidad vino una ronda de preguntas donde el español repasó con gracia y detalles sabrosos su anecdotario viñamarino. Desde su primera vez, en 1981, cuando, según recuerda, fue trasladado desde el hotel a la Quinta en un tanque “y con mallas puestas”, debido al fervor de sus fanáticas. “Mañana no va a ser la última vez”, aseguró el solista, quien dijo que cada vez que lo llamen desde el evento volverá. “Soy como [Roger] Federer: mañana tendré diez y después iré por la docena”, añadió.

Invitadas especiales

Según lo programado, Bosé saldrá a escena a las 22.30 horas, tras la obertura, y actuará por cerca de 90 minutos, en una versión comprimida del show de su Gira Estaré: la misma que en junio pasado lo tuvo dos noches seguidas en el Movistar Arena y que este jueves, tras su regreso a Viña, bajará su cortina con una última fecha en el mismo recinto del Parque O’Higgins.

El espectáculo, ideado bajo la lógica del recorrido conmemorativo, incluye los mayores éxitos de sus cuatro décadas de carrera, y por lo mismo funciona también como un viaje por su historia con el Festival: desde aquellas imborrables baladas de los años 80, como Amiga y Te amaré, hasta el material más reciente de su discografía, como Estaré, tema inspirado en sus hijos que estrenó hace dos años en su MTV Unplugged, donde cantó junto a diversas estrellas iberoamericanas.

Siguiendo el espíritu detrás de ese concierto desenchufado, y como ha sido tradición en sus pasos por la Quinta, esta noche el solista tenía contemplado invitar a cantar uno de sus hits a un artista joven. En esta ocasión las escogidas son las mexicanas Ha*Ash, dúo pop integrado por las hermanas Hanna y Ashley Pérez Mosa, quienes son parte del jurado de Viña 2018 y debutarán en el evento este sábado 24.

Más allá de las buenas intenciones y de la amistad que une al cantante con el dúo -con quienes ha actuado en vivo en otras oportunidades-, la alianza estaría condicionada por la duración que tendrá el show. De hecho, se espera que esta tarde, en el ensayo general que Bosé realizará en la Quinta Vergara, éste coordine junto a la producción la extensión definitiva que tendrá su presentación.

Una negociación habitual en la dinámica de las grandes figuras festivaleras, y especialmente necesaria para la jornada de hoy, tomando en cuenta que tras el español vendrá el turno de Bombo Fica e Illapu, otros dos nombres de peso en el certamen y con presentaciones extensas.

Seguir leyendo