Detienen a ocho personas presuntamente involucradas en el asesinato de periodistas ecuatorianos

Foto: AFP

Los acusados permanecerán en prisión preventiva en diversas cárceles de Ecuador. Todavía no se han encontrado los cuerpos del equipo periodístico.


A raíz del operativo militar realizado por Ecuador y Colombia este fin de semana en la frontera con Colombia, se detuvo a nueve personas supuestamente involucradas en el secuestro y luego muerte del equipo periodístico del diario El Comercio, de ellas, ocho deben enfrentar procesos penales y se encuentran detenidos en diversas cárceles de Ecuador. 

Entre ellos hay una mujer embarazada, la cual no deberá cumplir prisión preventiva, debido a su condición.

En el operativo se registraron 91 casas, 150 personas y se incautaron diversas armas y municiones.

Según detalló el ministro del Interior de Ecuador, César Navas, entre los detenidos se encuentra el sobrino de un supuesto disidente de las Farc, alias “Guacho” a quien se le apunta como el responsable del secuestro y posterior muerte de Javier Ortega, Paúl Rivas y Efraín Segarra.

Además, todavía no ha sido posible dar con el paradero de los cuerpos. 

De acuerdo al diario El Comercio, se espera que las policía colombiana se sume a las labores de búsqueda con su par ecuatoriano.

Además durante esta jornada se realizará una reunión bilateral entre en los cancilleres y ministros de Defensa de Ecuador y Colombia en Quito.

El viernes, el gobierno de ese país, confirmó el fallecimiento de los tres profesionales y condenó este hecho.

Palabras a las que se sumó el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, reiteró su apoyo durante La Cumbre de las Américas, celebrada en Lima. “Le hemos prestado todo el apoyo y colaboración desde el primer momento, y se los seguiremos prestando hasta que se capturen a los responsables y se haga justicia”.

Por otro lado, en entrevista con Radio Caracol, el domingo señaló que los cuerpos deberán estar en el territorio de su país. “El Ministro de Defensa me dijo, antes de viajar a Medellín, que por fuentes de inteligencia los cuerpos sí estaban de lado colombiano, eso fue lo que me dijo y en ese sentido tiene uno que suponer que fueron asesinados en Colombia”.

Seguir leyendo