Acusación de acoso en Servel: ANEF cuestiona “debido proceso” en investigación sumaria

Autor: Ivonne Toro

Carlos Insunza, presidente de la Anef, asevera que profesional designado, no está en condiciones de investigar al director del organismo, ya que éste es su superior jerárquico.


El presidente de la Asociación Nacional de Empleados Fiscales (Anef), Carlos Insunza, manifestó reparos frente a la objetividad que puede tener el  subdirector de Partidos Políticos, Roberto Salim-Hanna Sepúlveda, para encabezar la investigación sumaria en contra del director del Servicio Electoral Raúl García Aspillaga por supuesto acoso sexual y laboral contra una exfuncionaria.

El pasado miércoles, luego de que La Tercera hiciera pública la existencia de la denuncia  de la extrabajadora L.E.N.S, contadora pública y auditora de la subdirección de gasto y financiamiento, que había sido desvinculada de la entidad en el marco del proceso de evaluación de trabajadores a contrata, el Consejo anunció que había determinado instruir una indagatoria de la que estaría a cargo Salim-Hanna Sepúlveda.

Sin embargo, para Insunza “el formato anunciado por el Consejo Directivo, no da cuenta de un debido proceso, ni tampoco de plenas garantías de imparcialidad y objetividad,  ya que es evidente el cuestionamiento cuando es un subalterno directo del acusado, quien realizará las pesquisas. En nuestra opinión existe la posibilidad que estemos frente a un procedimiento fuera de los marcos legales que el estatuto administrativo habilita, y existiría la posibilidad de no estar plenamente apegado a legalidad”.

Al respecto, añadió que “vamos a tomar acciones en función de monitorear el proceso  y garantizar que en términos legales esta investigación se apegue estrictamente a las normativas que deban regir estas materias, como de seguir buscando además garantizar la veracidad de los hechos y de las sanciones que pudiesen surgir”.

Desde la Anef afirman que este tipo de situaciones se dan debido a la condición de autonomía constitucional del Servel y de otras organizaciones que, por su estructura, complican el resguardo de los derechos de los trabajadores.

El CASO

A mediados de enero, a través de la oficina de partes, ingresó al Servicio Electoral un escrito dirigido al presidente del Consejo de la institución, Patricio Santamaría Mutis. En el texto, L.E.N.S acusa hostigamiento en su contra, además de insinuaciones que ella interpretó de carácter sexual de parte de su superior jerárquico.

Detalla, entre otras cosas, que en una ocasión en julio de 2017, García Aspillaga la habría invitado insistentemente a subir por las escaleras los 27 pisos de la Torre Centenario, en calle Miraflores, donde existen dependencias del Servel, luego de lo cual el abogado se le habría acercado y le habría puesto sus manos sobre el cuello para tomar sus pulsaciones. El contacto  físico que le habría sido incómodo, ya que lo consideró una insinuación sexual.

García Aspillaga, en tanto, sostuvo a La Tercera que se está frente a una “infamia”. “La denunciante se trata de una ex funcionaria respecto de la cual este Director y a solicitud del jefe directo de la misma, decidió no renovarle su contrata a partir del 1 de enero de este año por mal desempeño. La denunciante solicitó reunión conmigo el 15 de diciembre del año pasado para solicitarme que revocara mi decisión de no renovarle su contrata y ante mi negativa a hacerlo decidió presentar denuncia”, adujo.

Seguir leyendo