¿Cuáles son las universidades que más patentaron en 2017?


Maximiliano Santa Cruz, Director Nacional de Inapi (Instituto Nacional de Propiedad Industrial), fue el encargado de encabezar este jueves una nueva celebración del “Día Mundial de la Propiedad Intelectual”, instancia instaurada para sensibilizar y dar a conocer a la comunidad el significado e importancia de la propiedad intelectual en la vida cotidiana. La actividad convocó a los principales actores vinculados a la Propiedad Intelectual, evento en el que se reconocieron a los principales solicitantes del año 2017. Entre ellos, las universidades ¿Sabes cuáles de ellas fueron las que más patentaron en el año que pasó? 

En la categoría de patentes de invención, la Pontificia Universidad Católica de Chile, obtuvo el primer lugar en el ranking de solicitudes, con un total de 40 presentaciones. En segundo lugar se ubicó la Universidad de Concepción, con 30 solicitudes; mientras que el tercer puesto lo ocupó la Universidad de Santiago de Chile, con 17.

El director de Transferencia y Desarrollo de la U. Católica, Alvaro Ossa destaca que por tercer año consecutivo esta casa de estudios lideró las solicitudes de patente a nivel nacional y, según él, eso es un reflejo de que en Chile se hace ciencia de primer nivel y en la UC también. También aclara que las patentes son un medio y no un fin en sí mismo. “El objetivo es que estas tecnologías puedan estar en el mercado, en la sociedad. Hoy tenemos más de 60 acuerdos de transferencias que están solucionando problemas reales del mercado”. Alexis Kalergis, académico de esta universidad y director de Instituto Milenio de Inmunología e Inmunoterapia (Imii), dice que “es fundamental proteger el conocimiento científico de nuestro país, tanto para resguardarlo, como para promover su transferencia hacia tecnologías que beneficien el desarrollo social en más amplio sentido de la palabra”. A su juicio, INAPI y las universidades han demostrado que Chile puede llegar a ser un actor relevante, de contar con los recursos necesarios. “Tenemos los recursos humanos, buenas ideas y resultados. Es necesaria, sin embargo, una mayor inversión pública y privada en ciencia, innovación y emprendimiento”, señala.

El vicerrector de Investigación y Desarrollo de la U. de Concepción, Claudio Valdovinos, institución que logró 30 patentes, cree que este es un reconocimiento a los cientos de investigadores que trabajan en creación de conocimiento y de aportes para la sociedad que tenemos como misión. “La investigación y el resultado en patentamiento es un sello de nuestra universidad. Pero este es un paso intermedio, el paso final es que este conocimiento se transfiera a la sociedad y para eso se requiere protección previa. En el área de transferencia de ese conocimiento a la sociedad todavía hay mucho desafío. Una de las debilidades es la transferencias a privados para que usen la tecnología y procesos desarrollados en la universidades”, indica.

De igual manera, por primera vez se reconoció a los mayores solicitantes de patentes del año 2017, a través del Tratado de Cooperación en Materia de Patentes, PCT. El primer lugar lo obtuvo la Universidad de Santiago de Chile, con 18 solicitudes; seguido por la Pontificia Universidad Católica de Chile con 11; y el tercer lugar lo obtuvieron dos casas de estudios: la Universidad de Chile y la Universidad Federico Santa María con 9 solicitudes.

Para el rector de la U. de Santiago, Juan Manuel Zolezzi, obtener este primer lugar no es una casualidad, sino el reflejo del trabajo que desde hace años vienen desarrollando los académicos de las universidades y que por primera vez los deja a la cabeza de las patentes internacionales. “Esto significa una diferencia notable con las patentes que se hacen en Chile que son más simples, tiene más proyección, hay más interés y tiene más respaldo científico, de peso académico”, indica.

“La propiedad industrial juega un rol primordial en la protección de los resultados de actividades de I+D, en tanto asigna titularidad al conocimiento, lo que facilita apropiarse de sus beneficios y recuperar la inversión realizada. Hecho esto, hace posible la transferencia tecnológica, y a la vez, es una ventana para adquirir nuevos conocimientos, conocer los avances y las tendencias tecnológicas en determinados sectores de la economía mundial”, afirmó Santa Cruz.


Otros premiados

En tanto, y según informó Inapi, los mayores solicitantes de diseños industriales fueron Wenco S.A., la Universidad Católica de Chile y CMPC Tissue S.A. En la categoría de modelos de utilidad, fueron reconocidas las dos primeras y en tercer lugar a la Universidad del Bío Bío. En la categoría de marcas comerciales, el primer lugar en el ranking de solicitantes fue para Empresas Carozzi S.A., seguido por Walmart Chile S.A., mientras que en el tercer lugar se reconoció a Falabella.

Otros protagonistas de la celebración del Día Mundial de la Propiedad Intelectual, fueron los productos tradicionales de Chile. En esta oportunidad se distinguió a los productores de la Sidra de Punucapa, chicha de Curacaví y Loza de Pilén, que obtuvieron el registro como Denominación de Origen. Así mismo, se destacó al tomate angolino y a los dulces de Curacaví por su reconocimiento como Indicación Geográfica. Trinidad Lara, representante de una agrupación de mujeres creadoras de Loza de Pilén, destaca que este reconocimiento les puede ayudar para dar a conocer su trabajo y aumentar sus ventas. Sus artesanías son utensilios y artefactos para el hogar realizados en greda y hechos completamente a mano.


Seguir leyendo