Enel aumentó en un 30% cuadrillas que atenderán emergencias durante el invierno

Autor: La Tercera

Enel

Como indicaron desde la empresa, con esto buscan "enfrentar las contingencias climáticas que pudieran afectar la operación del sistema eléctrico durante los meses invernales".


En el marco del Plan Invierno 2018, Enel Distribución presentó este martes su capacidad técnica operativa de terreno, la que registró un aumento en comparación a 2017, “con el objeto de enfrentar las contingencias climáticas que pudieran afectar la operación del sistema eléctrico durante los meses invernales”.

“El Plan Invierno de la compañía contempla un aumento de 30% en la cantidad de cuadrillas de terreno para la atención de emergencias. Éstas cuentan con los recursos técnicos y materiales necesarios, para enfrentar en forma oportuna las incidencias que se presenten en el sistema de distribución, tanto en alta, media como baja tensión”, explicó Nicola Cotugno, gerente general de Enel Chile.

Para estos efectos, cuando se pronostican eventos climáticos de carácter crítico con posibilidad de afectar la continuidad del suministro eléctrico, la compañía decreta “Plan de Emergencia”, lo que significa que todos los recursos técnicos y de atención a clientes -que suman aproximadamente mil personas- se ponen al servicio de la gestión de la contingencia.

Cuando las condiciones climáticas son adversas, la compañía dispone “cuadrillas pesadas”, tanto para la llegada a lugares de difícil acceso -como las zonas precordilleranas-, donde se podría encontrar nieve, como para el despeje de elementos de mayor volumen, como árboles, que pudieran perjudicar los trabajos de reposición de suministro.

“Se han puesto en práctica una serie de medidas que tienen por objeto actuar de forma oportuna en períodos de emergencia, disponibilizando además más y mejores canales de interacción con los clientes, ya que todo sistema eléctrico, especialmente el tendido aéreo, queda expuesto a posibles fallas ante condiciones climáticas adversas tales como fuertes vientos, lluvias intensa y bajas temperaturas”, indicó Andreas Gebhardt, gerente general de Enel Distribución.

El despliegue del Plan Invierno 2018 puso en práctica una serie de medidas que tienen por objeto favorecer la continuidad y seguridad del suministro:

Integración al Sistema de Protección Civil de la Onemi

– Enel Distribución se integró al Sistema Nacional de Protección Civil de la ONEMI, homologando sus protocolos con los de la autoridad, para actuar de manera preventiva y coordinada una vez declaradas las emergencias climáticas.

Plan de poda

– Para minimizar los riesgos de interrupciones de suministro durante contingencias, se desplegó un Plan Extraordinario de Poda de árboles. A través de 45 cuadrillas especializadas en el manejo de vegetación, y en coordinación con los distintos municipios, la compañía despejó cerca de 2.000 kilómetros de redes de distribución, de manera de contribuir a evitar interrupciones de suministro, producto de la caída de árboles o grandes ganchos de rama sobre el tendido, para el período de invierno.

Plan de inspección aérea (helicóptero)

– Se llevó a cabo un plan de inspección área que tuvo por objetivo detectar anticipadamente puntos sensibles en el sistema eléctrico, que permitan prevenir potenciales interrupciones del servicio. A través de cámaras de tecnología de última generación se inspeccionaron un total de 1.250 kilómetros de red de alta y media tensión. El helicóptero en 3 semanas realizó el trabajo que en forma pedestre podría demorar más de 6 meses.

Telecontrol

– Con el propósito de acotar los tiempos de reposición cuando se produce una interrupción de servicio, la compañía desplegó un plan para aumentar los equipos de telecontrol, de manera de favorecer la automatización de la red eléctrica, permitiendo que ésta pueda ser operada en forma remota. Se instalaron 102 equipos de telecontrol, con lo cual la red eléctrica de la compañía superó los más de 1.500 equipos operativos, permitiéndole no solo reducir los tiempos de recuperación, sino que también reducir considerablemente y en cuestión de minutos, entre 30% y 90% la cantidad de clientes afectados por fallas en la red principal de media tensión.

Aumento de red protegida

– Enel Distribución definió reemplazar aproximadamente 80 kilómetros de red de media tensión por red protegida al año, la cual es más robusta y resistente a los impactos de elementos extraños al tendido como la caída árboles o grandes ramas, evitando así cortocircuitos e interrupciones de suministro. Actualmente, el 25% de la red aérea de la compañía es protegida.

Más cuadrillas

– Aumento de 30% cuadrillas de terreno para la atención de emergencia.

Nuevas plataformas de atención

– Se habilitaron nuevas herramientas de servicio y atención al cliente, tales como aplicaciones móviles, mensajería de texto, mapa de referencia de cortes y otras herramientas digitales, de manera de optimizar el flujo de información hacia los usuarios.

Nuevo protocolo para electrodependientes

– Se inició una campaña de registro de clientes con pacientes electrodependientes, superando a la fecha más de 1.000 registrados. Además se aumentó a su vez la cantidad de grupos electrógenos disponibles, totalizando 50, los que van itinerando en las viviendas que los requieran, siendo éstos recuperados una vez repuesto el servicio.

Seguir leyendo