Oficial (R) de Inteligencia acusa a carabineros de filtrar datos a comuneros mapuches

Leonardo Osses declaró en el Juzgado de Garantía de Temuco. Foto: Camilo Tapia

Leonardo Osses relató que era información sobre procedimientos y también apuntó a un funcionario del Labocar de Temuco.


Cerca de tres horas declaró ante el Juzgado de Garantía de Temuco el capitán (R) Leonardo Osses, ex subjefe de la Unidad de Inteligencia Operativa Especializada (UIOE) de Carabineros, en el marco de la indagatoria por la presunta adulteración de antecedentes en la denominada Operación Huracán. El capitán (R), quien fue pasado a retiro por supuestos errores administrativos en la indagatoria de Huracán, comenzó su declaración relatando el porqué la UIOE decidió utilizar la aplicación “Antorcha”, software que habría sido creado por el ingeniero Álex Smith.

Osses señaló que se percataron de la necesidad de interceptar la mensajería WhatsApp, pues “los blancos” estaban utilizando este método para comunicarse y no las llamadas de voz.

Agregó que no sólo se percataron de situaciones irregulares que involucraban a terceros y ajenos a la institución, sino que también a efectivos de Carabineros. Primero recordó “el trabajo” que se hizo en Iquique, a solicitud de un fiscal militar, en que se detectó que supuestamente carabineros vendían armas a organizaciones criminales. Estos funcionarios hoy están procesados y piden que su causa sea revisada, ante los cuestionamientos al programa “Antorcha”.

Posteriormente, dio cuenta de otra una situación anómala en La Araucanía: “Cuando se realizó el procedimiento en agosto, en el cual se intervino a diferentes personas, nos encontramos con la sorpresa de que en la Subcomisaría de Ercilla algunas personas que pertenecen a comunidades tenían contacto con algunos carabineros, quienes les entregaban información. Esta información fue entregada a los mandos y realizaron acciones en el ámbito administrativo para trasladar a estas personas. La información que entregaban era cuando había servicios policiales, cuando andaba personal de civil, y así otro tipo de antecedentes que vulneraban los servicios normales de la institución”, dijo Osses.

Otro punto que reveló fue una supuesta irregularidad cometida por un funcionario del Labocar de Temuco, unidad que trabajó con Inteligencia en el caso. “En otro caso, cuando se toman detenidas a estas personas por el primer caso que nosotros vimos, que tiene que ver con el grupo de Héctor Llaitul (vocero de la CAM) y otras personas, también nos percatamos, a través de una instrucción a un ‘blanco’ que manteníamos investigando, que esta persona tomó contacto con un funcionario del Labocar, el cual le entregó antecedentes de quiénes eran las personas que estaban realizando las pericias… y así diferentes preguntas relacionadas a saber en qué iba la investigación”. Hasta hace dos semanas, los funcionarios investigados del Labocar en el caso, con los oficiales de la UIOE compartían la misma defensa, sin embargo, en el transcurso de la investigación hubo un distanciamiento entre ambas unidades.

El capitán (R) agregó que los antecedentes sobre la supuesta filtración del Labocar “fueron también entregados a los mandos y entiendo tomaron acciones administrativas de traslados”, sin embargo, advirtió, no “se pudo judicializar, porque todo esto que pasó, con el tiempo, no se pudo terminar la liberación de esa información por los hechos que tienen que ver con el allanamiento a nuestra unidad”.

Osses también señaló que en una de las reuniones por la investigación de Huracán participó el general Villalobos, y que “Antorcha” fue mostrada al general de Inteligencia, Gonzalo Blu.

Además, declaró acerca del fiscal Luis Arroyo, quien posteriormente se querelló contra los carabineros investigados: “La primera reunión fue con el fiscal Luis Arroyo, a ellos se les plantea la solicitud de cómo nosotros podíamos pedir la intervención de las aplicaciones, y después de varias reuniones se comenta que esto se iba a solicitar a través de un ministro de corte, porque costaba aún más pedir esto a los jueces de garantía”. Esta situación fue descartada por el abogado de Arroyo, José Martínez.

También indicó que la fiscalía eliminó algunas personas de la investigación. “Se hizo un oficio que se les presentó a los fiscales, después de esa reunión llegaron con un documento donde gráficamente eliminaron varios blancos que no eran un objetivo por ahora (…). Eran personas conocidas a nivel comunicacional, Daniel Alcaíno y algunos blancos que eran participantes de la resistencia. Había información obtenida por ‘Antorcha’ que los vinculaba con la Operación Huracán”, detalló.

Seguir leyendo