Proyección de isapres dice que 100 mil chilenos podrían padecer cáncer

Estudio del gremio establece el cálculo basado en sus cifras de afiliados con esa patología y sostiene que cada año se sumarían 50 mil nuevos pacientes.


De acuerdo con el último informe de prestadores de salud inscritos en el registro en la Superintendencia de Salud, al 30 de septiembre de 2014 había en Chile 85 oncólogos y 63 radioterapistas oncológicos. Una cifra compleja, considerando que el cáncer es la segunda causa de muerte en el país, solo superado por las enfermedades cardiovasculares y donde, de acuerdo con una proyección realizada por la Asociación de Isapres de Chile (Aich), cerca de 100 mil personas podrían padecer esta patología.

Lo anterior, de acuerdo con un informe realizado por la propia Aich basado en datos de cuatro isapres, las cuales representan a 2,3 millones de personas, de los 3,5 millones que hay en el seguro privado.

En ese contexto, Rafael Caviedes, presidente de la Aich, advirtió que “el crecimiento del cáncer en Chile es de aproximadamente un 10% anual y afecta tanto al sistema público como al privado.

Por eso, el conocimiento de estas cifras debe derivar en acciones preventivas”.
Añadió que una de estas acciones debería ser “poner énfasis en la formación de especialistas oncólogos”.

A través del un informe sobre el estudio la Asociación de Isapres, detalló que “usando datos de isapres, proyectados a toda la población, se estima que en Chile sobre 100 mil personas padecen cáncer (en tratamiento o postratamiento), pudiendo incorporarse anualmente algo más de 50 mil nuevos pacientes”.

De acuerdo con esta misma estimación, el documento indica que “usando el gasto de isapres en cáncer y proyectándolo a la población de Chile, se obtiene que el cáncer le costaría cerca de $ 1 billón al país, incluido licencias médicas”.

Gastón Cerda, médico oncólogo de Bupa-Cruz Blanca, sostuvo que “se estima que para 2020 el cáncer pasará a ser la primera causa de muerte, superando las enfermedades cardiovasculares. Esto se da porque sobre los 65 años la enfermedad crece de forma exponencial y, como sabemos, en todo el mundo la población está envejeciendo”.

Para el doctor Patricio Silva Rojas, decano de la Facultad de Salud de la Universidad Central, “la cifra es aceptable. Si consideramos que Chile tiene 17 millones de personas, estamos hablando de 580 por cada 100 mil habitantes”.

En la misma línea añadió que, sobre las causas de muerte, Chile “tiene un comportamiento similar al de los países desarrollados de Europa, Estados Unidos y Canadá, en el sentido de que la primera causa de decesos son las enfermedades cardiovasculares y el cáncer”.

Eso sí, destacó que, comparado con otros países de Latinoamérica, la cifra es elevada, producto de dos razones: “La primera es porque tenemos una esperanza de vida mucho más alta, por lo tanto se nos ha acumulado mucho más población de mayor edad. Y la segunda es que al no morir de otras causas prevenibles, como enfermedades infecciosas, esta causal se reduce”.

En cuanto a los registros de personas con cáncer que existen en el país, que fueron criticados en el informe de la Aich, Alejandro Corvalán, médico del Centro Investigador de Enfermedades Crónicas (Accdis), sostuvo que una de las primeras medidas “debería ser una enfermedad de notificación obligatoria, porque se trata de una patología de alto impacto y que tiene poco reconocimiento en términos de políticas de salud. Eso generaría un registro nacional”.

Respecto del déficit de especialistas en esta materia, dijo que “lo primero sería fomentar cursos de oncología en las escuelas de medicina, pero el cáncer es realmente una enfermedad que requiere equipos multidisciplinarios”.

Seguir leyendo