*

Entretención
Compartida
Actualizado el 27/04/2017
Estás leyendo:Muy buenos días: los cambios y las proyecciones de su nueva era

Muy buenos días: los cambios y las proyecciones de su nueva era

Autor: Dusanka Obilinovic

En este periodo se ha puesto énfasis en recuperar el ADN del matinal, todo bajo el propósito de recuperar a la audiencia extraviada en las últimas temporadas.

Muy buenos días: los cambios y las proyecciones de su nueva era

Fue el pasado lunes 11 de diciembre cuando Gonzalo Cordero tuvo la primera reunión de pauta con el equipo de Muy buenos días, luego de la repentina salida de Cristián Torres. El productor ejecutivo se hizo cargo del matinal de TVN con la meta de subir el rating y con la idea de darle un sello al espacio que tantas modificaciones había sufrido hasta su llegada.

Aunque Muy buenos días sigue en el cuarto lugar del rating, con un promedio que se acerca a los cuatro puntos, según fuentes ligadas al espacio que conducen Cristián Sánchez y María Luisa Godoy, en este periodo se ha puesto énfasis en recuperar el ADN del matinal, un espacio histórico de la red estatal y que siempre fue uno de sus mayores símbolos editoriales, todo bajo el propósito de recuperar a la audiencia extraviada en las últimas temporadas.

Parte de dicha mística ha sido traer de vuelta a gente que dejó el matinal en medio de los constantes cambios que vivió el año pasado. Ahí regresaron productores y periodistas, como Paula Ovalle, la que a principio de mes, en su rol de editora, cortó el enlace desde Coyhaique con Rosita Alvarado, la comadre y amiga de Mauricio Ortega, acusado por homicidio frustrado contra Nabila Rifo.

También regresó a la pantalla la panelista Macarena Tondreau. La presencia de la comentarista de espectáculos y farándula se debe a que rostros como el de ella representan la identidad de Muy buenos días. Y bajo esa misma premisa es que, a la hora de los reemplazos, se ha recurrido a Jorge Hevia y Karen Doggenweiler, otros nombres identificados a fuego con la historia del espacio, cuando por décadas llevó el nombre de Buenos días a todos.

Y fue también en los últimos meses que Muy buenos días alargó sus transmisiones a cinco horas y media. Al interior del equipo, tal medida se leyó como una muestra de confianza por parte del canal ante el trabajo que está haciendo Cordero.

Los que han estado trabajando cerca del hombre que también encabezó el Festival de invierno EoEoEo, aseguran que se ha esmerado en reencantar al equipo y en hacerle sentir a todos que están haciendo un buen trabajo, el que verá frutos a largo plazo y donde cada décima cuenta. También destacan otro punto: potenciar a los rostros y periodistas en la calle, en terreno, porque así cree que es la mejor forma de conectarse con la gente.

Bajo esas mismas coordenadas, la red estatal está barajando una serie de modificaciones en el programa, los que apuntarían a potenciar sus puntos fuertes y a entrar de alguna manera a la lucha que lideran Chilevisión, Canal 13 y Mega. Tales modificaciones se informarían en las próximas semanas.

En cuanto a cifras, en marzo de 2016, el programa promedió 3,4 puntos de rating, y en el mismo mes de este año, consiguió 3,6 tantos.

Comentarios
Cargar comentarios
Papel digital