*

Política
Compartida
Actualizado el 09/09/2017
Estás leyendo:Cecilia Pérez: “Soy partidaria de un matrimonio civil para personas del mismo sexo”
Integrante del comité ejecutivo de Sebastián Piñera:

Cecilia Pérez: “Soy partidaria de un matrimonio civil para personas del mismo sexo”

Autor: Paula Catena C.

La ex ministra, si bien afirma que no pauteará a Piñera, asegura que durante su gobierno se avanzó en disminuir la discriminación para las minorías sexuales. “Creo en mi candidato”, dice.

Cecilia Pérez: “Soy partidaria de un matrimonio civil para personas del mismo sexo”

De entrada comenta que ha tenido una semana ajetreada y que ha dormido poco. Cecilia Pérez -integrante del comité ejecutivo de Sebastián Piñera y una de sus personas de confianza- se pasa de reunión en reunión para ir analizando la campaña y la forma de transmitir los contenidos a la ciudadanía. La ex ministra proyecta un escenario auspicioso para el ex mandatario y deja abierta la puerta a la posibilidad de ganar en primera vuelta. Además, confirma que está a favor del matrimonio igualitario y de la adopción homoparental.

Tras los resultados de la encuesta CEP, nuevamente se instaló la opción de que Piñera puede ganar en primera vuelta. Pablo Longueira dijo que si se buscan votos de Goic y J. A. Kast podría ganar. ¿Lo comparte?
El presidente Piñera mantiene un firme liderazgo en cada una de las apreciaciones que tiene la ciudadanía, y es lo mismo que nosotros sentimos en el reflejo de la calle, pero también con los pies en la tierra. No existe exitismo en esta campaña, al contrario, mucha humildad. Es una campaña presidencial que sabemos que es difícil, pero tenemos el mejor candidato y nuestra meta es poder ampliar nuestra base electoral desde las primarias, que fue bastante robusta, hacia un electorado que ha sido abandonado: la clase media chilena.

¿No es viable entonces esta hipótesis que plantea Longueira?
Más allá de la primera o segunda vuelta, la meta que tenemos es ganar, y para ganar hay que movilizar a los chilenos.

Más allá de eso, si consiguen esos votos de los que habla Longueira, ¿es posible ganar en primera vuelta?
El presidente Piñera lo que nos ha pedido es que trabajemos y redoblemos los esfuerzos en cada parte del país. Será en primera o en segunda vuelta: estamos preparados para los dos escenarios. No se descarta ningún escenario con voto voluntario, por lo tanto, nosotros estamos trabajando para ganar en cualquiera de los dos escenarios, quien quiera sea el candidato al otro lado.

¿Cuántas personas aspiran a que asistan a votar?
No tenemos estimaciones, porque eso sería trabajar en un escenario de exitismo.
Antes de los resultados de la CEP, Andrés Chadwick dijo que esperaban tener una cifra irremontable. ¿Están más cerca de eso ahora?
Estamos trabajando con la convicción de que queremos gobernar y no con un rédito electoral, sino porque queremos volver al diálogo, mejores condiciones de vida para cada una de las familias de nuestro país.

¿Este llamado a no caer en el triunfalismo es un problema para la campaña o es solo una estrategia electoral para ir jugando con las expectativas de la ciudadanía?
No es un problema, es una oportunidad de seguir transmitiendo que el único candidato que tiene liderazgo, convicción y que puede gobernar es Sebastián Piñera… Nosotros hemos demostrado que no somos nosotros los que jugamos con las intenciones, ni con el eventual voto de los chilenos. Quienes los hacen son los que sufren del oportunismo electoral, y campeones de eso ha sido el gobierno de la Presidenta Bachelet, quien ha puesto en el debate parlamentario proyectos que los pudo haber hecho de forma pausada y con seriedad.

¿Qué le pareció el tema de las asesorías que enfrentó el senador Alejandro Guillier?
Es muy grave. No solamente las asesorías por las cuales hoy el Ministerio Público está investigando al senador Guillier, de las cuales casi 50 millones de pesos se dividen en algunas en copy-paste y otras con sociedades que se formaron una semana antes de ser contratadas por el senador. Nuevamente el senador asume un rol de víctima, y uno se pregunta cuál va a ser la respuesta contundente en aras de la transparencia de alguien que pretende ser Presidente de Chile, en términos de hacer un mea culpa. Me imagino que para aquellas personas que su candidato es Alejandro Guillier debe ser agobiante tener que enfrentar todas las semanas un candidato víctima… Yo creo que ahí hay una debilidad sicológica que, sin duda, plantea agobio para aquellos que hoy lo apoyan.

¿Una debilidad sicológica de Guillier?
Él se plantea ante la ciudadanía mostrando una debilidad sicológica, que es ser siempre víctima y abusar de su rol de independiente, cuando debe dar garantías de seriedad. Él es candidato de partidos políticos, fue inscrito por partidos políticos y enfrenta decisiones que tiene que tomar frente a la ciudadanía en su rol de senador. Quien se plantea ante la vida como víctima permanente de que todo el resto quiere perjudicarle, uno se pregunta: qué certeza de liderazgo puede entregar como Presidente de la República.

En ese sentido, ¿qué le pareció que Guillier dijera que los fiscales reciben bonos por investigaciones de alta connotación pública?
Hay una preocupación evidente de la ciudadanía de la respuesta eficiente que tiene que dar el Ministerio Público para enfrentar delitos. Otra cosa es decir que, producto de su denuncia, es víctima de una persecución producto de que pagó asesorías que terminaron siendo copy-paste.

Cuando se investigó al ex presidente por el caso Exalmar se acusó de sesgo político a la fiscalía…
En el caso Exalmar nunca nadie acusó al Ministerio Público. La responsabilidad siempre se señaló en el diputado comunista Hugo Gutiérrez.

El ex mandatario dijo que había que investigar a fondo el tema. Ahora se sabe que el caso de las asesorías copiadas también salpicó a parlamentarios de Chile Vamos. ¿También se tienen que investigar?
Él (Piñera) lo ha dicho: transparencia e investigación para todos.

¿Puede afectarle esto a la candidatura del ex mandatario?
No.

Aparte de las asesorías, otro de los temas que afectó a Guillier, de manera indirecta, fue la renuncia del equipo económico de La Moneda. ¿Cuánta ventaja significa esto para Piñera?
La renuncia del ministro Valdés y compañía es un síntoma más del derrumbe de la Nueva Mayoría y de lo que ha sido el mal gobierno de la Presidenta Bachelet. Daba lo mismo un cambio de gabinete, acá lo que realmente se necesita es un cambio de gobierno, porque quedó demostrado que los ministros que renunciaron, que pretendían provocar un “realismo” frente a la “sin renuncia” de las reformas del gobierno de la Presidenta Bachelet, finalmente, terminaron siendo una pantalla.

¿Cree que con Eyzaguirre a la cabeza de Hacienda se imponga la lógica del crecimiento, como él dijo?
Él ha sido parte protagonista del legado del cacho… Yo no le tengo ninguna confianza de que eso se pueda revertir como ministro de Hacienda.

¿Buscan capitalizar los problemas que ha tenido que enfrentar el oficialismo?
Los chilenos hoy se dan cuenta que por un lado hay una coalición ordenada y responsable como Chile Vamos y, por otro lado, ven una coalición como la Nueva Mayoría que está haciendo retroceder al país y con candidatos presidenciales que se hunden en el fango. Los errores del gobierno y de Alejandro Guillier los van a seguir cometiendo, porque no existe unidad en ellos y, finalmente, porque los chilenos se dan cuenta de que Guillier es el peor copy-paste de Michelle Bachelet.

El gobierno ha impulsado los proyectos denominados valóricos, entre ellos la despenalización del aborto, que ya quedó visado por el Tribunal Constitucional y está a la espera de su promulgación. ¿Por qué el ex presidente instaló el tema de nuevo y comprometió cambios en la primera causal y en el acompañamiento?
Por convicción. La defensa a la vida que ha hecho el presidente no dice relación con ganar o perder votos, sino con convicciones reales que yo comparto.

¿No es antidemocrático querer cambiar algo que fue aprobado por la mayoría en el Congreso y visado por el Tribunal Constitucional?
Al contrario. Es parte de la democracia poder fortalecer leyes que están vigentes y que apuntan hacia el resguardo del bien común.

Analistas políticos dicen que fue su primer gran error político y que le repercutirá electoralmente…
No, nunca es un error que un líder dé a conocer su opinión, sobre todo cuando tiene convicción… El presidente lo ha señalado públicamente y privadamente: cuando existe convicción, no se ve la suma de votos, sino lo mejor para Chile.

La UDI planteó que los argumentos que entregó el fallo del TC dan pie para el aborto libre. ¿Comparte eso?
Tengo mis dudas. A mi juicio, la ley tiene componentes no solo de despenalización del aborto en tres causales, sino también de legalización, toda vez que queda establecido como un derecho la prestación médica garantizada.

Sobre el proyecto de matrimonio igualitario, el ex mandatario entregó libertad de acción. ¿Fue para evitarse problemas por las diferencias en el bloque?
Sebastián Piñera es el líder de la centroderecha y nos ha pedido que cuando haya diferencias, siempre sea con respeto y diálogo. Por eso, en el matrimonio igualitario bienvenidas las diferencias, pero con respeto.

¿Qué le parece el proyecto del gobierno?
Es muy contradictorio que el gobierno, a tres meses de la elección presidencial, impulse lo que ellos han llamado una agenda valórica, cuando el único valor que yo veo es el oportunismo electoral. Dicho eso, yo siempre he sido partidaria de un matrimonio civil para todos. Me siento muy orgullosa de que los primeros pasos para ir terminando con la discriminación y relevando el respeto a la diversidad sexual los haya dado Sebastián Piñera en su gobierno con el Acuerdo de Vida en Pareja.

Para que quede claro, ¿está a favor del matrimonio entre parejas del mismo sexo?
Soy partidaria de un matrimonio civil para personas del mismo sexo y de diferente sexo. De hecho, digo matrimonio civil para todos porque siento que ya es discriminatorio hablar de matrimonio igualitario.

¿Le gustaría que se avanzara en la materia en un eventual gobierno de Piñera?
La Presidenta ha presentado este proyecto de ley en el Parlamento y, por lo tanto, esa discusión se va a dar en el Poder Legislativo. Espero que se dé con el sentido de responsabilidad y de respeto para aquellos que son partidarios y no lo son. A mí nunca me va a gustar que se criminalice a aquellos que no piensan igual que uno. Es un proyecto que estará en el Parlamento y que espero que se vea ahí con los tiempos que se den.

¿No habría posibilidad de que el ex mandatario le diera urgencia si es que sale electo?
Primero hay que ganar la elección y espero que Sebastián Piñera la gane. Y él va a determinar con suma libertad y conciencia cuáles van a ser los proyectos prioritarios para Chile. Yo voy apoyar las prioridades que Sebastián Piñera decida.

Más allá de la discusión que se pueda dar en el Congreso, ¿le gustaría que en una eventual administración sea aprobado el proyecto?
No seré yo quien le señale lo que tiene que hacer. A mí me corresponde seguir apoyándolo con lealtad.

Pero sin ánimo de pautearlo, ¿le gustaría que, en un eventual gobierno suyo, se aprobara?
Conozco a Sebastián Piñera, creo en mi candidato. En su primer gobierno avanzamos mucho en las brechas de discriminación, no somos solamente eslogan, y concretamos. Por eso, tengo confianza en las decisiones que él toma.

El proyecto se ingresó con la posibilidad de adopción. ¿Está de acuerdo?
Sí. Soy partidaria de un matrimonio civil para personas del mismo sexo y, dentro de eso, está la posibilidad de adoptar, y el presidente Piñera ya lo ha dicho: impulsará una nueva Ley de Adopción, que ya la presentamos durante nuestro gobierno y que quedó durmiendo en el gobierno de la Presidenta Bachelet. Esta dice relación con que la Ley de Adopción tiene que tener como bien superior la protección del niño. Y esa prelación de quién es la mejor pareja para adoptar al niño o niña la tienen que determinar los jueces de familia.

¿Cree que eso le pueda traer problemas al ex mandatario? Durante la tramitación del AVP trajo conflictos con la UDI…
El presidente ha dicho que él va a promover una nueva Ley de Adopción. En ese sentido, el foco debe estar puesto en terminar las trabas, acortar los tiempos de adopción y tener al niño como la persona prioritaria de tener una oportunidad de que una familia lo acoja y le dé cariño. Si es que va a tener un costo, el presidente nos ha enseñado a todos nosotros que podemos manejar las diferencias con respeto. Yo espero que si llega a ganar, que en cada una de las decisiones sigamos actuando unidos y con respeto.

En la campaña ha generado ruido la postulación por fuera del bloque de José Manuel Edwards. ¿Qué le parece?
En cada una de las decisiones que tomen los parlamentarios de la centroderecha, aunque no sean parte de la coalición, respeto las decisiones personales.

¿Hace un daño a la coalición?
No seré yo quien lo juzgue.

Se ha dicho que ha habido gestiones del comando para evitar que compita. ¿Es así?
No voy a dar a conocer conversaciones que, eventualmente, puedan haber sido en el ámbito de lo privado.

¿Por qué no lo invitaron a la proclamación de los candidatos en La Araucanía? Él apoya a Piñera…
No es parte de la coalición de Chile Vamos. Él tomó la decisión de ir como independiente.

Comentarios
Cargar comentarios
Papel digital