*

Deportes
Compartida
Actualizado el 05/02/2017
Estás leyendo:Chile rompe la maldición en la Copa Davis

Chile rompe la maldición en la Copa Davis

Autor: Carlos González Lucay

Luego de 14 años volvió a ganar en pista rápida y tras cinco venció afuera. Visitará a Colombia en busca del repechaje para el Grupo Mundial.

Chile rompe la maldición en la Copa Davis

Gran parte de la tarea se había realizado el viernes, con los triunfos de Nicolás Jarry y de Christian Garin, quienes habían dejado a Chile en ventaja de 2-0 sobre República Dominicana, en la primera ronda de la Zona Americana I.

Faltaba ese último empujoncito para cerrar la serie. Y qué mejor que fueran Jarry y Hans Podlipnik los encargados de hacerlo. Ambos lucen un buen registro jugando juntos en Copa Davis y en 2015 consiguieron la medalla de oro en los Juegos Panamericanos de Toronto, en una superficie muy similar a la del Centro de Tenis Parque del Este, de Santo Domingo, lugar donde se desarrolla la serie ante los isleños.

Al frente, José Hernández y Roberto Cid, las dos mejores cartas dominicanas disponibles ante la ausencia del ídolo local, Víctor Estrella. Ambos buscaban prolongar la serie un día más. Sin embargo, poco pudieron hacer ante el gran juego chileno.

Rápidamente las diferencias de nivel quedaron en evidencia, sobre todo en los juegos de Cid. La potencia de Jarry y la templanza de Podlipnik para cruzarse en los momentos precisos fueron una pesadilla para los caribeños, quienes intentaban ser levantados por el escaso público local. Dos quiebres encaminaron al primer set a un desenlace rápido. Media hora tardaron los nacionales en cerrar la manga inicial, por un claro 6-2.

El segundo episodio prometía el mismo rumbo. Una ruptura en el comienzo alimentaba esta ilusión. No obstante, Hernández y Cid no bajaron los brazos y devolvieron el break. Con un juego un poco más parejo, el suspenso se estiró. Pero nuevamente apareció la jerarquía para desnivelar. Así, los criollos sentenciaron el set con un 6-4, en 45 minutos de juego.

La desventaja se hizo insoslayable para el binomio dominicano. Destruidos anímicamente, no fueron capaces de más. Así, con dos rupturas y mucha solidez en los servicios propios, la dupla nacional se quedó con el último capítulo, por 6-3, en apenas 25 minutos.

Abrazos, arengas y un sobrio festejo coronaron una actuación a la altura de las circunstancias.
Con este resultado, la pareja chilena aumentó su resgistro en Copa Davis, donde acumula tres triunfos y una derrota. Una de esas victorias fue ante los colombianos de Robert Farah y Juan Sebastián Cabal, a quienes seguramente volverán a enfrentar en Medellín, entre el 7 y 9 de abril, por las semifinales de la Zona I.

El triunfo nacional, de paso, cortó una racha de cinco años sin imponerse en una serie como visita. La última vez que había ocurrido fue en 2012 ante Uruguay, en Montevideo. Además, se terminó con una maldición de 14 años sin vencer en canchas rapidas y que había comenzado después derrotar a Venezuela, en Caracas.

Por otra parte, Nicolás Massú ratificó su condición de capitán chileno con mejor rendimiento en la historia de la Copa Davis, con siete series a favor y apenas dos perdidas, en un balance de 33 partidos ganados y nueve perdidos, durante sus tres años al frente del equipo.

Hoy, a partir de las 11.00, la escuadra nacional buscará volver a ganar por 5-0 como visitante después de 13 años. Para esta misión, los encargados serán Nicolás Jarry y Tomás Barrios. Este último remplazará a Christian Garin y, de este modo, con 19 años, jugará su primer partido oficial por el torneo de la ensaladera.

Papel digital