*

Negocios
Abrir menú
Compartida
Actualizado el 03/07/2016
Estás leyendo:El fashion emergency de los barrios comerciales

El fashion emergency de los barrios comerciales

Autor: Carolina León S.

El año 2014 los ministerios de Economía y Vivienda lanzaron el Programa Barrios Comerciales, una iniciativa que busca revalorizar la economía y el patrimonio de 62 barrios distribuidos a lo largo de Chile. Transcurrido un año y medio, los locatarios cuentan sus experiencias.

El fashion emergency de los barrios comerciales

“Emprender y tener un pequeño local es como tener otra casa. Uno siempre quiere que su casa sea bonita a los ojos del resto, acá pasa lo mismo, queremos que nuestros locales y nuestro barrio sea bonito para atraer a nuestros clientes”, cuenta Alejandro Sánchez, comerciante del Barrio de Las Telas en la comuna de Independencia, lo importante que es para los locatarios tener una buena imagen como barrio comercial. 

En septiembre de 2014 los ministerios de Vivienda y Economía lanzaron el Programa Barrios Comerciales, iniciativa de Sercotec que busca reactivar la economía y al mismo tiempo revalorizar el patrimonio cultural de los barrios del país. Esto potenciando a los pequeños comerciantes con capacitaciones, herramientas y mejoras estructurales en sus barrios. 

“Con la llegada de los malls y los centros comerciales poco a poco los barrios fueron perdiendo su lugar. La vida de barrio en sí se vio muy afectada, las personas dejaron de conectarse con los almacenes, los pequeños comerciantes y sus vecinos”, sostiene Cecilia Schroder, gerente de programas de Sercotec.

A un año y medio desde el anuncio, son 62 los barrios comerciales beneficiados con la iniciativa. A continuación, los comerciantes cuentan sus experiencias y expectativas en torno al programa.

Herramientas

“Este programa nace para darles un empujón a los comerciantes. Nos dimos cuenta que los barrios no tienen las herramientas para competir contra los malls, con esta iniciativa queremos generar asociatividad entre los locatarios para que en su conjunto potencien sus barrios y reactiven su economía”, afirma Cecilia Schroder. La iniciativa corresponde a la medida n°41 de la Agenda de Productividad, Innovación y Crecimiento, y tiene como finalidad fortalecer los barrios comerciales revalorizando el rol económico, social y cultural que tienen en la sociedad.

Cada uno de los ministerios involucrados dispuso de un presupuesto para cada una de las fases del programa. En la primera fase de activación comercial, Economía invertirá en total $ 3.600 millones destinados a financiar estudios, asistencias técnicas, pasantías y otro tipo de actividades. Esta etapa contempló una duración de entre seis meses a un año.

“Con ese presupuesto se financia la parte de activación económica del barrio. Se han financiado diversas actividades para que los locatarios puedan fortalecer sus capacidades, en las que ellos mismos han determinado que tienen brechas”, explica Schroder.

En la segunda fase de revitalización comercial, la inversión del Ministerio de Vivienda podrá llegar hasta un monto de 30 mil UF ($ 781 millones)  por barrio. Esta etapa contempla la ejecución de las actividades de mediano y largo plazo del plan de desarrollo comercial y urbano de cada barrio, en un lapso entre dos a tres años.

“La mayoría de los barrios que conforman el programa están en la fase de activación comercial. Estamos desarrollando junto a ellos los planes de desarrollo comercial y urbano de cada uno de los barrios para comenzar a ejecutar algunos arreglos estructurales, como la instalación de luminarias, toldos, letreros, etc.”, sostienen desde Sercotec.

Los protagonistas

“Hoy en día los malls acaparan una gran cantidad de público y los pequeños locales comerciales están olvidados, pero a pesar de eso, creo que con el apoyo de este programa se le puede dar una nueva imagen a los barrios comerciales que hay en el país”, sostiene Daniel Aboitiz, locatario del barrio comercial Galerías Tajamar.

Algunos de los barrios que se encuentran afinando los últimos detalles para comenzar la segunda fase del programa son: el Barrio de Las Telas de Independencia, las Galerías Tajamar de Providencia, el Barrio 18 de Septiembre de Punta Arenas y el Barrio Independencia de Ovalle.

Sus protagonistas, los locatarios, cuentan que si bien el proceso ha sido lento, aseguran que ha sido una espera que valdrá la pena. 

“Sercotec lleva como un año y medio trabajando con nosotros acá en el sector. El inicio fue lento pero pronto comenzarán a verse los resultados. Arreglarán las calles Dávila y Aníbal Pinto para que sean paseos peatonales, les pondrán bancas y toldos para que sea más atractivo para los clientes venir para acá. Nos pondrán letreros nuevos que tendrán el símbolo del barrio, tendremos una identidad”, cuenta emocionado Alejandro Sánchez, locatario del Barrio de Las Telas.

Los pequeños comerciantes de las Galerías de Tajamar se encuentran expectantes con los resultados que podría alcanzar la iniciativa, pero cuentan que debido a la tardanza del programa este ha ido perdiendo apoyo entre los locatarios.

“Al principio hubo mucho interés en el programa, pero a medida que el tiempo pasó y algunos vieron que no había resultados inmediatos, varios comenzaron a perder participación. A mi me pasó lo mismo, pero me di cuenta de que si se quiere potenciar el sector se debe trabajar con tiempo en el diseño de una estrategia que nos permita atraer nuevamente el público a las galerías”, sostiene Daniel Oboitiz, emprendedor de las Galerías Tajamar. 

Luis Cárdenas, locatario del Barrio 18 de Septiembre de Punta Arenas, valora que la iniciativa integre a las regiones. “Es bonito que no se hayan olvidado de nosotros, porque en las regiones también hay vida de barrio (…) además, ha sido muy importante para nosotros que nos incluyan en el desarrollo del programa, porque todos los arreglos que se harán han sido cosas que nosotros como locatarios hemos solicitado, es un programa que nos toma en cuenta”, afirma.

Desde Ovalle, región de Coquimbo, Hugo Olmedo, locatario del Barrio Independencia, valora el rescate patrimonial que otorga el programa. “Nuestro barrio tiene una larga historia, por eso que para nosotros es tan importante que aparezca un programa de este tipo. Gracias a él hemos recibido capacitaciones y hemos obtenido financiamiento para arreglar nuestros locales, adquirir máquinas y otras cosas. Pero una de las cosas que más rescatamos es que nos están ayudando a revalorizar nuestro barrio, que tiene una larga historia que no queremos perder”, cuenta.

Desde Sercotec enfatizan en la relevancia que tienen los barrios como fuente de empleo y crecimiento de gran parte de las micro y pequeñas empresas del país. “La vida de ciudad aunque pasen los años va a continuar necesitando de los pequeños locales, porque son un aporte a la economía, ellos tienen un rol importante que debemos aprender a valorar. Queremos lograr a través de este programa que los comerciantes se unan y trabajen en colaboración para revalorizar sus barrios”, finaliza CecilIa Schroder.

Papel digital