*

Nacional
Compartida
Actualizado el 23/04/2015
Estás leyendo:Geofísico: cenizas del volcán podrían llegar a Santiago en las próximas 48 horas

Geofísico: cenizas del volcán podrían llegar a Santiago en las próximas 48 horas

Autor: Angélica Baeza Palavecino

Las partículas más gruesas y pesadas van a sedimentar rápidamente y esas son las que están cayendo en el sector inmediatamente aledaño al macizo.

Geofísico: cenizas del volcán podrían llegar a Santiago en las próximas 48 horas

El profesor René Garreaud, académico del Departamento de Geofísica y subdirector del Centro de Ciencia del Clima y la Resiliencia (CR2) de la FCFM de la U. de Chile, explicó la situación atmosférica a raíz de la erupción del volcán Calbuco.

“Según los antecedentes recogidos en las primeras horas de este jueves 23, es posible proyectar hacia donde viajaría la pluma del volcán Calbuco en las próximas 24 a 36 horas”, indicó.

“En las imágenes satelitales podrán ver que en la tropósfera baja (700 hPa, 3000 m) predominan los vientos del Oeste, así que esa parte de la pluma se va para Argentina. En la troposfera alta la cosa cambia (sobre los 9 km), pues la presencia de una Baja Segregada -la que además podría dar precipitación en el norte este fin de semana- tiene asociado vientos del Sur Este sobre la zona centro sur. Esto llevaría la parte alta de la pluma hacia el norte, pasando sobre Concepción –hoy jueves- y eventualmente llegando a Santiago –mañana viernes.-“, detalla el profesor René Garreaud.

El meteorólogo explica que “ésta es una columna muy alta que sale desde la base del volcán que está a dos kilómetros de altura y se dice que es de hasta 15 kilómetros, entonces las partículas más gruesas y pesadas van a sedimentar rápidamente y esas son las que están cayendo en el sector inmediatamente aledaño al volcán, en la zona de Llanquihue y hacia Argentina en lugares como Bariloche o San Martín. Pero las que están más arriba, que son las más livianas, se van a arrastrar hacia la zona central, van a pasar por Concepción y podrían llegar a Santiago, pero las veremos sólo en la parte alta no van a llegar necesariamente a la superficie, ya que estamos suficientemente lejos como para que las partículas que lleguen sean muy finas, por lo que van cayendo muy lentamente y a la vez se van difundiendo. Esas partículas pueden afectar la navegación aérea ya que son piedras pequeñas muy abracivas por lo que los aviones tienden a evitarlas. Nosotros -acá en Santiago- sólo las veremos pasar por arriba, así que no debiéramos tener ningún efecto de salud apreciable”.

Comentarios
Cargar comentarios
Papel digital