La Tercera

Guillierismo contacta a Lagos y Frei para que asuman rol articulador en segunda vuelta

“Tengo la sospecha de que hace rato que se están juntando los equipos programáticos. No voy a decir nada, porque puedo ser infidente. Y no sólo con la DC. Se está conversando bastante”, dijo ayer Alejandro Guillier, dando cuenta del plan iniciado al interior de su comando para construir las condiciones para un apoyo de toda la centroizquierda y el Frente Amplio en segunda vuelta.

El diseño se activó a fines de septiembre. Y por esos días el senador ya daba cuenta del trabajo que se estaba desarrollando, cuando señaló que “he dado claras instrucciones de buscar aproximaciones con todos los otros candidatos”. Detrás de ese esquema están los diálogos que han sostenido, de manera informal, miembros de su equipo programático con sus contrapartes de otros abanderados.

Pero existe otro elemento en este diseño. Fuentes del entorno de Guillier dicen que se han activado contactos con los ex presidentes Ricardo Lagos y Eduardo Frei para que ambos jueguen un rol activo y ayuden a lograr ese objetivo.

Las mismas fuentes sostienen que se han enviado emisarios a conversar con cada ex mandatario. La petición ha sido, principalmente, que hagan un llamado público a unir fuerzas para enfrentar a Sebastián Piñera. Otros, además, agregan que el ideal sería que intervengan directamente en la articulación de apoyos para un balotaje.

Los contactos con Lagos se han buscado mantener en reserva, pero han sido liderados -dicen en la Nueva Mayoría y en el entorno del ex mandatario- por personeros del PS y PPD, principalmente.

Quienes han estado elaborando la estrategia dicen que lo óptimo es que esto se logre antes del 19 de noviembre. Sin embargo, añaden que eso ha encontrado trabas: la resistencia de la abanderada DC, Carolina Goic, a evidenciar cualquier señal previa a la primera vuelta, y los mensajes que ha entregado el propio Lagos.

Las señales de Lagos

Fuentes del oficialismo y del entorno del ex mandatario explican que el ex jefe de Estado ha dicho, hasta ahora, que no pretende jugar un rol ni ejercer un llamado de esa naturaleza antes de la primera vuelta, pero que sí habría disposición para después de los comicios de noviembre. Además, quienes han conversado con Lagos explican que una intervención suya debe ir de la mano de un gesto de Guillier hacia él, algo a lo que éste estaría dispuesto, según sus cercanos.

Por mientras, Lagos se ha dedicado a entregar señales al grabar videos de apoyo para candidatos a parlamentarios DC, como Gabriel Silber y Nelson Hadad, así como para cartas del PS y PPD, evidenciando el ascendiente que tiene tanto en la lista guillierista como en la de la falange.

En este contexto, y considerando que el ex presidente intervendría sólo después del 19 de noviembre, en el comando se ha buscado evitar ahondar en el tema. Así, mientras se desarrollan esas gestiones en privado, se definió que públicamente no se va a insistir en un acuerdo previo al 19 de noviembre. Esto, en base al siguiente análisis: dicen que no se debe debilitar a Goic, Beatriz Sánchez y Marco Enríquez-Ominami, sino que apostarán a que crezcan y que, luego, apoyen a Guillier para la segunda vuelta.

“Hoy estamos concentrados en obtener el mejor resultado en primera vuelta (…). Nos interesa que cada una de las candidaturas que representa la centroizquierda obtenga la mayor adhesión posible, de tal manera de provocar que la suma de la centroizquierda sea superior que la votación de la derecha en primera vuelta”, dice el jefe del comando de Guillier, Osvaldo Correa.
Ayer, al llegar a una actividad de celebración de un nuevo aniversario del triunfo del No (ver secundaria), Lagos fue consultado sobre la importancia de lograr la unidad para la segunda vuelta. “Lo que hemos hecho, lo hemos hecho a partir de un entendimiento, de una unidad del mundo socialista de la izquierda chilena. El mundo de una centroizquierda representada por la DCl, el humanismo laico y el humanismo cristiano, han sido fundamentales. Esperemos que lo podamos mantener a futuro”, dijo, reiterando, básicamente, lo que ha dicho anteriormente y evitando entrar en mayores detalles. Y consultado sobre la existencia de dos candidatos del sector, agregó, que “lo ideal habría sido tener un candidato, pero es lo que hay”.

Ayer, durante una actividad con la CUT, Guillier comentó que “el 5 de octubre pensábamos todos muy distinto unos de otros, pero teníamos el común denominador de rechazar la dictadura fratricida y, por otro lado, confiar en que el pueblo chileno, aún con su diversidad, era capaz de construir una democracia y restablecer al menos las confianzas entre nosotros”. En ese sentido, sostuvo que “hoy la promesa es aún más grande: construir un Chile que responda a una sociedad solidaria, donde todos tienen un espacio, donde nadie es excluido y abandonado por los demás”.

El senador Guido Girardi (PPD) dice al respecto que “se requiere de un proyecto mayor que se une en pos de este futuro de Chile que lo pongamos por delante y que convoque a todos los progresistas y demócratas, desde Carolina Goic hasta el Frente Amplio”. Así, recalca que “Lagos sería interesante para poder generar parte de esa nueva síntesis para un proyecto político mayor que cumpla con estos desafíos”. Su par socialista Rabindranath Quinteros señala que “no tengo ninguna duda de que Lagos es la persona ideal e indicada para que cumpla un rol que sirva de puente”. Y agrega: “Él, por ejemplo, ha dicho ‘no me restaré, quiero ayudar a la unificación de nuestro proyecto político’. Él siempre ha dicho que no es lo mismo quién gobierne”.