*

Nacional
Compartida
Actualizado el 01/11/2014
Estás leyendo:Informe de Carabineros revela que el 93% de los robos denunciados en 2014 no tuvo detenidos

Informe de Carabineros revela que el 93% de los robos denunciados en 2014 no tuvo detenidos

Autor: S. Labrín, F. Díaz y corresponsales

Análisis de la policía examinó las 177.975 denuncias efectuadas durante los primeros siete meses del año, a nivel nacional.

Informe de Carabineros revela que el 93% de los robos denunciados en 2014 no tuvo detenidos

Robos a camiones de transporte de valores, donde sus vigilantes son intimidados con armas para sustraer las valijas con dinero (ver página 17), o asaltos cometidos al interior de viviendas en distintos puntos del país, fueron algunos de los delitos a nivel nacional que consideró un informe del Departamento de Análisis Criminal de Carabineros.

El documento de la unidad especializada reveló que nueve de cada 10 de los robos cometidos terminaron sin detenidos en los primeros siete meses del año. El análisis abarca denuncias efectuadas por víctimas entre 2013 y julio de 2014. 

Esta semana, el Indice de Victimización de la Fundación Paz Ciudadana y GFK Adimark dio cuenta de que este indicador llegó a su máximo histórico en 14 años, alcanzando el 43,5%.

Según las cifras de la policía uniformada, a nivel nacional, hasta julio, se efectuaron 177.975 denuncias de delitos. De ese número, 166.027 casos (93,3%) terminó sin detenidos mientras que en los otros 11.948 (6,7%) la policía aprehendió al presunto responsable (ver infografía).

Las regiones que lideran la cantidad de denuncias de delitos violentos están encabezadas por la Metropolitana (16.098), Biobío (1.977), Valparaíso (1.700), Antofagasta (764) y Tarapacá (496). 

En el caso del robo a viviendas, en tanto, la Región Metropolitana acumuló este año 12.885 casos, Valparaíso 5.434 denuncias y el Biobío 4.587. La Araucanía registró 2.502 hechos y Coquimbo, en igual período, sumó 2.325 atracos.

Consultados por la situación delictual y la baja cantidad de detenidos por cometer este tipo de ilícitos, el subsecretario de Prevención del Delito, Antonio Frey, dijo que “no sólo las sanciones y la severidad de éstas son importantes en un sistema de reacción penal que funciona. Es muy importante que tengamos mayor probabilidad de condenar a los culpables. En ese sentido, tenemos mucho que avanzar”.

En esta línea, Frey señaló  que el gobierno trabaja en la aplicación de un proyecto enfocado en el aumento de carabineros y efectivos de la PDI, “pero también en más indicadores de gestión, más transparencia hacia la comunidad. Tenemos un ambicioso proyecto de mejora para el Ministerio Público, con más personal, pero también con mejores indicadores e incentivos para optimizar la persecución penal”.

Según la autoridad, los estándares internacionales relativos a la captura de delincuentes que cometen este tipo de ilícitos bordean el 15% o 20% “en los mejores casos, y tenemos que alcanzar eso para tener mayor probabilidad de condena e inhibir la conducta”.

REALIDAD EN REGIONES

El fiscal regional Metropolitano de la zona Centro Norte, Andrés Montes, dijo que se trabaja en mejorar los resultados a través de la “capacidad del sistema para ordenar y sistematizar la información. Se ha propuesto, por parte del Ministerio Público, la urgencia de contar con unidades de análisis, a  objeto de mejorar la capacidad de esclarecimiento de los delitos y, al mismo tiempo, es necesario que la comunidad pueda participar aportando información respecto de los distintos hechos”.

El gobernador de Valparaíso, Omar Jara, explicó que en la zona se han promovido “las denuncias, porque hemos detectado que han ido bajando (…). El proceso de investigación es muy largo y tiende a terminar sin responsables y hace falta mayor efectividad en las pruebas que se presenten para que sean efectivas. Las cámaras de seguridad, como evidencia, deberían ser consideradas. Todo eso ayuda para las detenciones”.

Agregó que “hay un alza de la victimización, porque tenemos presencia de delitos en las zonas más recurrentes y en barrios residenciales, lo que genera mayor inseguridad social”.

En tanto, la gobernadora de Concepción, Andrea Muñoz, dijo que las cifras generan preocupación.  “El gobierno busca reducir primero la ocurrencia de estos ilícitos. Se está trabajando en tres líneas de prevención de los delitos violentos  en las que se involucra a la ciudadanía, a las entidades públicas como municipios, Ministerio Público y a las policías”, manifestó.

La autoridad provincial agregó que “la primera tarea es generar proyectos de prevención ciudadana y creación de entornos seguros; la segunda es fortalecer la red de trabajo entre la Fiscalía y las policías, donde se considera también mejorar la asistencia a las víctimas de estos hechos delictivos; y, por último, mejorar los programas de reinserción social de quienes hayan cometido estos ilícitos.

Comentarios
Cargar comentarios
Papel digital