*

Entretención
Compartida
Actualizado el 02/04/2015
Estás leyendo:La broma de Playboy sobre los túneles de su mansión a casas de famosas estrellas

La broma de Playboy sobre los túneles de su mansión a casas de famosas estrellas

La revista engañó a los medios con la noticia, que sólo fue una broma de April Fools o día de los inocentes anglosajón.

La broma de Playboy sobre los túneles de su mansión a casas de famosas estrellas

Hugh Hefner, el fundador de Playboy está próximo a cumplir 79 años, por lo que uno de los redactores de la revista -preparando un reportaje- encontró entre el archivo de fotos unas Polaroids de 1977 que mostraban un gran proyecto de excavación debajo de la mansión.

“Le preguntamos al nuevo mánager general sobre las fotos y dijo, con toda naturalidad: ‘Son probablemente de cuando construyeron los túneles en los años setenta”.

Así comienza un artículo del diario español El País, que sostiene en cuñas del redactor, que “decidimos indagar un poco más y logramos una invitación a la mansión para ver si podíamos descubrir algo”, continúa el relato. 

“Los empleados nos llevaron hasta un sótano inacabado (algo raro en Los Ángeles, teniendo en cuenta los terremotos) y nos dejaron comprobar lo que puede describirse como un tesoro de fotos antiguas, planos y proyectos”. En las Polaroids se ve a obreros cavando en el suelo de la mansión y en los planos están dibujados los túneles que irían de la residencia de Hefner hasta las casas de “Mr. J. Nicholson, Mr. W. Beatty, Mr. K. Douglas y Mr. J. Caan”. Obviamente, las siglas correspondían a los actores Jack Nicholson, Warren Beatty, Kirk Douglas y James Caan, quienes a finales de la década de los setenta y principios de los ochenta vivían cerca del magnate y fueron célebres visitantes de la casa.

De acuerdo a la nota, la fecha que aparece en las Polaroids es la única referencia sobre cuándo se habrían construido estos túneles. Según cuenta el artículo, los redactores de Playboy solo consiguieron una declaración off the record de algún empleado que había escuchado “fueron cerrados en 1989”, año que coincide con la boda de Hefner con la conejita Kimberly Conrad, justo cuando la mansión se transformó por un tiempo en una casa familiar.

Ni Hugh Hefner ni ninguno de los actores mencionados en los planos han querido comentar nada acerca del descubrimiento. Por eso, la revista solicita información a todo aquel que haya acudido a alguna fiesta en la residencia que Hefner compró en 1974. ¿Pero quién querría hablar? Si los invitados quieren volver, saben la regla: lo que pasa en la mansión, se queda en la mansión.

TODO ERA MENTIRA

Horas después de publicar esta noticia, Playboy informó que “todo era una broma en la que han caído muchos medios de comunicación, entre ellos este periódico, que creyeron las pruebas y las declaraciones que aportaba la revista”.

Comentarios
Cargar comentarios
Papel digital