*

Mundo
Compartida
Actualizado el 11/10/2014
Estás leyendo:La clase media comienza a emerger en Bolivia

La clase media comienza a emerger en Bolivia

Autor: Alejandro Tapia, enviado especial a La Paz

El 53% de los bolivianos se define de clase media, aunque en realidad serían el 17%.

La clase media comienza a emerger en Bolivia

Germán Castellanos, un sociólogo de 53 años, solía demorar hasta 45 minutos en el traslado que todos los días debía hacer desde La Paz hasta la ciudad de El Alto. “Pero ahora, con el teleférico, demoro poco más de 10 minutos, y puedo subir y bajar varias veces al día”, cuenta a La Tercera. Este profesional, que se define de clase media, se mueve precisamente entre los barrios habitados por este estrato social: la zona sur paceña y la Ciudad Satélite de El Alto. Como nunca antes, la clase media boliviana comienza a surgir.

En la estación Qhana Pata, la última que llega a El Alto en la línea amarilla del moderno teleférico que Evo Morales inauguró a mediados de año, está previsto que se construya un grill y un café Juan Valdez. A su vez, en barrios de la zona sur de La Paz, como Calacoto, San Miguel y Obrajes, se percibe un explosivo crecimiento de departamentos, nuevos restaurantes, galerías, centros comerciales y cines.

“¿Qué hacemos el fin de semana con la familia? Pues vamos al mall”, agrega Castellanos. En Bolivia, el 53% se considera de clase media, aunque el Banco Mundial (BM) estima que este sector sólo representa el 17% de la sociedad. El BM sostiene que, al menos, cinco millones de bolivianos (la mitad de la población) se encuentra entre la clase media baja y la clase media. Este hecho se explica por el crecimiento económico (5% de promedio durante la era de Evo Morales), el aumento de los ingresos y la aplicación de políticas sociales.

¿Cómo se logró todo esto? Si hasta 2006 ingresaban al país US$ 400 millones por la exportación de hidrocarburos, esta cifra asciende hoy a US$ 6.000 millones tras el proceso de nacionalización, montos que han permitido sacar a casi el 25% de la población de la pobreza y comenzar el ascenso hacia la clase media. En este mismo período, el PIB se triplicó de US$ 9.500 millones a US$ 30 mil millones, mientras que el ingreso per cápita pasó de US$ 1.010 a US$ 2.750. Al mismo tiempo, el salario mínimo subió de 72 dólares a 206.

La meta del gobierno

Según dijo a La Tercera Carlos Romero, ex ministro y hombre fuerte del oficialista Movimiento al Socialismo, “tenemos una reducción de la pobreza moderada de 62% a 38% en los últimos nueve años, y de la pobreza extrema de 40% a 20%. Una eliminación de la pobreza extrema nos permitiría continuar con un promedio de 200 mil personas que se incorporan a la clase media cada año”.

De acuerdo con Romero, figura clave del círculo de hierro de Morales, “después de 2025, la clase media boliviana va a superar el 70% de la población”. “Es innegable que la clase media está mejor que antes y que nuevas personas se han incorporado a este estrato. Esto se ve en los aguinaldos, algunos aumentos de sueldos y mejoras en la educación”, señaló el analista paceño Carlos Cordero. Los estratos medios son menos polarizados.

“En Cochabamba hay muchos edificios nuevos y bares, como La Muela del Diablo”, cuenta Carolina, una abogada cochabambina. Liliana Colanzi, joven promesa de la nueva literatura boliviana, comenta a La Tercera que “yo soy de Santa Cruz y, sin duda, Bolivia vive un momento de bonanza económica, y eso se refleja en el boom inmobiliario, en el mayor poder adquisitivo de la población, en el auge de los centros comerciales. Como nunca están llegando a Bolivia franquicias norteamericanas, como KFC, Starbucks, TGI Friday’s, Hard Rock Café. Dato curioso: en vista del discurso antineoliberal del gobierno, paradójicamente, uno de los logros del MAS ha sido la expansión del capitalismo en Bolivia”.

Incluso, hasta en el fútbol boliviano las cosas han cambiado. En la última versión de la Copa Libertadores, Bolívar llegó a la semifinal y The Strongest a octavos. Los recitales también han comenzado a florecer. En abril se presentó, en el Estadio Hernando Siles, Guns N’ Roses. Algunos bolivianos incrédulos dijeron que se trataba del doble de Axl Rose.

Comentarios
Cargar comentarios
Papel digital