*

Nacional
Compartida
Actualizado el 22/11/2014
Estás leyendo:Las carreras que más bajaron y subieron su empleabilidad entre 2013 y 2014

Las carreras que más bajaron y subieron su empleabilidad entre 2013 y 2014

Autor: Paulina Salazar

Técnico en Enfermería y Fonoaudiología muestran mayor retroceso, según mifuturo.cl. Los programas con mayor alza son Ingeniería en Biotecnología y Educador de Párvulos.

Las carreras que más bajaron y subieron su empleabilidad entre 2013 y 2014

Este 1 y 2 de diciembre, miles de alumnos rendirán la Prueba de Selección Universitaria (PSU). Los estudiantes podrán conocer sus resultados el 28 del mismo mes y luego deberán realizar el proceso de postulación a carreras de educación superior. Para tomar esta decisión, deberán considerar varios puntos, incluyendo la vocación, el costo del arancel y la empleabilidad de la carrera a elegir. Este último punto es uno de los más importantes, según concuerdan varios expertos.

 De acuerdo con cifras del portal mifuturo.cl, del Ministerio de Educación, entre los períodos 2013-2014  y 2014-2015, las profesiones que más bajaron su tasa de empleabilidad son Técnico en Enfermería, Técnico en Procesos Industriales y Fonoaudiología (ver infografía). 

“En algunas áreas se está ofreciendo sobre stock de profesionales. Por ejemplo, en muchas carreras de salud, ha habido un crecimiento mayor a la demanda. Cuando esto ocurre, la gente deja de ingresar a estos programas”, explica el director de aprendizaje institucional de la U. Alberto Hurtado, Ricardo Carbone.

Una de esas carreras con sobre crecimiento sería Técnico en Enfermería. Para el experto, una de las explicaciones sería que ésta “venía con una alta matrícula en los últimos años y con alta empleabilidad. Cuando pasa esto, se abren más carreras en otros lugares y lo que se genera es una sobreoferta”. Carbone agrega que, por lo general, “el mercado del trabajo muta dinámicamente más que hace algunos años y pasa que hay carreras que empiezan a quedar obsoletas y, por tanto, se deteriora su empleabilidad”. El programa pasó de tener una tasa de empleabilidad al primer año de egreso, de 75,4% a 65,9%.

 Una opinión que comparte el director de Admisión y asuntos estudiantiles de la U. Católica, Juan Echeverría: “Puede que haya habido saturación de esa carrera en virtud que haya tenido un aumento significativo en los últimos años”. 

¿Por qué una profesión tiene baja empleabilidad? Para Carbone el fenómeno se explica porque “es probable que la carrera no esté asumiendo los cambios del mercado del trabajo en esa profesión. El perfil de los periodistas hace 20 años atrás, no es el mismo que hoy se requiere. Muchas veces no se actualizan, ni se acomodan a las nuevas tendencias”.

Otra de las razones para el académico de la U. Alberto Hurtado es que “hay profesiones que empiezan a ampliar su espectro, ocupando cargos o puestos que antes tenían otros. Es el caso, por ejemplo, de los psicólogos que hoy, además de poder trabajar en una consulta, pueden ser gerente de recursos humanos. Esto también va cambiando en el mercado”.

Los expertos coinciden en que analizar la baja entre un año a otro no genera una tendencia. Según el académico de la U. Diego Portales, José Joaquín Brunner, la baja de 10 puntos en Técnico en Enfermería es importante, “pero uno tendría que evaluar un período de tiempo mayor, para saber si realmente está cambiando el mercado laboral”. 

Sin embargo,  los expertos explican que mirar la variación de un año a otro de la empleabilidad, es una fotografía para que los alumnos presten atención a la hora de elegir una carrera. Por lo general, dice Brunner, los alumnos deben tener precaución cuando se encuentran con profesiones con una tasa de empleabilidad menor al 50%.

“Cualquiera que esté escogiendo qué estudiar, tiene que cruzar su vocación con la tasa de empleabilidad de la carrera”, dice Carbone. El académico de la UAH aclara, eso sí, que muchas “veces pesan más las redes sociales a la hora de encontrar un trabajo, frente a qué tan rentable sea la profesión”. 

Echeverría recomienda, en tanto, fijarse en el tipo de institución a matricularse. “A eso se suman los intereses del joven. Hoy las empresas buscan personas más flexibles, que sean capaces de  aprender permanentemente”.

Carreras que más suben

De las 10 carreras que más aumentaron su tasa de empleabilidad, cinco son programas técnicos. “Es una buena noticia que haya aumentando la empleabilidad en este tipo de programas porque es un segmento que el país necesita desarrollar con mucha fuerza”, dice Echeverría de la UC.

Según los expertos, las carreras que crecieron tienen perfiles comunes: baja matrícula y flexibilidad laboral. Para el primer caso está Ingeniería en Acuicultura y Pesca que subió 6,4% (ver infografía). Según el director de admisión de la U. Andrés Bello, Leonel Vega, esto se explica porque “son carreras complejas de pocas vacantes, donde egresan pocos profesionales”. Y agrega que los planteles que ofrecen la carrera son solo dos a nivel nacional: “Nosotros ofrecemos una matrícula de no más de 12 alumnos. Son profesionales escasos y de altos niveles de remuneración”. 

Lo mismo ocurre, explica, con Biotecnología. “El mercado está requiriendo tecnologización”. La opinión es compartida por Echeverría, quien agrega que a estos profesionales se les ha abierto otro nicho en el mercado: “Hoy existe inversión en proyectos de innovación e investigación, donde estos profesionales pueden insertarse bien, son proyectos públicos privados. Las universidades también los están requiriendo, ya que el país está necesitando este tipo de carreras”. 

Según los datos, otra de las profesiones que subió su tasa de empleabilidad, y que alcanza casi el 100%, es Ingeniería Civil plan común. “Son programas de empleabilidad robusta y que en el tiempo se mantiene como una carrera que el mercado continúa demandando. Esto es porque es una profesión flexible: un ingeniero pueden trabajar en la banca, retail, etc”, dice Carbone.

Comentarios
Cargar comentarios
Papel digital