*

Mundo
Compartida
Actualizado el 10/12/2009
Estás leyendo:Manuel Zelaya: “La idea de salir no fue mía”

Manuel Zelaya: “La idea de salir no fue mía”

El depuesto Presidente dice a BBC Mundo que su posible salida de Honduras fue una iniciativa del gobierno interino.

El depuesto Presidente de Honduras, Manuel Zelaya, negó haber solicitado asilo político en otra nación latinoamericana y aseguró que su eventual salida hacia otro país forma parte de un “proceso de diálogo interno”.

La madrugada de este miércoles se informó que el gobierno interino de Honduras había negado al presidente depuesto un salvoconducto para que saliera del país rumbo a México. Según se informó, mientras que Zelaya pedía ir a México como “huésped ilustre”, mientras que el gobierno provisional hondureño le ofrecía un salvoconducto como “asilado político”

Sin embargo, Zelaya dijo a BBC Mundo, no fue él quien solicitó un salvoconducto para dejar la embajada de Brasil en Tegucigalpa, donde permanece desde el pasado 21 de septiembre.

“Se está gestionando por parte del gobierno de facto (…) una salida mía para ir a hablar del proceso de diálogo en Honduras a otro país”, aclaró Zelaya.

¿Usted pidió un salvoconducto o una autorización al gobierno interino de Honduras para dejar la embajada de Brasil y salir del país?
Se ha estado promoviendo aquí un proceso de diálogo interno, específicamente con el fin de encontrar soluciones. Habló Leonel Fernández (presidente) de República Dominicana y nosotros nos comunicamos con el presidente de México.

Hemos hablado también con otros presidentes de Centroamérica, con los presidentes de América del Sur y, en este sentido, se está gestionando por parte del gobierno de facto –fue prácticamente una iniciativa buscada por ellos– una salida mía para ir a hablar del proceso de diálogo en Honduras a otro país que pudiera dar esas condiciones.

Estaba planteado (República) Dominicana o estaba planteado México para eso.

Considero yo que esto ha sido interpretado como un problema de asilo o un problema de buscar otro estatus político y eso es falso. Totalmente lo niego: yo no he pedido asilo, no quiero asilo, no acepto asilo.

Siempre y cuando las condiciones sean de respetar la dignidad y la investidura del presidente, yo estaré dispuesto a sostener un diálogo con las personas que están interesadas en este proceso de la búsqueda de soluciones para la democracia hondureña.

Según sus palabras, la idea de salir de la embajada de Brasil a otro país no habría partido de usted sino del presidente de República Dominicana e incluso del gobierno interino.
Sí más o menos en esas condiciones. El propio Leonel Fernández me habló en el día de ayer con esa iniciativa.

¿Y de parte del gobierno interino tuvo algún contacto en relación a esa iniciativa?
En forma directa no, sino simplemente a través de terceras personas o de la embajada de México que tiene aquí un encargado de negocios.

¿En qué condiciones podría salir del país?
Eso se había acordado con México. Hay una carta inclusive de México aclarando esa situación para el gobierno de facto de Honduras que era una condición de huésped.

“Huésped distinguido”, así México está recibiendo a su servidor.

¿Qué garantías necesitaría del gobierno interino para salir de la embajada de Brasil?
Yo no he recibido ningún documento, ninguna certificación, ningún escrito, absolutamente nada; por eso yo no me he pronunciado al respecto, porque no hay nada más que las insinuaciones de trámites que se estaban haciendo que entiendo yo que los hizo directamente el encargado de negocios de la embajada de México en la cancillería del gobierno de facto de Honduras.

En caso de producirse su salida de Honduras, ¿sería temporal o definitiva?
Sobre eso no puedo pronunciarme porque no existe ninguna evidencia de que se esté formalizando ese tipo de trámites, entonces al futuro no sabemos qué va a suceder.

¿Va a seguir dentro de la embajada de Brasil?
Yo tengo la hospitalidad de Brasil al cual agradezco sinceramente, tanto al presidente Lula, al canciller (Celso) Amorim, igual a Marco Aurelio (García, asesor en política exterior) y a los representantes aquí en la propia sede diplomática de Brasil en Tegucigalpa.

Ellos han estado luchando igual que toda América Latina por el retorno del orden democrático en Honduras y esto es un sentido positivo de lo que significa la democracia para nosotros y en este sentido nos mantenemos totalmente relajados, tranquilos, buscando realmente una solución para Honduras y no una solución personal para su servidor.

¿Brasil le puso alguna fecha a su permanencia en la embajada?
Brasil ha abierto las puertas para la defensa de este proceso de paz y la reconciliación de Honduras y eso hay que verlo con ojos positivos, como muy loable para el pueblo brasileño.

¿Tuvo algún contacto con Porfirio Lobo, el ganador de las elecciones presidenciales del 29 de noviembre?
Hemos tenido contactos en este sentido por la llamada de Leonel Fernández que se iba a desarrollar un proceso dentro de (República) Dominicana también, con ese sentido hemos tenido algunos contactos.

Usted mencionó varias veces al presidente de República Dominicana, ¿estaría asumiendo un nuevo rol de mediador en el conflicto hondureño?
Bueno, en este momento no puedo confirmarle absolutamente nada. Este tipo de contactos que se tienen con los presidentes son precisamente para buscar una solución.

Así también hemos hablado con el presidente (Oscar) Arias (Costa Rica), hemos hablado con el presidente Lula (Brasil), con el presidente (Rafael) Correa (Ecuador), con el presidente Daniel Ortega (Nicaragua).

Yo hablo frecuentemente con todos los presidentes en la búsqueda de estas soluciones y pronunciarse hacia el futuro, qué es lo que pasará o qué es lo que va a pasar, creo que no me corresponde a mí.

Comentarios
Cargar comentarios
Papel digital