*

Mundo
Compartida
Actualizado el 17/12/2017
Estás leyendo:Marichuy, la indígena que busca la Presidencia en México

Marichuy, la indígena que busca la Presidencia en México

Autor: Valentina Jofré

Con 53 años, la candidata de la comunidad nahua y médico “no tradicional”, cuenta a La Tercera que la forma de gobierno que plantea su candidatura es alternativa. “Se trata de que el pueblo sea el que mande y el gobierno obedezca”, sostiene Marichuy.

Marichuy, la indígena que busca la Presidencia en México

“Ella será quien competirá por la Presidencia de la República. Ella será quien lleve la voz del Concejo Indígena de Gobierno a todo el país, a todo el mundo. Ella será quien lleve la voz de los pueblos y de la sociedad civil. Ella será nosotros, nosotras”. Con esas palabras, el Congreso Nacional Indígena de México (CNI) y el Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) nombraron en mayo pasado a María de Jesús Patricio, más conocida como “Marichuy”, como aspirante a una candidatura presidencial independiente para las elecciones mexicanas de julio de 2018.

Marichuy, de 53 años, madre de tres hijos y originaria de la comunidad indígena nahua en Tuxpan, en Jalisco, es la primera mujer indígena que aspira a la Presidencia mexicana. Antes de comenzar su campaña para juntar firmas para poder presentarse como candidata independiente, se desempeñaba como médico no tradicional. De sus tías y abuelas heredó los conocimientos de la medicina ancestral y trabajaba brindando atención médica a través de la herbolaria, a los habitantes de su comunidad. En 1992 fundó el centro de salud “Calli Tecolhuacateca Tochan” o “Casa de los Antepasados”, en español.

Luego del levantamiento de EZLN en 1994, al año siguiente Marichuy fue invitada a participar en un foro nacional indígena por el movimiento zapatista. En esa instancia, fue elegida como representante de su comunidad.

El interés por esta candidata tiene alcance global. The New York Times destacó a Marichuy como “la mujer indígena que busca la presidencia en México”, bajo el título de “17 cosas que pasaron por primera vez en 2017”. Actualmente, lleva cerca del 11% de las firmas que necesita inscribir con plazo hasta febrero.

Marichuy ha sostenido que el Concejo Indígena de Gobierno no busca ocupar cargos de elección popular, “porque no vamos por el poder de allá arriba donde ya todo está diseñado, donde quitan y ponen, sino que vamos a construir algo nuevo, que es el poder del pueblo, donde el pueblo sea el que mande y el gobierno el que obedezca. Un gobierno colectivo es nuestra propuesta”.

¿Qué la llama a presentarse como candidata presidencial?

La problemática en las comunidades indígenas, el despojo en las tierras. Los megaproyectos que solo han traído destrucción, contaminación, muerte, enfermedades, divisiones y pleitos entre comunidades por los límites territoriales, ya que son formas impuestas por el gobierno.

¿Por qué su candidatura es distinta a la del resto de los aspirantes a la Presidencia?

Porque es una forma distinta. Se trata de que el pueblo sea el que mande y el gobierno obedezca. Es organizarnos desde abajo para construir un México diferente donde haya justicia, libertad y democracia.

¿Cree que el tema indígena aún divide a la sociedad mexicana?

El tema indígena no pretende dividir. Por eso, esta propuesta está pensada para todos. Creemos que tenemos que articularnos para reconstruir a México entre todos, ya que este sistema capitalista es un monstruo gigante que se necesita de todos porque nos quiere acabar a todos.

¿Cuál es su visión sobre la política actual mexicana?

Creo que está secuestrada por la gente que tiene el dinero y el poder, lo pasan de mano en mano entre ellos y solo usan al pueblo pobre y explotado.

¿Cómo se conformó el apoyo de los zapatistas?

Ellos llamaron al primer foro nacional indígena en 1995, y de ahí surge la propuesta de conformar un espacio de encuentro de los pueblos indígenas y, posteriormente, es conformado el Congreso Nacional Indígena con la presencia de la comandanta Ramona y, desde entonces, han caminado juntos con el CNI.

¿Cuenta con un plan anti narcos?

No tenemos un plan anti narcos porque creemos que ellos y el gobierno son lo mismo, van de la mano para implementar los megaproyectos, confundiendo, generando temor, muerte y desaparición para lograr su objetivo. Por eso, nuestra lucha es más amplia.

¿Cuál es su visión acerca de la política migratoria de Donald Trump?

Que quiere separar, dividir, imponer formas de vida aislada o enjaulados, como si con eso ya se solucionarán los problemas que han generado el capitalismo, el racismo el clasismo.

¿Ha tenido un acercamiento con la comunidad mapuche aquí en Chile?

No, solo hemos conocido por los medios que también han tenido problemas de despojo y que también han sido despreciados y les han matado hermanos.

Comentarios
Cargar comentarios
Papel digital