EE.UU. suspende vuelos del Boeing 787 y Lan se suma a la medida Antes de conocerse la decisión, las acciones habían caído 3% por problemas en Japón.

EE.UU. suspende vuelos del Boeing 787 y Lan se suma a la medida

Antes de conocerse la decisión, las acciones habían caído 3% por problemas en Japón.

por S. Novoa / N. Vivanco - 17/01/2013 - 03:56
Boeing 787 Dreamliner abortó un vuelo en Japón el martes 15 de enero de 2013. © Reuters
Boeing 787 Dreamliner abortó un vuelo en Japón el martes 15 de enero de 2013.

Pasadas las 22.00 de ayer Lan informó que siguiendo “la recomendación de la Federal Aviation Administration de EEUU (FAA) y en coordinación con la Dirección General de Aeronáutica Civil de Chile (DGAC), suspenderá temporalmente la operación de sus tres aviones Boeing 787, hasta que la autoridad defina las acciones requeridas para esta flota”.

Esto, pocas horas después que la Agencia Federal de Aviación (FAA) de EEUU suspendió temporalmente los despegues de todos los Boeing 787 registrados en ese país hasta llevar a cabo una exhaustiva revisión: “Antes de dejarlos volar, los operadores de los Boeing 787 registrados en EEUU deben demostrar a la FAA que sus baterías son seguras”.

La medida fue adoptada por la autoridad estadounidense después de que en la mañana fueron abortados los vuelos de dos aerolíneas japonesas, All Nippon Airways (ANA) y Japan Air, debido a que un avión de la primera se vio obligado a aterrizar de emergencia, por problemas con una batería y olor a humo en la cabina. Se sumaban así siete problemas técnicos en 10 días.

Lan detalló que “aquellos vuelos realizados por la flota Boeing 787 serán operados por otros aviones de la compañía, con el objetivo de mitigar el impacto que esta situación pueda ocasionar a sus pasajeros y clientes de carga durante la temporada alta.

La compañía lamenta esta situación y refuerza su compromiso con los más altos estándares en materia de seguridad”. En su caso, los tres Draimliner en operación volaban a Los Angeles, Buenos Aires y Lima.

A las 22.20, las alertas de las agencias de noticias dieron cuenta de la reacción del presidente ejecutivo de Boeing ante la decisión de la autoridad de EEUU: “Estamos comprometidos a apoyar a la FAA y encontrar respuestas lo antes posible”, dijo Jim McNerney, vía comunicado.

La compañía ya estaba siendo investigada por la FAA, debido a problemas como fugas de combustible y fallas en los motores y había emitido temprano una breve declaración, señalando que estaba “al tanto de la desviación de un 787 operado por ANA a Takamatsu en el oeste de Japón. Estaremos trabajando con nuestros clientes y las agencias reguladoras”.

El ministro del Transporte japonés, Akihiro Ota, se mostró preocupado y calificó el incidente de “serio”.

Sin embargo, el presidente de la consultora aeronáutica Teal Group, Richard Aboulafia, aseguró a CNBC que, “no hay nada que apunte a que este modelo sea fundamentalmente defectuoso”.

Aunque reconoció que estos incidentes causarán “enormes costos” para el fabricante y las aerolíneas. Boeing ha entregado 49 unidades del 787 y la mitad es operada por las dos aerolíneas japonesas: ANA posee 17 y Japan Air, siete.

Impacto en el mercado

Tras la suspensión de los vuelos y antes de que la FAA interviniera en la noche, las acciones de Boeing perdieron 3,38% en Wall Street, cerrando en US$ 74,34. Fue la mayor baja desde el 1 de junio de 2012, cuando cayó 3,4% a US$ 67,24. Arrastró consigo al índice Dow Jones, que perdió 0,17%.

Los papeles de la compañía retrocedieron otro 2%, a US$ 72,75 dólares, en las operaciones posteriores al cierre de la sesión, tras el anuncio de la FAA. Mientras que las acciones de GS Yuasa Corp, empresa japonesa que fabrica las baterías para el Dreamliner, retrocedieron bruscamente en las primeras operaciones de hoy.

Analistas de Barclays señalaron a agencias que dada la falta de información por parte de Boeing, además de las investigaciones en EEUU y Japón, “podría ser difícil que las acciones cobren impulso en el corto plazo”.

“Pueden verlo como algo positivo si resuelven los temas y entregan confianza a la gente sobre la seguridad de la aeronave. Sin embargo, en el corto plazo esto será negativo porque obligará a la compañía a realizar importantes inversiones”, dijo a Reuters Ken Herbert, el analista de Imperial Capital en San Francisco.

El 787 tiene un precio de US$ 207 millones y representa un salto en la forma en que se diseñan y construyen los aviones. El proyecto se ha visto plagado por aumentos de costos y prolongadas demoras. Entre sus atributos está el uso de una nueva tecnología de baterías que según la firma consume 20% menos de combustible. Como son de ión de litio tienen el riesgo de incendiarse si son sobrecargadas.

 

ANUNCIOS
  • Sé el primero en comentar comentarios
     
 

    Síguenos en:

  • facebook
  • twitter
  • google plus
  • instagram
  • youtube
  • pinterest
RECIENTES
LO + VISTO

Los beneficios de dormir desnuda

Ahora que las noches están más calurosas por el verano, podemos aprovechar de dejar el pijama en el armario y dormir como llegamos al mundo. No sólo es súper cómodo, sino que además tendría una serie de beneficios.







SIGUENOS TAMBIEN EN:
ACTUALIZA TU EXPLORADOR:

Grupo Copesa Derechos reservados
Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos es legal en este sitio sin el expreso consentimiento de Grupo Copesa.