*

Política
Compartida
Actualizado el 19/06/2017
Estás leyendo:Ricardo Camargo, el otro profesor de Derecho que bajará a la arena política

Ricardo Camargo, el otro profesor de Derecho que bajará a la arena política

Autor: María Paz Ceresuela

Comparte la cátedra de Introducción al Derecho en la U. de Chile con Fernando Atria, y fue compañero de curso de Carola Canelo. Pero la apuesta de Camargo no es La Moneda, sino el Congreso: será candidato a diputado por el Frente Amplio.

Ricardo Camargo, el otro profesor de Derecho que bajará a la arena política

Dice que pertenece a aquella generación que luchó contra la dictadura en los ochenta y a la que luego le fueron aplastadas sus convicciones en los noventa, pero que hoy vuelve al ruedo motivado con aportar desde sus experiencia, aunque rechaza caer en la caricatura: “Yo no me presento como alguien que está representando una generación pero si le veo un valor a que me vean y se deje de identificar al FA -como lo dicen mañosamente algunos comentaristas- como un espacio de cabros que vienen de la universidad y que no conocen el Chile real, el Frente Amplio es mucho más que eso”.

Ricardo Camargo, profesor de la Facultad de Derecho de la Universidad de Chile, relata que fue trabajando como voluntario en la campaña de Jorge Sharp cuando se dio cuenta que este no era cualquier año electoral por lo que se puso al servicio del proyecto del Frente Amplio: “Estamos ante una oportunidad histórica en donde verdaderamente podemos transformar la demanda social en una alternativa política amplia y democrática, que no esté anclada en ideologismos duros sino que sea convocante y al mismo tiempo sería”.

Camargo busca ser diputado por el distrito que incluye las comunas de Maipú, Estación Central, Cerrillos, Pudahuel, Quilicura, Colina, Lampa y Til Til. No tiene una carrera política previa y se dedica a hacer campaña después de su horario de trabajo que le permite financiar esta cruzada. Él es otro académico de derecho de la Universidad de Chile que decide aventurarse como candidato para estas elecciones, al igual que Carola Canelo, quien fue su compañera de curso cuando estudiaban derecho, y Fernando Atria, con quien comparte la cátedra de Introducción al Derecho.

Desde sus años como estudiante de Derecho en la misma universidad, Camargo se encuentra vinculado con el distrito 8. En ese entonces ayudó a levantar la coordinadora de sindicatos base Cerrillos – Maipú, aportando al trabajo sindical que impulsaba la Surda, fuerza política alternativa a la Concertación de la que se desprenden la Izquierda Autónoma y posteriormente el Movimiento Autonomista en donde milita actualmente. “Nunca he sido parte ni de la Concertación ni de la Nueva Mayoría porque siempre critique la democracia que se formó en los 90 que rápidamente dejó de articular fuerza social detrás de ella, privilegiando los acuerdos desde arriba”.

Fue también en la Casa de Bello, en el año 2009 y antes de compartir militancia en el Movimiento Autonomista, donde Camargo comienza su relación con el diputado Gabriel Boric como su profesor en la clase de Teoría Social, electivo que aglutinaba a gran parte del activo político de la Facultad. Dos años después lo apoyó en su candidatura a la presidencia de la Fech contra Camila Vallejo pese a no haber estado convencido desde un principio con la idea de enfrentar a Vallejo: “Me parecía un despropósito levantar una candidatura contra Camila Vallejo que había sido la gran figura del movimiento estudiantil pero entendí la apuesta de Gabriel que fue exitosa y lo apoyé”.

Tras la decisión de Revolución Democrática que impidió que Javiera Parada fuera como candidata, el profesor se presenta como la carta más fuerte del conglomerado de izquierda para lograr un escaño en el parlamento. Si bien lamentó que se perdiera el aporte de Parada para estas elecciones, Camargo comparte la decisión de RD: “Que los partidos políticos fijen criterios de antemano para sus representaciones públicas, y que éstos incluyan que uno no haya tenido infracciones graves como manejar en estado de ebriedad o con algún indice de alcoholemia alto, es completamente válido, legítimo y además correcto”.

Según Camargo, el camino no es fácil en distritos como el suyo en donde el FA no es tan conocido y donde se ha privilegiado una forma de hacer política que cree ha despolitizando a los ciudadanos, pero para él sería una equivocación que el FA desconociera esa realidad y su objetivo de largo plazo: “Este es un proyecto transformador por lo que el objetivo no es meramente ganar un cupo en una diputación, sino que articular una fuerza social y política por lo que olvidar que lo electoral se tiene que poner al servicio de eso sería un gran error”.

Hoy la apuesta programática de Ricardo Camargo en el distrito 8 es aumentar la participación y articular las diversas demandas locales: “Queremos demostrar que la participación ciudadana no es una ilusión o fantasía retórica sino que se requiere con urgencia en los gobiernos territoriales, en los planes de organización territorial y en los proyectos de impacto ambiental, nuestro eje rector es empoderar a las comunidades, que ellas decidan”.

Comentarios
Cargar comentarios
Papel digital