*

Tendencias
Compartida
Actualizado el 11/10/2017
Estás leyendo:Cómo una niña amante de los bichos logró ser publicada por una revista científica 

Cómo una niña amante de los bichos logró ser publicada por una revista científica 

El año pasado sus compañeros de clase se burlaban de ella por su pasión por los insectos. Hoy, y tras el apoyo de cientos de científicos alrededor del mundo, Sophia Spencer de 8 años es co-autora de una investigación publicada en una revista científica de entomología.

Cómo una niña amante de los bichos logró ser publicada por una revista científica 

El año pasado Sophia Spencer de 8 años se convirtió en Trending Topic luego de que su madre escribiera una carta a la Sociedad de Entomología de Canadá. “A Sophia le encantan los insectos y quiere ser entomóloga cuando grande”. De acuerdo a la carta, los niños de su escuela molestaban mucho a Sophia por su amor a los bichos y no quería que ésto afectara su afición a los insectos. “¿Será posible que alguien de la organización hable con ella por teléfono para alentarla para que no deje lo que la apasiona?”, preguntó.

En respuesta, desde la Sociedad de Entomología publicaron la carta en Twitter haciendo un llamado a todos los entomólogos del mundo para mandar mensajes de apoyo a Sophia con el hashtag #BugsR4Girls (“Los bichos son para las chicas”). La respuesta fue inmediata y miles de científicos comenzaron a escribirle a la menor para que no dejara su gusto por la investigación.

Ahora, un año después de este fenómeno, Sophia junto a Morgan Jackson, el entomólogo que difundió la carta, publicaron en conjunto un estudio sobre el fenómeno tras #BugsR4Girls y cómo la aplicación de las redes sociales mejora la representación de las ciencias.

 

El estudio, publicado en la revista Annals of the Entomological Society of America, presenta una sección escrita por la menor titulada “Resultado y beneficios para Sophia, descritos por ella misma”, en donde explica cómo fue para ella todo este fenómeno.

“Se sintió bien que tantas personas me apoyaran, y fue genial ver a otras niñas y adultos estudiar bichos. Me hizo sentir que yo también lo podía hacer, y de seguro, de seguro, de seguro quiero estudiar a los bichos cuando crezca, probablemente a los saltamontes”, explica en el texto.

“Si alguien me dijera que los bichos no son para las niñas, me enojaría muchos con ellos, pero no haría nada. No le hablaría. Creo que cualquier cosa puede ser de interés para cualquier persona, incluyendo los bichos. Además, a no muchos niños de mi colegio les gustan los bichos, pero piensan que son un poco geniales. Le dije a mi mejor amiga y a su hermana acerca de los bichos y ahora ellas piensan que son geniales, ¿y su hermana ya puede tomar cualquier bicho! Creo que otras niñas que vean mi historia también les gustará estudiar a los bichos”

Comentarios
Cargar comentarios
Papel digital