Opinión

El Estado y sus universidades


SEÑOR DIRECTOR
Recientemente se han promulgado dos leyes importantes para el sistema de educación superior nacional. Ellas responden a demandas históricas de los actores involucrados, que requerían mayor regulación, coordinación y aseguramiento de la calidad.
En dicho sentido, corresponde una vez más destacar el rol que le asiste al Estado con sus instituciones de educación superior, donde éste no puede ver a sus universidades como un actor más del sistema. Las casas de estudios estatales son parte del Estado y, por lo tanto, deben comulgar plenamente con la promoción del bien común en la sociedad, bajo los conocidos y aceptados parámetros de autonomía universitaria, para lo cual se requiere de una necesaria coordinación.
Hoy más que nunca el Estado debe proyectar la universidad estatal que desea en su modelo de desarrollo como país, donde no puede ser indiferente a la corresponsabilidad que le asiste con sus propias instituciones de educación superior. Al menos en el nuevo marco legal, existe una base fundamental que permite la adecuada y fundamental coordinación de los actores.
Daniel Burgos Bravo

Seguir leyendo