Crisis de la DC: Myriam Verdugo renuncia a la presidencia de la falange

La presidenta interina y su mesa directiva presentaron la renuncia en la Junta Nacional del partido, instancia en la que, además, se expresó que "claramente fallamos todos". De ser aceptada la renuncia, se abrirá un plazo de 90 días para llamar a elecciones.


Durante la jornada de este sábado se realizó la Junta Nacional de la Democracia Cristiana (DC), la que estuvo marcada por la crisis que enfrenta la falange luego de los resultados obtenidos en las elecciones presidenciales de 2017.

En la junta, la presidenta interina del partido, Myriam Verdugo, y su mesa directiva, presentaron la renuncia a sus cargos. “En este cuadro de dolor, derrota, amargura, de críticas cruzadas, esta mesa acordó presentar ante ustedes, esta Junta Nacional, su renuncia para que se inicie un proceso de renovación partidaria”, informó Verdugo en su discurso.

Además de presentar la renuncia, Verdugo hizo una crítica a la DC. “Claramente fallamos todos. De nueve integrantes de la mesa quedamos seis, tras vivir un proceso difícil y doloroso para a cada uno de nosotros con varios episodios críticos y después de una derrota electoral”.

En caso de que la Junta acepte la renuncia de los directivos, se abrirá un plazo de 90 días para que se efectúen elecciones.

Crisis interna

Luego de haber fracasado en la carrera presidencial, la DC entró en un estado de “revalidación”. Antes de que se llevara a cabo la junta, se presentó un voto político que plantea la necesidad de revalidación y reposicionamineto del partido en nuevos ideales. 

En ese sentido, la DC debe enfrentar una “crisis electoral, política y de respeto interno”, según Verdugo, lo que validaría la masiva fuga de militantes de la falange. Entre los meses de enero y noviembre de 2017, alrededor de 3.000 personas se desligaron del partido. 

“Un gran dolor todas estas pérdidas, pero como dijimos en nuestra declaración como mesa, esperamos que el tiempo nos permita reencontrarnos en la tarea de construir un Chile más justo y solidario bajo la iluminación del humanismo cristiano”, agregó.

Siguiendo esa línea, el voto político presentado señala que “este proceso es muy peligroso y se funda en una frustración respecto al posicionamiento del PDC y a la virtual inexistencia de una verdadera comunidad cívica en su interior”.

Además, Verdugo explicó que distintas creencias de actores de la DC de que “el partido se situaba muy a la izquierda, otros, que se había derechizado“, ponía en evidencia “nuestra falta de definiciones e incapacidad de resolver las diferencias”.

E hizo un llamado para ser una oposición ‘constructiva’. “La ciudadanía decidió que sea la derecha la que gobierne por los próximos cuatro años. Nos puso claramente en la oposición, una oposición que, por el bien del país, debe ser inteligente y pensando en Chile y su gente“, expresó.

Finalmente, la ex timonel de la DC propuso la realización de un congreso ideológico que llevará por nombre “Radomiro Tomic” y que será presidido por el ex Presidente de la República y militante DC, Eduardo Frei Ruiz-Tagle. 

Se espera que el congreso se ponga en marcha en marzo de este año, y “solo una vez que hayamos sido capaces de un proceso participativo y democrático, de encontrar las respuestas y caminos, después de eso podremos pensar en alianzas políticas y electorales. Antes, sería suicidio“, sentenció Verdugo.

Seguir leyendo