Del teatro a la academia: el futuro de los que dejan el Congreso

37 legisladores abandonarán el Parlamento en marzo. Algunos volverán a ejercer sus profesiones y otros esperan un llamado del futuro gobierno.

Después de las elecciones parlamentarias de noviembre, que marcaron el inicio del sistema electoral que reemplazó al binominal, 37 legisladores abandonarán el Congreso en marzo. Algunos son emblemáticos rostros de la política que cesarán sus funciones luego de no conseguir el porcentaje de votos necesarios o tras simplemente no haberse postulado.

El futuro de algunos de los congresistas que no volverán al ejercicio legislativo será diverso: desde regresar a los grandes escenarios de teatro para reírse de la política y develar algunos secretos del oficio hasta retomar sus labores de abogados y en la academia.

Entre otros, hay 13 integrantes de la Cámara que dejarán el Parlamento tras fracasar en su intento de llegar al Senado, objetivo que sólo lograron dos diputados. A ellos se suman cuatro senadores que no alcanzaron la reelección, como el actual presidente del Senado, Andrés Zaldívar. El legislador, una de las principales figuras de la Democracia Cristiana, aparte de formar parte este año del Consejo de Asignaciones Parlamentarias tras una controvertida nominación, también piensa comenzar a escribir sus memorias.

Otro referente de la DC, el senador y ex timonel Ignacio Walker, dictará clases en la Universidad de Notre Dame durante el segundo semestre, y escribirá un libro sobre la Nueva Mayoría. Su hemano, el senador Patricio Walker también será profesor, pero en la Universidad Católica. “Voy a hacer clases en el diplomado de derecho medioambiental. Básicamente, voy a dividir mi tiempo entre la docencia y el ejercicio de la profesión como abogado”, indicó.

El diputado DC Aldo Cornejo, en tanto, escribirá un libro sobre el Congreso y el retorno a la democracia. Y su correligionario Fuad Chahín y el ex DC Sergio Espejo serían quienes tienen planes más políticos. En ese sentido, Chahín pretende buscar la presidencia de su partido, mientras que Espejo estaría trabajando en la creación de una fundación para promover causas ciudadanas y contribuir, además, a la reconstrucción de una fuerza de centroizquierda.

En el caso de los parlamentarios del PPD que dejarán el Congreso, los planes después de marzo son variados. “Estoy preparando un espectáculo unipersonal, que espero a finales de marzo o principios de abril estrenarlo en Santiago. El tema tiene que ver con mis 24 años de político”, relata el diputado Ramón Farías. Además, el legislador evalúa su continuidad en el PPD, cuestionando que “el partido se ha ido desgranando, desarmando, ha perdido el norte y nos han ido robando nuestras banderas de luchas”.

Por otro lado, Guillermo Ceroni dictará clases de política en un semillero de jóvenes líderes en la Región del Maule, mientras que Jorge Tarud -quien no logró llegar al Senado- dijo que “voy a ser consultor en temas de política exterior, defensa y comercio exterior”.

En otros partidos de la Nueva Mayoría, el diputado Lautaro Carmona se dedicaría exclusivamente a la secretaría general del PC, mientras que el ex timonel socialista Osvaldo Andrade retomaría su labor de abogado.

Entre los diputados de centroderecha,Pedro Browne (ex RN y ex Amplitud) planea volver a ejercer como ingeniero, enfocado en las inmobiliarias y la construcción. Además, el legislador confesó no tener proyectos políticos claros, pero se mostró entusiasta a “contribuir en la formación de nuevos liderazgos”.

Gustavo Hasbún (UDI), quien cumplió ocho años en la Cámara, se encuentra a la espera de su postulación a un magíster.

Por otra parte, cercanos al diputado José Manuel Rojo Edwards dicen que el ex RN ha tenido ofertas del mundo privado. Sin embargo, agregan que estaría a la espera de la definición que aún tiene pendiente Piñera para las subsecretarías, intendencias u otros cargos regionales, pese a que Chile Vamos no lo incluyó en sus nóminas.

En una situación distinta se encuentra la diputada Andrea Molina, quien sí fue propuesta por la UDI para cargos de gobierno. “Sigo siendo diputada hasta marzo y ya se verá lo que tenga que venir”, se limitó a señalar.

Seguir leyendo