Tercera PM

Presenta:

Una ley anti millenials: La polémica por la propuesta de Bachelet que elevaría a 40 años la edad mínima para ser presidente

El artículo 24 de la propuesta de Nueva Constitución sube cinco años el actual límite. Con ese cambio, las principales figuras del Frente Amplio quedarían fuera de la próxima elección y ME-O no podría haber sido candidato en 2009. El planteamiento ya generó rechazo en el FA y Chile Vamos.



La propuesta puede sintetizarse así: si Emmanuel Macron hubiese nacido en un Chile bajo la Constitución propuesta por Michelle Bachelet, no podría haber llegado a La Moneda.

Con 39 años, el líder francés sorprendió al mundo el año pasado ganando las elecciones de su país. Pero Macron no habría cumplido con una de las reglas que fija la nueva Carta Magna enviada ayer por la mandataria al Congreso: en el inciso primero del artículo 24, se señala que se deberá “tener cumplidos cuarenta años de edad” para ser elegido.

No es el único caso en el mundo: por ejemplo, Jacinta Ardern, la carismática premier de Nueva Zelanda, también habría quedado fuera, porque llegó a esa posición a los 37 años.

La nueva regla sorprendió no sólo porque no estaba en el radar de nadie, sino porque, en estricto rigor, es un retroceso a la fecha que fijaba la Constitución de 1980: entre las reformas constitucionales hechas por Ricardo Lagos en 2005, se había bajado la edad para postular a la Primera Magistratura desde 40 a 35 años.

La medida puede parecer inocua, pero tuvo efectos políticos casi inmediatos y profundos. En la elección de 2009, Marco Enríquez-Ominami remeció el escenario del país con el 20% que tuvo su candidatura. Y bajo la propuesta de Bachelet, ME-O tampoco podría haber sido candidato: con 36 años cumplidos, fue el único de los aspirantes a La Moneda en las últimas tres elecciones al que le favoreció la modificación para poder postular.

Y, en la eventualidad de que la Constitución de Bachelet fuese aprobada, eliminaría de la próxima elección presidencial a todos quienes hayan nacido desde 1982 hacia adelante. Es decir, sería una ley “anti millenials”.

La evolución de la edad para ser “presidenciable”

La medida no fue al azar. Lo explicó Tomás Jordán, el silencioso asesor que ha estado detrás del proyecto de la Nueva Constitución, quien justifica que se exija los 40 años en una lógica en que se aumenta también a seis años el período presidencial y se quiere que La Moneda sea el escalón definitivo de una carrera política. Así lo resumiría Arjona: se busca la amalgama perfecta entre experiencia y juventud.

“La idea es que quien llegue a la Primera Magistratura tenga la experiencia política suficiente para que en esos seis años lleve a cabo todas aquellas ideas que quiera (…) Se favorece la carrera parlamentaria. La idea sería que tú puedas pasar al Congreso y de ahí a la Presidencia. La experiencia política que puede adquirir una persona para acceder a la Primera Magistratura podría ser perfectamente 40 años”, señaló Jordán esta mañana en un debate en La Tercera.

Pero la norma dejaría fuera a figuras como Camila Vallejo, Karol Cariola, Giorgio Jackson, Gabriel Boric, Jorge Sharp o Paulina Núñez. Y si se hubiera aplicado para la pasada elección, 41 de los 155 diputados electos (el 26,5%) no habría cumplido el requisito, así como uno de los nuevos senadores: Juan Ignacio Latorre (RD).

De hecho, para Jackson y Boric la edad ya fue tema en las pasadas elecciones presidenciales: pese a estar entre los políticos mejor evaluados del país, ninguno podía postular por estar bajo el límite de edad exigido. Y ambos apostaron por apoyar con su capital político a otra figura, Beatriz Sánchez.

Pero curiosamente, ambos sí habrían podido ser candidatos durante 140 años. Tanto la Constitución de 1833 como la de 1925 fijaban como requisito para ser Presidente tener “treinta años de edad a lo menos”. Así, Jackson, con 30 años a noviembre del año pasado, y Boric, con 31, habrían estado en regla para aspirar a La Moneda.

Las críticas en el FA y Chile Vamos

La propuesta levantó críticas en el Frente Amplio. El propio Giorgio Jackson -uno de los mencionados como posibles afectados- señaló a La Tercera PM que “nunca le he encontrado mucho sentido a que exista un límite de edad en cualquier sentido. Yo soy partidario de bajar la edad de votación a los 16 años y también creo que en democracia que el que está capacitado para elegir debe poder ser elegido. Por lo tanto nunca voy a estar de acuerdo con que exista un límite arbitrario a la edad para postular a ningún cargo”.

Una postura que reafirmó el ex jefe de campaña de Beatriz Sánchez, Sebastián Depolo. “No entiendo cual sería el argumento para volver a subir la edad para postular a la Presidencia. El principio básico de la comunidad democrática es la igualdad de derechos a elegir y ser elegido como representante. Creo que alejaría aún más a la juventud de la política”.

Con todo, y pese a que el tema fue comentado por las figuras del FA, el debate no generó preocupación. Aunque hace meses se habla de que Sharp podría ser la carta del bloque en 2021, cercanos al alcalde de Valparaíso descartan que tenga intenciones de postular. Lo mismo ocurre con Boric, quien también ha rechazado la idea. Sí existe molestia por la forma en que se presentó la propuesta de Nueva Constitución, pero es algo que -afirman en el FA- va más allá del tema de la edad.

Otra situación particular en esa línea habría ocurrido con Felipe Kast, quien llegó a la primaria de Chile Vamos con 39 años, pero apenas unos días antes de cumplir los 40. “Subir la edad para postular a Presidente sería un error, y sería visto por la ciudadanía como una estrategia para evitar la renovación de la política”, dijo a La Tercera PM el diputado y futuro senador de Evópoli.

Bajo la redacción textual de la propuesta, es probable que Kast pudiera haber sido candidato igualmente, ya que habría tenido esa edad para el momento de la primera elección donde habría podido ser electo de forma directa al cargo, en noviembre del año pasado. Pero igual el caso revela cómo pequeñas modificaciones pueden alterar la escena política.

De todas formas, el rechazo fue la tónica en Chile Vamos. Y el mejor resumen del sentimiento es la postura de Paulina Núñez, una de las principales figuras de RN en la futura Cámara Baja: “Si el requisito es 35 años, debe mantenerse”, afirmó a La Tercera PM. “No me parece, porque mientras en algunos paises desarrollados eligen a presidentes sub 40, aquí pretendemos bajar la edad”.

Seguir leyendo