La Tercera

El alza de la temporada baja

Viajar en temporada baja es una tendencia ya instalada entre los chilenos. Este año, a la fuerte competencia por las tarifas aéreas se suma un dólar bajo que hace aún más atractivas las ofertas. Además, muchos veraneantes frustrados con las casi tres semanas de nubosidad que hubo en enero y febrero en la zona central ya planifican un viaje barato en búsqueda del sol.

Termina el verano y muchos ya están planificando escapadas dentro de Chile y al extranjero. Y es que la llamada temporada baja suele traer atractivas ofertas, las que este 2018 se ven aún más tentadoras por la caída en el precio del dólar, fenómeno que permite ahorrar hasta un 40 por ciento si se compara con las tarifas de verano.

En rigor, la temporada baja no tiene una fecha exacta de inicio, pero para la mayoría de las aerolíneas, agencias de viajes y hoteles parte en marzo y se extiende hasta diciembre, siendo interrumpida sólo por las vacaciones de invierno, los feriados de septiembre y los fines de semana largos que, este año, vienen contundentes.

Hasta hace un tiempo, la temporada baja en Chile era sinónimo de escasez y poco movimiento. En el caso nacional, con destinos y ciudades en las que, si osaba llegar un turista, lo más seguro es que hallaría todo cerrado y tendría muy pocas opciones de ocio y entretención. Llegado marzo o pasado Semana Santa no eran pocos los establecimientos turísticos que incluso bajaban la cortina hasta septiembre. Algo similar sucedía con el transporte, especialmente aéreo, donde el frenético movimiento de turistas estivales decrecía abruptamente después de febrero. Hoy, un gran porcentaje de chilenos no viaja en el verano y prefiere hacerlo durante el resto del año con tarifas más convenientes, acceso a mejores servicios y con muchos destinos menos concurridos que en temporada alta. Según cifras de Sernatur, unos siete millones de chilenos viaja entre abril y julio, y la cifra crece cada año.

Viajar en temporada baja dejó de ser algo esporádico para transformarse en una tendencia que se consolida con fuerza. ¿Por qué resulta atrayente? Hay una mayor oferta tanto aérea como terrestre, con tarifas muy competitivas. Esto es aprovechado principalmente por quienes no están sujetos a las vacaciones escolares, es decir, profesionales jóvenes y adultos con hijos ya grandes. Con los precios de temporada baja pueden ir al Caribe, por ejemplo, a casi la mitad de precio de lo que pagarían en el verano.

Playa de Punta Cana.

“La temporada baja es muy importante para nosotros, porque es una campaña de muy larga duración. Comenzamos ahora en marzo y es para viajar hasta diciembre. Para este año hemos trabajado muchísimo en un mix de destinos, entre los tradicionales, playa y ciudad, y también destinos inspiradores cuyo foco está en las experiencias, tales como visitas gastronómicas, cursos, deporte, spa y compras. Por ejemplo, tenemos España con tours gastronómicos, que incluyen cata de vinos, clases de cocina, degustaciones, etc. O Nueva York de compras con un personal shopper o spa en el Caribe, que hoy tiene una oferta superimportante al respecto”, dice Sergio Correa, director producto y marketing para el Cono Sur de Viajes El Corte Inglés.

Para el ejecutivo, viajar en temporada baja puede significar una reducción aproximada de un 20 por ciento en los precios normales, “incluso en muchas oportunidades puede ser más que eso, por ejemplo, un viaje al Caribe, con vuelo y hotel todo incluido, puede costar 1.800 dólares por persona en temporada alta, sin embargo, en baja temporada puede llegar a pagar menos de 1.200 dólares. Todo depende de la anticipación y de la oferta aérea que exista en ese momento”, afirma Correa.

Piedad Vial, jefa de contenidos de la agencia COCHA, señala que el ahorro varía dependiendo del destino, “pero en general se puede ahorrar entre un 20 y un 40 por ciento. Los destinos más convenientes para esta fecha son Cancún, Punta Cana, Cuba y Cartagena de Indias. En este último el ahorro puede llegar hasta a un 60 por ciento”.

Este 2018, inusualmente la temporada baja está algo más reducida que en años anteriores ya que hay varios feriados con fines de semana largos, los que se toman como temporada alta (uno en marzo, dos en mayo, dos en julio, uno en agosto, uno en octubre y uno en noviembre). Por eso, Mario Aguirre, product manager de Turavion, advierte que es un punto a tener en cuenta al momento de reservar. “Si buscan paquetes a precios convenientes no se pueden elegir en fines de semana largos. Aun así, hay varias condiciones que hacen que muchos se puedan entusiasmar. Hay destinos para los que todavía se encuentran pasajes baratos. Brasil, por ejemplo, ofrece tarifas muy baratas y el nordeste es una superbuena opción para temporada baja. Se pueden encontrar pasajes desde 180.000 pesos, lo que es barato si piensas que un precio conveniente a Río de Janeiro o Sao Paulo parte más o menos en los 250.000 pesos”, dice Aguirre.

Las coloridas fachadas de Buenos Aires.

El precio del dólar, que se ha mantenido bajo los 600 pesos, también ha incidido en las ofertas de pasajes y hoteles. “Evidentemente con la baja del dólar las personas se interesan más en viajar fuera del país. Es mucho más conveniente, en especial para viajeros jóvenes: grupos de amigos o parejas sin hijos que aprovechan para escapar del frío y ahorrar dinero”, dice Piedad Vial, de COCHA.

Otros destinos
Las agencias de viaje y operadores mayoristas coinciden en que la mayoría de los chilenos que viaja al extranjero lo hace en busca de sol y playa y, por lo mismo, los destinos clásicos del Caribe son los más demandados, como Cancún, Playa del Carmen y Punta Cana, o las sudamericanas Cartagena de Indias o Buzios.

“En general el viajero chileno se nutre de las opiniones de otros viajeros, familiares y amigos, todo esto sumado a que estamos lejos de cualquier lugar del mundo, hacen que seamos bastante tradicionales y recurramos a viajar a lugares donde se va a la segura”, dice Djinno Carrasco, gerente comercial de vuelos Atrápalo Chile.

Sin embargo, existe consenso en que también hay viajeros que buscan experiencias nuevas. “Los destinos elegidos para la temporada baja son más bien cálidos, la gente quiere escapar del frío y las playas del Caribe siempre son una muy buena opción. Pero vemos destinos más novedosos y experimentamos un fuerte crecimiento en lugares como Costa Rica, Panamá, Aruba y Jamaica”, dice Sergio Correa, de Viajes El Corte Inglés.

“Definitivamente Costa Rica se ha posicionado como un destino de interés y otro que está teniendo gran demanda es Dubái, con el incentivo además de que próximamente llegará la línea aérea Emirates a Chile”, explica María del Carmen Antonio, travel consultant de Carlson Wagonlit Travel.

Europa, un destino tradicional de temporada baja, también ofrece novedades a los más experimentados. “En esta época los viajeros están prefiriendo rincones más desconocidos de Europa, que se escapan un poco de los destinos más clásicos, y donde destacan principalmente la isla española de Mallorca, Portugal, Gozo en Malta, Split y Dubrovnik, en Croacia, y las islas griegas como Santorini, Mykonos y Milo”, dicen en COCHA.

Dubrovnik, en Croacia.

Mario Aguirre, de Turavion, afirma que Brasil tiene mucho que ofrecer a buenos precios. A su juicio, el nordeste es aún una zona desconocida para los chilenos. “Lo más famoso es Salvador de Bahía, pero es lo más sureño del nordeste, es como el inicio. Están Recife, Maceió, Maragogi, Natal. Y lo que está muy en alza para un tipo de viajero más joven, porque al viajero clásico aún no le llama mucho la atención, es Jericoacoara. Es un sitio precioso, pero más hippie, que está a tres horas por dunas desde el aeropuerto principal, tiene playas y paisajes increíbles. El viajero tradicional prefiere un poco más de comodidad”, dice Aguirre.

Días nublados y Chile
La zona central sumó entre enero y febrero más de 20 días nublados, dejando a muchos sin ver el sol -en diversos balnearios- durante todas sus vacaciones. Frustración que varias agencias de viajes han visto reflejada en consultas y cotizaciones de nuevos clientes en “busca de sol”, principalmente en playas de Sudamérica y del norte de Chile.

Mario Aguirre, de Turavion, lo plantea así. “Claramente el que estuvo todas sus vacaciones con la nube encima es un potencial viajero en esta temporada. Tenemos más consultas, mucha gente no se toma vacaciones en verano, sino que se toma los fines de semana de enero y febrero. Y este año la mayoría de ellos le tocaron nublados, por lo que ahora más le pica el bichito para salir a buscar el sol. Recién mandamos un mailing a nuestros clientes con los destinos del mes de Latam, que fueron Argentina y Perú, y el programa asociado a las playas del norte de Perú ha tenido muchísima más respuesta que los otros de Lima o del sur que son bastante atractivos habitualmente”, explica el ejecutivo.

Para Sergio Correa, de Viajes El Corte Inglés, Chile, por sus diversos paisajes, tiene muchísimo que ofrecer. “Los destinos de sol que siempre funcionan muy bien son los del norte, San Pedro de Atacama, Iquique o La Serena, hay mucho para recorrer, y en temporada baja los precios son muy atractivos”, dice.

El paisaje de San Pedro de Atacama.

Lo cierto es que debido a promociones como la Mega Promo de Latam, que ofreció pasajes aéreos hasta con 61 por ciento de descuento, con tarifas desde 12.000 pesos por tramo con impuestos, o las atractivas promociones que ofrecen las low cost como Sky y JetSmart, cada vez es más barato subirse a un avión.

“En temporada baja las playas del norte de Chile corren con ventaja ya que, si bien es cierto, la temperatura no sobrepasa los 30 °C como en verano, existen casos como Iquique o Arica que siempre son ideales porque promedian más de 20 °C en esta época. La Serena es otro destino destacado, ya que se puede combinar con el Valle de Elqui”, señala Djinno Carrasco, de Atrápalo.

Los rascacielos de Dubái.

OFERTAS PARA TODOS

* Varadero, con pasajes + hotel todo incluido, desde US$ 1.253 por persona en plan doble, Viajes El Corte Inglés.
* Río de Janeiro y Buzios, con pasajes + hotel, desde US$ 799 por persona en plan doble, Viajes El Corte Inglés.
* Crucero por el Caribe, con pasajes + crucero + 2 noches en Cartagena, desde US$ 1.838 por persona en cabina doble, Viajes El Corte Inglés.
* Buenos Aires Básico, traslados, 3 noches, desayuno, city tour, US$ 248 en hab. doble, Turavion.
* Punta Cana All Inclusive, pasajes + 7 noches de alojamiento en sistema todo incluido, traslados, impuestos incluidos, US$ 1.849 en hab. doble, Turavion.
* Playa del Carmen All Inclusive, pasajes + 7 noches de alojamiento en sistema todo incluido, traslados, impuestos incluidos, US$ 1.955 en hab. doble, Turavion.
* Cartagena de Indias, pasajes + 5 noches de alojamiento, desayuno, city tour, tour islas con almuerzo, traslados, impuestos incluidos, US$ 890, Carlson Wagonlit Travel.
* Puerto Vallarta todo incluido, pasajes + 7 noches de alojamiento en sistema todo incluido, traslados, impuestos, US$ 1.305 en hab. doble, Carlson Wagonlit Travel.
* Riviera Maya todo incluido, pasajes + 7 noches de alojamiento en sistema todo incluido, impuestos, desde US$ 1.096 en hab. doble, COCHA.