Abigail Disney: la heredera que se atrevió a encarar al imperio Disney

Abigail Disney WEB

Tras criticar el sueldo del presidente de Walt Disney Company, la nieta de Roy O. Disney saltó a la primera plana. Aquí se retrata a esta productora y filántropa.



"Es hora de llamar a la compañía de mi familia, y a cualquier otra persona rica, a dejar de aprovecharse de sus trabajadores". Con esta frase Abigail Disney tituló la columna de opinión que apareció con su firma el martes 23 de abril en el Washington Post, dando un nuevo paso en su "batalla" contra los ejecutivos de la empresa fundada por su tío abuelo.

Un enfrentamiento que comenzó el domingo 21 de ese mes, cuando vía Twitter ella criticó el sueldo que recibe Robert A. Iger, presidente y director ejecutivo (CEO) de Walt Disney Company, que en 2018 fue de US$ 65,6 millones, calificándolo como "una indecencia desnuda".

Aunque no es la primera vez que la nieta de Roy O. Disney critica el salario de Iger -un sueldo superior en 1.424 veces al del empleado promedio-, ya que en marzo pasado, mientras se presentaba en el canal de negocios CNBC, Abigail afirmó que "El mismo Jesucristo no vale 500 veces más que el salario medio de los trabajadores".

Una reacción que retrata bien a la heredera de una de las compañías más exitosas de las últimas décadas, quien en su biografía oficial se define como cineasta, filántropa y activista, respaldando causas enfocadas en las mujeres y los desposeídos. Es así como apoyó más de 100 proyectos con su productora Fork Films y creó la organización sin fines de lucro Peace is Loud, que promueve movimientos sociales, centrándose en los derechos de las mujeres y la justicia de género.

Disney, quien está casada hace 31 años con el editor literario Pierre Hauser -a quien conoció en la universidad- y es madre de cuatro hijos, también es una veterana productora de cine documental. En 2015 dirigió The armor of light, filme que explora la necesidad de que EE.UU. examine su postura ante las leyes de tenencia de armas. Antes ya había producido Pray the devil back to hell, cinta ganadora como Mejor Largometraje Documental en Tribeca en 2008, que retrata la labor de Leymah Gbowee, activista por la paz de Liberia.

Sus créditos también incluyen la cocreación de la serie de PBS Women, War & peace (2011) y la producción ejecutiva de The trials of spring (2015), iniciativa que incluyó un documental, seis cortometrajes, artículos de periodistas y una conversación en las redes sociales sobre las mujeres y su búsqueda por la justicia social y la libertad.

Heredera con conciencia

Nacida el 24 de enero de 1960 en California, Abigail asistió a la Universidad de Yale, donde estudió Literatura Inglesa, antes de obtener su maestría en Stanford y un doctorado en filosofía en la Universidad de Columbia. En la actualidad vive con su familia en Nueva York, donde junto a su esposo instauró la Daphne Foundation, que financia programas que se ocupan de las consecuencias de la pobreza en esa ciudad y en África occidental.

Según Net Worth Post, ella posee una fortuna estimada en US$ 500 millones, pero destina mucho a donaciones. Sobre esto, afirmó estar "en condiciones de seguir regalando mucho dinero hasta el día de mi muerte. Realmente consideré darlo todo a mis 20 años. Ahora me alegro de no haberlo hecho, porque mi dinero ha crecido y he regalado mucho más de lo que heredé".

Hay que agregar que no es la primera vez que la nieta del cofundador de Disney se ha enfocado en temas de sueldos y pagos. Como miembro del Patriotic Millionaires, es parte de un grupo de millonarios estadounidenses que apoya el aumento de los impuestos sobre los más ricos.

Comenta