Música electrónica y derechos humanos: el proyecto impulsado por el Museo de la Memoria

Gepe. Foto: Rocío Mascayano

La entidad lanza un singular concurso que invita a todo público a crear tracks sintéticos y tecnologizados para aludir a algunos sucesos recientes de la histora del país. En paralelo, se han desarrollado varias charlas y conversatorios.



Mala Memoria V se llama la iniciativa pero su trasfondo es precisamente el opuesto: rescatar sucesos históricos y reivindicarlos en el presente. Además, todo bajo un ropaje singular, el de la música electrónica, casi siempre vinculada al baile, cierto hedonismo y espíritu noctámbulo, pero con un innegable sentido comunitario desde sus orígenes.

Según especifican sus organizadores en un comunicado, la nueva versión del evento es organizado por el Museo de la Memoria y los Derechos Humanos, Balmaceda Arte Joven y curado por la plataforma Grieta y su revista Grieta Mag, y está dirigida a jóvenes residentes en Chile de entre 18 a 30 años, quienes tienen hasta el 30 de junio para postular sus demos a través del sitio web malamemoria.cl.

Entre las composiciones que participen, y en una primera deliberación, el jurado seleccionará 12 participantes, quienes tendrán el privilegio de participar en un taller de tres meses de duración, impartido por el músico y productor chileno-norteamericano, Nicolás Jaar; el productor alemán Atom TM; el músico y productor chileno-alemán Matías Aguayo; y los músicos y productores locales Miguel Conejeros (F600), Alisú y René Roco. Todo con el fin de mejorar su demo en materia de composición y producción musical, y dar forma a un disco recopilatorio con el material seleccionado.

La iniciativa, según subrayan, tiene como objetivo rescatar la historia política, social y cultural que hay tras la música electrónica.

Por eso, a través de música compuesta y producida por herramientas digitales, software y/o hardware, se buscará encontrar trabajos que recuperen el archivo sonoro del Museo de la Memoria y los Derechos Humanos, con el fin de visibilizar y rescatar la cultura política de nuestro país.

Todos los géneros son invitados a participar. Todos pueden ser parte del concurso. No importa que no tengan experiencia, simplemente deben tener las suficientes ganas e interés de enviar una propuesta con instrumentos, tecnología, producción e interpretación a través de medios electrónicos. Cada participante deberá enviar una maqueta o track incorporando, tanto sus búsquedas creativas como los archivos del museo, en formato wav, fac o mp3, en un máximo tres minutos de duración.

Las y los interesados deben postular con una breve descripción del proyecto, además de un demo original e inédito inspirado en algunos de los archivos sonoros que ya se encuentran a disposición de todos en la web del concurso www.malamemoria.cl, sitio donde, además, podrán encontrar las bases y la ficha de postulación.

Serán 12 seleccionados que recibirán, gratuitamente, licencias profesionales de Ableton Live, con el fin de que puedan trabajar sus proyectos, asistir a talleres y clases magistrales, desarrollados; quienes trabajarán cada track hasta dar su forma final, que dará como resultado un CD que compilará el material. Además, se escogerán tres lugares que recibirán $500.000, $300.000 y $100.000 en premios, además de licencias Arturia.

Finalmente, ya se han desarrollado una serie de diálogos que buscan profundizar sobre las relaciones entre la música electrónica, la política y la memoria; todo a través de las Redes Sociales del Museo: https://www.facebook.com/MuseodelaMemoriaChile/.

En ellos han estado Nova Materia, Gepe y Martina Petric.

Hoy al mediodía, en el conversatorio “Políticas del Beat”, estará el músico Daniel Klauser. Y este mismo miércoles, a las 19.00 horas, es el turno de “Lenguaje de máquinas”, abordado por dos clásicos de la escena local: Gabriel Vigliensoni + Sebastián Vergara.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.