El temor del Cacique: historias de grandes que descendieron

Entre el llanto y la incredulidad, gigantes como River Plate, Independiente, Liverpool o Milan han pasado por esta traumática experiencia. ¿Ocurrirá por primera vez en Pedrero?




Aunque no lo quieran reconocer públicamente, el descenso ha sido un tema importante para los dos clubes más grandes del país en las últimas temporadas. Todavía se viven las consecuencias del desastroso 2019 de la Universidad de Chile, cuando finalizaron el torneo en puestos de descenso. Mientras que este año fue el turno de Colo Colo. La institución más ganadora del país corre serio riesgo de descender a la segunda categoría del fútbol local (hoy Primera B) por primera vez en su historia, situación que ya causa temor en el Monumental. Sin embargo, esto no es algo nuevo a nivel mundial. River Plate, Milan y Liverpool son solo algunos de los gigantes que han dejado la máxima categoría de sus países. Un repaso por esas campañas que marcaron la vida de sus fanáticos.

Liverpool y una larga pesadilla

Cuesta imaginar que un club tan grande como el Liverpool descienda. Y es todavía más difícil entender cómo un equipo así permaneció durante ocho temporadas en la Segunda División inglesa. Los Reds perdieron la categoría en la temporada 1953-1954, en la que apenas sumaron 28 puntos. Pero el destino fue aún más cruel con los de Anfield: durante su permanencia en Segunda casi siempre estuvieron cerca del soñado retorno, que parecía nunca llegar. Eso hasta la temporada 1961-1962, en la que se coronaron campeones y volvieron con autoridad a Primera.

Denis Law y un gol que condenó al Manchester United

Una de las historias más paradójicas de la historia del fútbol. El delantero escocés Denis Law, ídolo del Manchester United, alargó su carrera para disputar el Mundial de 1974 con su Selección. Su último año como profesional lo jugó en el Manchester City, conocido archirrival de los Diablos Rojos. El 14 de abril de 1974, en Old Trafford, se midieron ambos equipos por la última jornada de la liga inglesa. El United, como pocas veces en su historia, llegaba seriamente comprometido con el descenso. Por lo mismo, los locales buscaban el triunfo con desesperación, hasta que un letal contragolpe de los Citizens sentenció todo. El autor del gol, de manera increíble, fue Denis Law. Miraba el césped incrédulo de lo que había hecho. En ese momento pidió ser sustituido. Fue el último gol en su carrera profesional. Curiosamente, condenó al descenso al equipo de sus amores.


El Milan, el Totonero y otro fracaso

Dos descensos en tres años. Esa es el histórico registro del Milan a principios de la década del 80. Primero con el escándalo del Totonero, en el que los Rossonero y Lazio fueron descendidos en la temporada 1979-1980 por participar en una trama de apuestas clandestinas. Sin embargo, tras recuperar su sitial en la máxima categoría, en la 1981-1982 vendría otro golpe: terminaron 14º de 16 equipos y volvieron a la Serie B, en la campaña más oscura en la historia de la institución.


El doble llanto de Racing

Los días de diciembre de 1983 fueron los más tristes en la historia de Racing de Avellaneda. El 18 de ese mes, en un partido increíble, la Academia cayó por 4-3 ante Racing de Córdoba y sentenció su primer descenso de su historia, y único hasta ahora, ante el llanto y la desazón de sus fanáticos. Pero la tortura todavía no acababa. El 22 de diciembre, Racing, ya descendido, tuvo enfrentarse ante un inspirado Independiente, en el clásico de Avellaneda. El Rojo se impuso por 2-0 y se coronó campeón de ese torneo en la cara de su golpeado archirrival.


Las páginas más oscuras de la U

No importaron las antiguas hazañas del Ballet Azul. Tampoco importó la victoria 3-0 sobre Colo Colo días antes. Ese 15 de enero de 1989 Universidad de Chile escribió la página más negra de su historia: descendió a Segunda División tras igualar 2-2 con Cobresal en el Estadio Nacional. Un inexperto Manuel Pellegrini no supo revertir una paupérrima temporada 1988 en la que, incluso, dejó por un tiempo el equipo a cargo de su ayudante para ir a un curso de perfeccionamiento en Europa. Eso sumado a años de malas gestiones dirigenciales condenaron a uno de los equipos más populares del país. Un llanto que marcó a una generación.


Atlético de Madrid, un infierno dentro y fuera de la cancha

Carlos Gamarra, Celso Ayala, Hugo Leal, Juan Carlos Valerón y Jimmy Floyd Hasselbaink eran solo algunos de los potentes nombres que conformaron la plantilla del Atlético de Madrid esa temporada 1999-2000. Todos bajo el mando del destacado italiano Claudio Ranieri, proveniente del Valencia. Cuesta creer el final que tuvo ese plantel. Tal vez el momento clave de la temporada ocurrió afuera de la cancha: el 22 de diciembre de 1999 el club fue intervenido judicialmente, por lo que Luis Manuel Rubí tomó el control del equipo, con quien los jugadores fueron mostrando serias diferencias. En lo deportivo, los Colchoneros ya estaban complicados en la tabla y Ranieri fue sucedido en el cargo por el retornado Radomir Antić, quien dirigió a la escuadra la temporada anterior. Pero las cosas no cambiaron demasiado, y llegó el inolvidable 7 de mayo del 2000. A dos jornadas del final, el Atlético necesitaba vencer al Oviedo en el Carlos Tartiere para mantener la categoría, pero eso no ocurrió. En un encuentro increíble, en el que perdían por dos goles y que estuvieron a nada de darlo vuelta, igualaron 2-2 y sentenciaron su suerte.


Juventus, condenada por el Calciopoli

Un descenso que se consumó, a diferencia de los otros casos, fuera de la cancha. Juventus ya se había proclamado como campeona de la Serie A 2005-2006, pero las investigaciones efectuadas en el caso del Calciopoli, un escándalo de influencia arbitral para obtener ventajas deportivas, sentenciaron a La Vecchia Signora como culpable. Como castigo se le quitaron sus dos últimos scudettos (2004-2005 y la mencionada 2005-2006). Fue el primer y único descenso del equipo más ganador de Italia.


River a la B

Tal vez la incredulidad del mítico Tano Pasman es el reflejo de lo que sintieron todos los hinchas de River Plate ese 2011. Un equipo grande, histórico, que año a año se fue complicando con el promedio, sumado a un Daniel Passarella que no tomó las mejores decisiones al mando del club. Así, ese torneo los Millonarios se fueron aproximando cada vez más a la zona roja, hasta que ocurrió lo impensado: tras seis fechas sin ganar, River caía en el Monumental 1-2 ante Lanus y debía jugar la promoción por la permanencia ante Belgrano.

En esa instancia, la Banda Sangre cayó 2-0 en Córdoba en un polémico partido, en el que los fanáticos visitantes invadieron la cancha para amedrentar a sus jugadores. En la vuelta, el 26 de junio de 2011 en el Monumental, un nervioso equipo Millonario despilfarró ocasiones y hasta penales. El resultado fue 1-1. River Plate era de la B.


Independiente, otro grande que cayó

Otro grande de Argentina que tuvo que dejar por primera vez la máxima categoría de ese país. Curiosamente, ese 15 de junio de 2013 Independiente de Avellaneda llegó al partido con San Lorenzo prácticamente condenado. A pesar de esto, los hinchas rojos llenaron el Libertadores de América, y vieron como Ángel Correa convertía el único tanto del encuentro que le daba el triunfo al Ciclón. Los años de malas campañas los sentenciaron. Para el recuerdo quedaron las burlas de los hinchas de Racing que utilizaron la canción “Te vas”, del cantante chileno Américo, para molestar a sus archirrivales.


A Inter de Porto Alegre no le alcanzó con su historia

El equipo en el que brillara Elías Figueroa vivió el momento más negro de su historia el año 2016, en el que descendió por primera vez. El exigente Brasileirão no tuvo contemplaciones con un conjunto que permaneció durante 45 temporadas en la máxima categoría. En una paupérrima temporada, arribaron a la última jornada no dependiendo de sí mismos para salir de la zona de descenso. Sport Recife, su rival por la permanencia, se impuso sobre Figueirense y condenó al cuadro Colorado, que ni siquiera fue capaz de ganar su compromiso ante el Fluminense, en el que igualaron 1-1.

Bonus:

La dura liga de Brasil ha hecho padecer a más de un gigante: Corinthians (2007), Palmeiras (2002 y 2012), Botafago (2014), Gremio (2004) y Cruzeiro (2019) son solo algunos de los clubes que han perdido la categoría en ese país.

En tanto en el resto del continente, San Lorenzo es otro de los grandes de Argentina que sufrió el descenso (1981). En Ecuador, el histórico Emelec bajó en 1980, mientras que América de Cali también hizo lo propio en Colombia en 2011.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.