Muñoz celebra en China

paola muñoz

La chilena ganó una meta y consiguió un histórico 14º lugar en una prueba de alto nivel.




Paola Muñoz mira hacia atrás, les grita a sus compañeras, pero ellas con el bullicio apenas escuchan. Pero sí saben cuál es el mensaje: ¡ganamos! "No podía creerlo en ese momento, sólo quería llorar", cuenta Muñoz.

El triunfo en la tercera meta volante (llamada de montaña) de la última etapa de la Vuelta a la Isla de Chongming coronaba para la pedalera nacional la mejor presentación de un chileno en una prueba World Tour. Después de los 360 kilómetos de competencia divididos en tres días, Muñoz cerró en la 14ª ubicación de la clasificación general. Simplemente, histórico.

La medallista chilena partía el día en la 50ª ubicación de la general y con algo de miedo. Hubo una caída que le recordó la rodada en que se vio involucrada el jueves, y se fue con cuidado. "Pude esquivarlas, pero quedé asustada", confiesa.

Pero de a poco volvió la confianza. La jornada final se vivió en un circuito y ya camino a la segunda meta volante, el Swapit Agolico, el equipo mexicano de la chilena, se dio cuenta de que podían hacer algo más.

Los gritos de las compañeras sí se escucharon fuerte en esa ruta china. ¡Vamos adelante!, decían, y en grupo comenzaron a buscar fugas. "Ese protagonismo la mentaliza a uno y fui adelante con ellas", relata Muñoz. El esfuerzo casi da frutos. Casi, porque en la misma línea de meta a Muñoz la sobrepasaron Chloe Hosking y Giorgia Bronzini. Los pergaminos de ambas pedaleras la dejaron tranquila, así como ese tercer puesto que ya le bonificaba tiempo.

Pero quedaba una última meta donde el equipo coincidió en ir nuevamente por lo alto. Y esta vez resultó: la cabeza de equipo, Muñoz, se quedaba con el primer puesto y más bonificaciones que le permitieron subir en la general hasta quedar 14ª. Un hito para Chile. "Terminamos la carrera con un promedio de velocidad de 42 kilómetros por hora, increíble", relata Muñoz.

La prueba en Shanghai es una World Tour 2.WWT, mismo nivel de que el Tour de Francia o el Girto de Italia y esta buena presentación les abrirá puertas a los mexicanos otras competencias. Además, los 15 puntos UCI no sólo aparecerán como un orgullo para Muñoz, sino que la ayudarán en el camino a clasificar a los Juegos Olímpicos de Tokio.

"Estamos muy felices y yo, agradecida del equipo de que me haya llamado a ser parte de esta tremenda historia que escribimos y que seguiremos escribiendo. El próximo World Tour es en mayo, la Vuelta a California", cierra Muñoz.

Comenta