Pellegrini se aleja de la punta: Betis pierde el clásico con Bravo de titular

Manuel Pellegrini dando indicaciones a su equipo en el derbi contra el Sevilla.

El conjunto verdiblanco cayó por 2 a 0 ante el Sevilla en un partido parejo hasta la expulsión de Guido Rodríguez en la primera mitad. Con esto, se confirma un periodo complejo para el equipo del DT chileno, pues venía de ser goleado por el Atlético de Madrid en LaLiga y por el Bayer Leverkusen en la Europa League. Bravo no pudo hacer nada en los goles.



El de hoy para Bravo y Pellegrini era un partido diferente. De esos que la hinchada siempre quiere ganar. En una de las rivalidades más grandes dentro España, la escuadra de los chilenos debía buscar el triunfo para darle caza a su clásico rival, el Sevilla, que estaba 3 puntos por delante de los verdiblancos. Sin embargo, el Real Betis no pudo. En el clásico de hoy, la escuadra del Ingeniero sucumbió de local por 2 a 0, en un partido parejo hasta la expulsión de Guido Rodríguez en la primera mitad. Con esto, se confirma un periodo complejo para el equipo del DT chileno, pues venía de ser goleado por el Atlético de Madrid en LaLiga y por el Bayer Leverkusen en la Europa League.

Ya en la previa se veía venir que el partido sería disputado. Los hinchas verdiblancos recibieron a sus jugadores con algarabía a la entrada del Benito Villamarín, conscientes de que el derbi era importante de cara a las aspiraciones europeas del conjunto de Bravo y Pellegrini.

Y el encuentro, como buen clásico, comenzó intenso. El Sevilla comenzó avisando en la cancha verdiblanca con arremetidas de Lamela y Ocampos. Pero el Betis respondió con una llegada de Fekir a los 7′. Sin embargo, a los 16′ el Sevilla apretó y un centro de Ocampos que peinó Acuña obligó a una espectacular estirada del cancerbero nacional. A pesar de que el jugador sevillano estaba offside, la tapada del chileno fue aplaudida por todo el Benito Villamarín. A esa altura, Bravo avisaba que estaba en cancha.

El partido estaba para cualquiera y a los 22′ Rodri probó las manos de Bono con un buen remate con rosca desde el costado derecho que el arquero visitante pudo despejar ante la arremetida de William José. Era un centro devenido en tiro que se colaba por el palo derecho del guardameta.

A los 30′ el partido se calentó. Tras una falta a Fekir, los jugadores del Betis continuaron el juego y luego Diego Carlos, defensa sevillano, fue en búsqueda de Guardado, a quien botó de forma brusca antes de la mitad de cancha. Empezaron los empujones y Mateu Lahoz, árbitro, decidió amonestar al central de la visita. A esa altura se sentía el derbi en Andalucía.

A los 36′ el Villamarín se venía abajo con el gol de Bellerín, pero el juez estuvo atento para marcar el offside del exArsenal, que definía de gran forma ante la salida de Bono. Dos minutos más tarde hubo un milagro en el área local. Rafa Mir se perdió un gol solo tras un gran desborde por el costado derecho. El balón llegó manso a las manos de un Bravo que estaba en el suelo y quien luego se levantó para reclamar airadamente un offside inexistente.

Pero al término del primer tiempo, a los 45′, se le vino la noche al Ingeniero, pues Guido Rodríguez fue expulsado por doble amarilla tras una falta en la mitad de la cancha. Golpe duro para los locales que debían afrontar todo un tiempo con uno menos. Así, se fueron al descanso.

En la segunda mitad, el Sevilla, sabiéndose en superioridad numérica, salió en busca del partido. Con más agresividad que en la primera etapa, la visito se volcó al arco defendido por el chileno. A los 52′ Acuña sacó un potente disparo que Claudio Bravo respondió de forma magistral con sus manos.

Sin embargo, a los 55′ otra vez Acuña remató fuera del área y, esta vez, Bravo no pudo hacer nada. Un tiro seco que se coló al primer palo del chileno que se estiro inútilmente. Misil que le reventó el arco. Sobre 70 minutos, el Betis comenzó a presionar más. Tenía que ir a buscarlo. A los 71′ le quedó un balón a Cristián Tello por el costado izquierdo. El extremo remató, pero no pudo darle la dirección necesaria.

Pero a los 81′ el Sevilla resolvió el clásico. Tras un centro por derecha, el balón rebotó en Héctor Bellerín quien, tratando de sacar el balón del área, puso mal el pie, introduciendo el balón en propia puerta. 2 a 0 y un balde de agua fría para el Ingeniero y Bravo.

De ahí en más, la visita se dedicó a manejar el partido. Replegado en la cancha, el conjunto dirigido por Julen Lopetegui empezó a tocar más. Un remate de Tello, de tiro libre en el 90′, fue lo más peligroso después del 2 a 0. Con este resultado, el equipo de Pellegrini y Bravo quedó quinto en LaLiga con 21 puntos. Ahora, los verdiblancos deberán visitar al Elche de Enzo Roco el próximo domingo 21 de noviembre.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.