Sebastián Yatra: "Estoy haciendo una estrategia para llegar el 2021 a Viña"

yatra

El cantante colombiano, una de la estrellas actuales del pop latino, habla con La Tercera de su relación con Chile, su vida amorosa y la última polémica en torno al reggaetón.




Tras más de 14 horas de vuelo entre Milán y Buenos Aires, seguidas de una extensa jornada de grabaciones para la próxima campaña navideña de la multitienda Ripley, Sebastián Yatra (25) es capaz de seguir sonriendo genuinamente para las cámaras. Y detrás de ellas.

No hay muestras de cansancio ni desgano en el joven cantante colombiano, una de las grandes figuras del pop latino del último tiempo y protagonista de una meteórica carrera que hoy lo tiene nominado al Grammy -por su último álbum, Fantasía- y como uno de los líderes del streaming de su generación. Una estrella algo atípica, despreocupado a la hora de exponer su vida privada y capaz de combinar baladas y ritmos urbanos con soltura. La misma con la que recibe a La Tercera luego de la grabación de su spot para la marca chilena.

Allí, lo primero que menciona es lo importante que fue su presentación en la pasada edición del Festival de Viña. "Estar ahí me cambió la vida", confiesa el oriundo de Medellín, quien se apura en subrayar sus deseos de volver a la Quinta Vergara. "Estoy haciendo una estrategia para llegar el 2021 (a Viña) con todo", dice.

Un entusiasmo que se debe a que, según cuenta, "soy un agradecido con la vida, con Dios, con el público chileno y también con Viña del Mar, que me puso en los ojos de todos, porque todo el mundo ve el Festival. Estuve todos los días allí como jurado y también cantando, haciendo como 40 mil cosas. Gocé mucho de ese hermoso país", sintetiza.

Su relación con la audiencia chilena es un barómetro de su rápido ascenso artístico: si en 2017 debutaba en Santiago con un pequeño show en un local de Bellavista, el mes pasado llenó sin problemas el Movistar Arena. "Yo me acuerdo cuando me tocó cantar ahí en (el Club) Chocolate y no fue fácil, porque no fue un show que se haya llenado. Era un lugar pequeño, ponle que entran mil personas y sólo había 150 o 200. Y eso fue hace dos años y medio. Y ahorita haber estado en el Movistar Arena con 12 mil personas, lleno a reventar, sold out cinco o seis meses antes de que fuéramos a cantar, es algo muy loco".

La relación del intérprete de Traicionera con Chile va más allá de los escenarios y muestra de ello es su amistad con Camila Gallardo, la cantante nacional que también debutó en Viña este año y con la que comparte sello discográfico. "Ella es una bacana, así que cuando estoy en Chile por supuesto que nos vemos", asegura.

En esto último es clave la figura de la estrella argentina Martina "Tini" Stoessel, pareja de Yatra y amiga íntima de Gallardo. Con ella, el colombiano, a diferencia de buena parte de los artistas, se muestra abiertamente en conciertos y redes sociales, y sin pudor al momento de hablar de su vida en conjunto. "Es que la cosa es para qué hay que meterle tanto misterio a todo. Nosotros no le metemos misterio al asunto, nos la estamos gozando como dos niños y pasándolo bien. Yo la amo mucho, es una gran persona y que la gente lo sepa, no pasa nada", declara.

Tampoco tiene problemas a la hora de abordar el reclamo de los reggaetoneros contra el Grammy Latino -donde estuvo nominado en tres categorías- por una supuesta discriminación, una de las últimas polémicas del pop en español. "Creo que como industria es importante que abramos la cabeza un poco y miremos qué le está gustando a todo el público, y aceptemos nuevos ritmos y nuevas maneras de hacer las cosas", dice, con la misma seguridad con la que hoy expande su dominio continental.

Comenta