¿Hasta aquí no más llegamos? Cómo se ha ido dañando la relación de la UDI con Chile Vamos

van-rysselberghe-blumel

La votación por paridad de género en el órgano constituyente terminó desgastando la relación entre la UDI y sus socios. Hoy, en RN y Evópoli, calificaron la decisión gremialista como una "pataleta".




"Ministro, ¿cuántos diputados de Evópoli van a votar a favor de la paridad?". Esa pregunta, la respuesta y la resolución final de la historia fueron, para muchos en la UDI, las gotas que rebalsaron un vaso que hace bastante rato estaba a punto de desbordarse en Chile Vamos y que ayer se reflejó con la decisión del bloque gremialista de suspender su participación en la coalición.

Según parlamentarios del oficialismo, ayer, horas antes de la votación en Sala donde se aprobaron los tres proyectos de participación en el proceso constituyente, el diputado Juan Antonio Coloma (UDI) habló telefónicamente con el ministro del Interior, Gonzalo Blumel, donde le preguntó si estaba al tanto de la votación de los seis miembros de la bancada de su partido, Evópoli, en el proyecto de paridad y si se podía hacer un gesto para postergar la votación y buscar un nuevo acuerdo.  Mismos llamados al ministro de Interior que hizo, en horas de la tarde ayer, la presidenta del partido, Jacqueline van Rysselberghe.

Y si bien Blumel no habría dado una respuesta sobre cómo votarían los diputados de Evópoli, la respuesta "vaga" habría sido el primer síntoma de molestia en el gremialismo.

Por eso, cerca de las 18 horas de ayer, la jefa de bancada de la UDI, María José Hoffmann, aceleró las gestiones, y junto a Coloma, en una reunión en la oficina de la Segpres en la Cámara con representantes de los tres partidos de Chile Vamos se le consultó al diputado Luciano Cruz-Coke cuántos votos de Evópoli aprobarían la paridad.  "Dos o tres aprobarán", habría respondido el diputado de Evópoli y a esa hora, los cálculos de la UDI eran que el proyecto que por el cual tanto habían manifestado una férrea oposición desde hace días, terminaría rechazado con votos de Evópoli y gran parte de la bancada de RN.

Luego de eso, según aseguran en la UDI, siguieron las conversaciones para convencer a sus aliados de coalición que rechazaran el proyecto de paridad de género presentado por diputadas y diputados de RN hace dos días. Incluso, dicen en el gremialismo, minutos antes de la votación, el cálculo UDI era "ganamos por uno o perdemos por dos".

Y llegó el momento de la votación. Pocos minutos pasadas las 20 horas de ayer, se procedió a votar en particular el proyecto de paridad de género en  en la Sala y el resultado fue demoledor para el partido que lidera Van Rysselberghe: 98 votos a favor, entre los que se encontraban dos votos de RN -que no tenían considerados- y los seis diputados de Evópoli.

Apenas vieron el resultado en la pantalla de la Sala, la bancada de la UDI se reunió a solas en el Congreso y se comunicaron con la presidenta del partido para contarle lo sucedido. Luego de eso, cuando no había alcanzado a pasar una hora de la votación en la Sala, Van Rysselberghe llamó a Blumel para informarle que su partido congelaba su participación en Chile Vamos.

"Al Presidente (Sebastián) Piñera en esto no le atribuyo ninguna responsabilidad. Yo creo que él tiene un ministro, que es el ministro del Interior (Gonzalo Blumel), que es el jefe político de todos los ministros, y que a mí me parece que tiene que ejercer su rol", sostuvo la senadora. "Si él -porque yo hablé por teléfono con él durante la tarde (de ayer)- no puede ni siquiera controlar a un parlamentario de su partido (Evópoli), de verdad yo creo que tenemos un problema de liderazgo del ministro del Interior", comentó la timonel de la UDI hoy en entrevista con Radio Duna.

Hoy, en tanto, hay voces en la UDI que plantean que La Moneda debe hacer un gesto para solucionar el conflicto. Y que eso se podría traducir en una modificación a los ministros que conforman el comité político: el gremialismo ya habría deslizado al gobierno que la cartera de Desarrollo Social debería estar dirigida por un UDI y no por un independiente como Sebastián Sichel. Y para ese cargo, ya habrían sondeado el nombre del expresidente de la tienda, Ernesto Silva.

Por su parte, el diputado Jaime Bellolio, que siempre ha tenido una dura relación con la presidenta del partido, puso paños fríos a la decisión de su colectividad. "Esto es algo transitorio, veo que hay una molestia importante de diputados y dirigentes del partido y necesitamos reconducir nuestras relaciones y las confianzas. Es evidente que han estado tensionadas para todos, estos 60 días han sido brutales entonces hay varios que esperan que haya un nuevo trato interno de manera que podamos confiar plenamente en lo que hacemos como Chile Vamos. Yo esperaría que el Presidente ayudara a generar esa instancia de reunión y coordinación.", comentó.

Los episodios del "quiebre"

Hoy, varios dirigentes de RN y Evópoli, al ser consultados por la decisión de la UDI la calificaron, en privado, como una "pataleta". De hecho, el líder de RN, Mario Desbordes, hoy habló de una "polémica artificial".

Lo cierto es que la decisión de la UDI venía incubándose hace bastante tiempo en el partido y varios de sus miembros hoy comentaron algunos episodios del quiebre. ¿El último? La decisión de Desbordes de abstenerse en la presentación de la oposición para interpelar a los ministros de Salud, Trabajo y Hacienda. Esto generó que hoy, por Twitter, el diputado Coloma criticara duramente al timonel de RN.

En la UDI, en tanto, agregan como episodios conflictivos cuando con votos de RN se aprobó el proyecto que reduce la jornada laboral a 40 horas, la salida del ex Subdere Felipe Salaberry, las "constantes críticas de Desbordes" a Palacio y al sector y lo que sucedió la semana pasada y que más resiente el alto mando de la UDI: el poco apoyo del gobierno a Andrés Chadwick en la acusación constitucional.

Pero, en concreto, hay varios en el oficialismo que no hablan de quiebre. Hasta este mediodía no había rastros de que la directiva UDI hubiese impartido instrucciones o hubiese intentado propagar la molestia a sus ministros en el gabinete. Tampoco ha habido señales de rebeldía y ni pensar ni de lejos que a algunos de ellos se le haya pasado por la cabeza tirar el mantel e irse del gobierno.

El que sí queda con esto en una posición interesante es el ministro de la Segpres, Felipe Ward, militante y ex diputado del partido. Ward es coprotagonista de este drama, porque la defensa de los cercanos a Blumel -incluso de sus amigos en la UDI- es que si es por reclamar que Palacio no controla a sus parlamentarios, que mejor Van Rysselberghe se queje con Ward y no con Blumel.

"Creemos que es bueno darnos un periodo de reflexión y entender qué es lo que realmente nos une. Esto no puede seguir ni con imposiciones, ni vetos ni desconfianza. A veces sentimos que somos el único partido de derecha y que nos han dejado solos. Y sabemos, estamos muy conscientes de los aportes de cada uno de los partidos de Chile Vamos, de nuestra coalición, pero creo que es positivo reflexionar sobre nuestro futuro y especialmente sobre el proyecto político que queremos construir", comentó la diputada Hoffmann.

¿Qué pasará en el Senado con la paridad?

En el Senado, el proyecto de la paridad de género, pactos para independientes y escaños reservados para pueblos originarios necesita un quórum de 3/5, o sea, 26 votos.

Y con el posible rechazo de toda la bancada de senadores de la UDI, la oposición necesita de dos votos más para aprobar el proyecto. O solo uno, en el mejor de los casos, si es que el senador Carlos Bianchi (Ind) se suma a la aprobación.

En RN, en tanto, el escenario es diverso. Por ejemplo, consultado por si votará a favor, en contra o se abstendrá, el senador Rodrigo Galilea dice que "depende". "No me cierro a algunas fórmulas en cada uno de esos temas, pero previamente debemos tener un acuerdo al interior de Chile Vamos", explica.

Francisco Chahuán, por su parte, afirma que presentará indicaciones a la iniciativa, pero que está de acuerdo con la paridad de género, la representación de los pueblos originarios y la inclusión de independientes. "El proyecto como está lo estaría votando en contra si se mantiene la redacción, salvo que se acojan las indicaciones que vamos a proponer en los tres temas", dice Chahuan.

La senadora Carmen Gloria Aravena votaría a favor, al igual que Manuel José Ossandón.  Esta mañana, el único senador de Evópoli ante la consulta de cómo votará,  dijo que "estoy optimista de que en el Senado podamos mejorar algunos elementos de los proyectos, sin retroceder en los avances que se han dado en materia de pueblos originarios, mujeres e independientes. Sin embargo, añadió que "claramente voy a respaldar lo realizado por Evópoli en la Cámara".

Comenta