Tercera PM

Presenta:

Chilenos detenidos en Malasia: Las últimas gestiones familiares y diplomáticas

malasia
Fernando Candia y Felipe Osiadacz

A más de siete meses de ser detenidos en un confuso incidente en Kuala Lumpur, familiares insisten en que se apliquen vacunas a los detenidos.


Por estos días la preocupación de los padres de Fernando Candia y Felipe Osiadacz -jóvenes que se encuentran detenidos desde agosto del año pasado por homicidio en Malasia- se ha acentuado. A los llamados telefónicos de desconocidos que aseguran tener contacto con autoridades del gobierno del país asiático para traer de vuelta a sus hijos, se suma la inquietud por el estado de salud de ambos.

Los familiares no pierden la esperanza de repatriarlos, pero sienten que el tiempo sigue siendo su mayor enemigo. Hasta ahora las gestiones para velar por la salud de ambos jóvenes no logra resultados. Más aún, porque a pocas semanas de ser detenidos, solicitaron a Cancillería activar gestiones para la aplicación de vacunas contra fiebre amarilla y hepatitis y otras enfermedades, pero aún desconocen dichos resultados.

A la fecha, sólo se han reunido con los dos subsecretarios de los últimos dos gobiernos: Edgardo Riveros y Alfonso Silva. Ambas autoridades se comprometieron a efectuar los trámites, pero sin asegurar que efectivamente se apliquen dichas vacunas.

“Ellos les han dicho a sus padres que no han podido ser vacunados porque son extranjeros. Por ellos, sabemos también que -en al menos tres ocasiones- los han trasladados para ser vacunados en el penal, pero se les ha negado por no ser malasios”, dijo un cercano de los jóvenes que pidió la reserva de su nombre.

Por su parte, el abogado que ha conocido el caso, Juan Carlos Manríquez, confirmó que a la fecha siguen a la espera de conocer los resultados del oficio que envió la Cancillería al Consulado de Chile en Malasia para gestionar las inmunizaciones.

“Hasta ahora esperamos los resultados del oficio que se envió en que se pide la aplicación de vacunas. Estamos también esperando otros sucesos para ver otros pasos a seguir en absoluta coordinación con la familia, abogados contratados por los padres y Cancillería”, sostuvo Manríquez, quien ha conocido el caso de cerca a petición del senador Francisco Chahuán (RN).

Sin embargo, las gestiones desde Chile no se han detenido ad portas del juicio –que se llevaría a cabo durante la primera quincena de agosto- en que el Ministerio Público de ese país comunique los cargos por el homicidio del ciudadano malasio, ocurrido en un confuso incidente al interior del lobby del hotel en que se encontraban los dos jóvenes chilenos.

Piden intervención de ex presidente

Hace unas semanas, Fernando Osciadacz en compañía del Chahuán se reunió con el ex Presidente Eduardo Frei Ruíz Tagle. El contacto se realizó a través de la Fundación Frei y apuntaba a solicitar el apoyo del ex mandatario para los detenidos.

“Es una persona que tiene una amplia red de contacto en el Asia- Pacífico y por ello, ha comprometido su apoyo y su respaldo a los jóvenes”, sostuvo Chahuán tras la reunión.

En la cita Fernando Osiadacz solicitó al propio ex mandatario elevar gestiones para asegurar el estado de salud de los dos jóvenes.

El ex mandatario estuvo al mando de la nación entre los años: 1994 y 2000. La gestión de Frei coincidió en parte con el recientemente electo presidente de Malasia, Mahathir Mohamad, quien desempeñó la jefatura del Gobierno desde 1981 a 2003. El regreso al poder del experimentado político de 92 años genera expectativas en la familia por la eventual gestión de Frei, .

Frei conoce al nuevo jefe de Estado malasio. Ha tenido en diferentes encuentros con él. En noviembre de 1998 se encontraron en el foro APEC, que se llevó a cabo en la capital de Malasia. El país asiático aportó al respaldo de la inserción de Chile en el contexto internacional en medio de la apertura de su economía durante los años noventa.

Por otra línea, el senador Chahuán asumió presidencia del comité interparlamentario Chileno-Malasio.

“Estamos haciendo fuerza por todos lados. Asumí hace una semana y la idea es buscar acercamiento desde los parlamentos para mejorar nuestra relación bilateral y por supuesto ayudar al caso en cuestión”, complementó el parlamentario, quien actualmente por motivos personales se encuentra fuera del país. El parlamentario viajaría a Malasia próximamente.

La Cancillería no se va a referir al tema porque ese es el acuerdo al que se llegó con las familias de los chilenos detenidos.

Seguir leyendo