Ecuador en el Grupo de Lima: giros en el bloque para “fortalecer presión” contra Nicolás Maduro

FOTO: REUTERS

Con la ausencia de México, la instancia avanza hoy en Santiago en una nueva fase para conseguir que nuevos actores se sumen a la estrategia respecto de Venezuela. La administración de Lenín Moreno envió por primera vez un observador al encuentro en Chile.


Con el objetivo de analizar las próximas acciones para tratar de forzar la salida de Nicolás Maduro del poder, Chile y otros 13 representantes del Grupo de Lima se reúnen a puertas cerradas por segunda vez en Santiago –la primera ocasión fue en enero de 2018- desde la creación del bloque. Sin embargo, la lista de asistentes denota algunos giros al interior de la iniciativa multilateral instaurada en agosto de 2017.

Al igual que en la cita del 25 de febrero en Bogotá, México se restó del nuevo encuentro del Grupo de Lima, confirmando la distancia que tomó con el bloque desde que Andrés Manuel López Obrador (AMLO) inició su mandato, en diciembre pasado. No obstante, otros actores como Ecuador, se transformaron en la sorpresa de la jornada al enviar como observador al embajador Efraín Baus, subsecretario de América Latina y el Caribe.

Fue en marzo cuando el mandatario ecuatoriano, Lenín Moreno, confirmó su acercamiento al Grupo de Lima, posición que venía trazando de manera significativa cuando decidió desconocer, al igual que el bloque regional, el inicio del segundo mandato de Maduro y luego de anunciar su salida de la Unasur para unirse al foro propuesto por Chile y Colombia, Prosur.

El embajador de Ecuador en Chile, Efraín Baus, llega para participar en la XII reunión de Cancilleres del Grupo de Lima. FOTO: EFE

Es más, en su visita de marzo a Santiago, Moreno denunció que el expresidente Rafael Correa y Maduro llevan a cabo acciones “contra el régimen democrático ecuatoriano y regional” a través de supuestas transferencias desde Caracas a instituciones ligadas con su antecesor con el fin de “desestabilizar”. Desde su llegada al poder, quien fue calificado como el “delfín” de Correa se desmarcó del anterior gobierno tanto a nivel nacional como internacional, reflejado en un giro a la derecha en la región.

“Tanto el Grupo de Lima, del que Ecuador no forma parte, como otros actores e iniciativas internacionales buscan facilitar la solución de la crisis en Venezuela desde distintas perspectivas. El Ecuador integra el Grupo Internacional de Contacto donde, conjuntamente con la Unión Europea y otros Estados de la región quisiéramos facilitar caminos para el entendimiento, en un marco de justicia y democracia, entre los venezolanos, y para el envío de ayuda humanitaria a favor de los más necesitados. La resolución de la crisis en Venezuela deberá ser fruto de la acción conjunta de todos los venezolanos, sin exclusiones, a través de mecanismos pacíficos y democráticos”, dijo Lenín Moreno, en una entrevista con La Tercera.

“Es necesario sumar actores”

Fue el propio canciller, Roberto Ampuero, quien manifestó ayer la importancia de que “el Grupo de Lima avance hacia una nueva fase y redoble el trabajo para conseguir que nuevos actores internacionales se sumen a la presión” contra el sucesor de Hugo Chávez en Venezuela. En esa línea, tras su llegada a eso de las 10:00 al Hotel Sheraton de Providencia, el ministro de Relaciones Exteriores reiteró su respaldo al pueblo venezolano y señaló que en el encuentro se discutirán las medidas para avanzar hacia el restablecimiento de la democracia en ese país.

En ese marco, la participación de Ecuador en este nuevo encuentro del Grupo de Lima sería fundamental. En ese sentido, Ampuero aprovechó de agradecer la presencia del representante de Quito como observador. Durante más de 25 años, Efraín Baus ha forjado una carrera en la diplomacia de Ecuador ocupando diferentes cargos en el Ministerio de Relaciones Exteriores de ese país. En el mismo sitio web de la embajada ecuatoriana describen a este doctor en Derecho como un “diplomático muy experimentado (…) y funcionario de la Cancillería desde 1986 y en la carrera desde 1990”, con experiencia en el área bilateral y multilateral.

Seguir leyendo