Estado de excepción: la intensa y reservada agenda de Siches para alinear al oficialismo... y recibir quejas

La ministra Izkia Siches.

La intervención de la ministra para lograr apoyos al estado de excepción dio algunos frutos, especialmente en el Frente Amplio. Seis votos oficialistas, que se habían descolgado en la sesión del 14 de junio, en esta oportunidad aprobaron.




Más de dos horas sesionó en forma secreta el martes en la tarde la Comisión de Defensa de la Cámara.

En la ocasión, la ministra del Interior, Izkia Siches, expuso a los miembros de la instancia una evaluación detallada de lo que han sido los estados de excepción constitucional de emergencia, decretados para contener la violencia en La Araucanía y el Biobío.

La intervención de Siches, que desde el martes se desplegó para reforzar los apoyos a una nueva solicitud para prorrogar el estado de excepción, dio algunos frutos especialmente en el Frente Amplio.

El diputado RD Jorge Brito, integrante de la Comisión de Defensa, quien se abstuvo en la ocasión anterior y ahora aprobó, dijo que “la ministra respondió nuestras consultas”.

Así, al menos seis votos oficialistas, que se habían descolgado en la sesión del 14 de junio ante la solicitud de la anterior prórroga, en esta oportunidad aprobaron.

Al final, la Cámara despachó la medida con la venia de 100 votos a favor, 19 en contra y 13 abstenciones.

El despliegue de la ministra fue apoyado por su equipo de asesores tratando de alinear posiciones en favor del nuevo estado de emergencia.

Si bien en ocasiones anteriores, la petición del Presidente había sido subsidiada por los votos de la UDI, RN, Evópoli y el Partido Republicano, las críticas al carácter acotado y las amenazas de algunos legisladores de derecha de no facilitar los votos en esta ocasión, obligaron a que la jefa de gabinete redoblara sus gestiones en el Congreso para reducir al mínimo las disidencias principalmente del Frente Amplio y el PC.

En la sesión del 14 de junio, cuando se votó la primera prórroga del estado de excepción, solo 10 de los 20 diputados del Frente Amplio dieron su voto a favor. En la otra mitad, hubo un voto en contra, abstenciones y ausencias (dos de ellas justificadas por licencias médicas). En el caso del PC, hubo dos votos en contra y dos ausencias. A ellos se sumaron, además, las abstenciones de los independientes Ana María Gazmuri y Tomás Hirsch. En el caso del PS, la única disidente fue la diputada mapuche Emilia Nuyado.

Frente a ese escenario, el equipo de la ministra Siches optó por destinar toda la tarde del martes a los cabildeos, aprovechando que había sido convocada a una sesión especial del Senado para exponer sobre la política de seguridad ciudadana.

Luego, la ministra almorzó con los diputados socialistas. Si bien la secretaria de Estado ha logrado establecer una alianza estratégica con el PS (debido al soporte que le han brindado dos militantes socialistas: su jefa de gabinete, Ana Lya Uriarte, y el subsecretario del Interior, Manuel Monsalve), gran parte de la reunión la destinó a escuchar quejas. Sin embargo, no todos los reclamos eran de su responsabilidad directa.

Por ejemplo, en la ocasión algunos legisladores le plantearon sus reparos a la falta de coordinación política detrás del anuncio de cierre de la fundición Ventanas. También hubo reproches por la indisciplina que ha evidenciado principalmente la bancada del Frente Amplio (grupo político al que pertenece el Presidente Boric) en temas como el estado de excepción.

En la tarde, la titular del Interior sostuvo reuniones particulares en la oficina de la Secretaría General de la Presidencia en la Cámara. Uno de ellos fue diputado DC Jorge Saffirio, representante de La Araucanía, quien le hizo presente los reparos al carácter acotado del estado de excepción.

Según algunas versiones del oficialismo, la diputada de Comunes, Claudia Mix, quien se abstuvo en la votación anterior y ahora aprobó la prórroga, también fue contactada. Sin embargo, al cierre de esta edición, la legisladora no quiso hacer comentarios sobre esas conversaciones.

En la sala, Siches dio otra señal importante y desestimó que el carácter acotado al estado de excepción, con el que se anunció inicialmente, tenga un efecto práctico. “Se ha tratado de hacer un punto político de si este estado es acotado o no acotado, quiero señalar con mucha claridad y también responsabilidad, que operativamente no solo es igual, sino que los resultados en torno al análisis de lo que ha sido el estado de excepción constitucional, instruido e implementado por el gobierno anterior y el actual, no es muy diferente y, de hecho, nuestros datos son superiores”, comentó.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.

Las "piedras del hambre" solo son visibles cuando los niveles del agua son extremadamente bajos, y llevan mensajes escritos por los antepasados alertando tiempos de pobreza, carencia y hambruna producto de la falta de agua.